Los mágicos números de las encuestadoras de la burguesía

Como es típico en año electoral, las encuestas, los encuestólogos, opinólogos y todo tipo de elemento con algún motivo, comenta los números de los candidatos. La oposición, luego de llegar Chávez al poder, hasta hoy en día, no ha logrado siquiera tener un candidato que muestre algo para alcanzar al líder bolivariano, en todos los aspectos Chávez se los lleva de calle, y mucho más en el vínculo amoroso Chávez-Pueblo. Ya el pacto de punto fijo mostró sus costuras por la década de los ochenta, el viernes negro, luego el estallido social del caracazo, las convulsiones del parto revolucionario previos al 4F, la debacle del bipartidismo adeco copeyano y la entrada triunfal de Chávez a Miraflores en 1999, luego de derrotar al candidato burgués del binomio adeco copeyano, Enrique Salas, a pesar de las encuestas.

Hoy, Enrique Salas creo dentro de la oposición su feudo, operó a su estilo para unir a Leopoldo López y Capriles Radonsky, la cara fascista rejuvenecida de la derecha venezolana, agentes del lobby sionista y acérrimos enemigos  del proceso revolucionario popular chavista. A pesar de esta diferencia de clase, objetivos y metas, los neofascistas de primero justicia ahora quieren parecerse a Chávez, le guiñan el ojo a las misiones, aunque claramente afirman la eliminación del FONDEN y las fuentes de financiamiento de las grandes misiones, paradojas burguesas que no resisten el más mínimo análisis. El poderío mediático de la burguesía se activa, se riega cualquier tipo de mentiras como lo del agua contaminada, no obstante, el país sigue su marcha y el pueblo espera tranquilo el 7 O, ya este pueblo está curado de planes desestabilizadores y eso atormenta a la burguesía y el imperialismo que no ve resultado a pesar de la hemorragia de dólares enviados a la MUD en Venezuela.

Si algo ha logrado el pueblo en este proceso revolucionario es desarrollar su olfato para detectar las maniobras y salir a pecho abierto a respaldar a su líder Chávez… luego del golpe de estado de 2002, el pueblo estratégicamente pudo ubicó los puntos políticamente sensibles para la toma del poder, es así cómo rodeo Miraflores, Fuerte Tiuna y la Brigada Blindada de Maracay para reclamar a nuestro  presidente. Ante la campaña mediática  recientemente desplegada, con respecto a la salud de Chávez, el despliegue del pueblo en la calle fue descomunal, viví la experiencia en Trujillo, me tocó trasladarme en buseta de Trujillo a Valera, buseta pública, y en el autobús donde me fui, de algo así como 24 personas, solo una señora no iba a la marcha, verdadero rio humano se movilizó a expresarle su amor al comandante a través de sus propios medios…qué indica esto, consciencia y compromiso revolucionario, algo con lo que no puede contar la derecha ni que se disfrace. Es tan así que los organizadores del PSUV en Trujillo, entre ellos el gobernador Hugo Cabezas, calculaban unas cincuenta mil personas en la marcha, no obstante, la presencia superó las expectativas, algo así como 80 mil personas se concentraron con una alegría desbordada en las calles de la ciudad, igual emoción se repitió en Caracas, Anzoátegui, Barinas, Portuguesa, Carabobo, Táchira y en fin, en todo el territorio nacional. Esto indica algo que la derecha lo sabe pero no lo refleja en sus análisis y sus números, que van al público, el pueblo chavista se despliega con más fuerza cada vez que siente que el líder está en peligro, por eso tratan de hacer una campaña rosa, al menos su candidato y les deja la agenda agresiva a focos que intentan crear el “evento extraordinario” para intentar desconocer la victoria apabullante de Chávez, pero, como dice Chávez “no se les ocurra”, y de verdad, que no se les ocurra porque el contraataque puede ser de resultados muy desfavorables para los sectores burgueses del país.

Seguramente en base a esa conseja, la campaña rosa, los opositores resolvieron presentar a su candidato “diente roto”, nos lo recuerda Marciano en su Piedra de Tranca del viernes 23/03, Diente Roto por lo del cuento, es decir, valga el parangón; presentan un candidato que no propone absolutamente nada, con un discurso vacuo intentan no confrontar con Chávez, imposible lograr eso en medio de una revolución, a riesgo de parecerse tanto a Chávez que termine perdiendo los votos cautivos de la oposición más virulenta y el apoyo de los sectores económicos más reaccionarios que financian la campaña de Radonsky, es en ese contexto y conociendo la falta de escrúpulos de la burguesía y el imperio, que lo del atentado a este candidato toma fuerza, impulsado por grupos de extrema derecha que ven a Capriles como un estorbo… sin embargo la derecha se repliega tácticamente, al menos el sector del candidato Capriles e intenta penetrar el corazón chavista del pueblo, de allí “el deseo” de parecerse a Lula, aunque Lula ya lo ponchó aclarando su apoyo irrestricto a Chávez, no como un elector, sino como el gran hacedor de la unidad latinoamericana que ha sido Chávez y Lula también. Pero no todo es color de rosa para la táctica opositora, sobran quienes no soportan un discurso tan tibio del candidato y vuelven con los insultos contra el pueblo chavistas, nos acusan de violentos, malandros, intolerantes, asalariados, etcétera, etcétera y exacerban los ánimos para no perder la base guarimbera que la necesitaría la derecha a la hora de “calentar la calle”.

Por supuesto que, del candidato opositor, para su propia gente incluso, el desconcierto es tal que, opositores de base se sienten defraudados con un candidato que ni siquiera tibia el ámbito electoral del oposicionismo, las encuestas son lapidarias, no sube ni con todo el respaldo financiero del imperialismo, respaldo de sus ideólogos y esto prende las alarmas por los lados de la casa blanca. Por esta razón recurren a una vieja estratagema, empezar a lanzar datos de encuestas que dan unos números que para cualquier persona que maneje la estadística quedan más desnudos que adán en el paraíso. Cuando la mayoría de encuestas la semana pasada hablaban de más de 20 puntos porcentuales de Chávez sobre Capriles, en cosa de una semana, surge el chiste de Consultores 21, que da un empate técnico, esto mueve a risa, pero el objetivo es desencadenar una “intoxicación” de mensajes al pueblo para que éste se confunda, en búsqueda de justificar escenarios golpistas, ante una realidad electoral muy desfavorable para la derecha, de allí que “envenenar” al pueblo con mensajes confusos intentan que de sus resultados, así que tendremos unos meses subsiguientes muy cargados de este tipo de mensajes de los encuestadores de la derecha. Sería importante conocer la ficha técnica de esa encuesta, la que da un empate técnico entre Chávez y Capriles, debe se tan endeble, su ficha técnica, que ni siquiera los más escandalosos medios antichavistas se han atrevido a publicar solo en las redes sociales con periodistas de dudosa reputación para la inmensa mayoría de venezolanos, pero unos “héroes” para los más recalcitrantes militantes de la ultraderecha fascista de la oposición venezolana, como Alberto Federico Ravell y Nelson Bocaranda, por sus cuentas twitter se animan a presentar semejante “milagro”. Y es que no se podría catalogar de otra forma pretender hacer creer que en una semana es posible remontar 20 puntos porcentuales.

La estratagema no es nueva, ya en 1997-98, a Chávez, las encuestas más osadas le daban  algo así como 4 o 5 puntos, pero la calle hervía con la presencia del líder bolivariano, luego con Rosales, hablaron muchos meses de empate técnico y la encuesta válida, la del día de las elecciones, arrojaron un resultado de 60-40 a favor de Chávez. El pueblo venezolano ya está acostumbrado de este tipo de maniobra numerológica y podríamos decir que ya no le para, pero siempre es menester recordar la historia y sus resultados ulteriores, sobretodo para que no agarre a nadie del chavismo desprevenido, los burgueses que sigan “mascando coba”.

En estas elecciones de 2012 la situación para la oposición es aún más complicada, el chavismo está más organizado, el PSUV hecha raíces sólidas, hay mayor madurez, se marcha un gobernador traidor y eso cómo que nos da más fuerza, nos atrevemos a decirle a quien desde adentro atenta contra la revolución chao, sin inmutarnos, en lo relativo a la gestión social, el impacto de la misión vivienda es muy fuerte, aunado a otras misiones, el comportamiento de un gobierno revolucionario que ha sabido sortear situaciones que los centros del capitalismo mundial no han podido hacer, dejan el discurso opositor en muy malas condiciones, sobretodo cuando intentan vender una oferta que no garantiza lo que la revolución está haciendo por el pueblo. La revolución está saldando la deuda social con los más excluidos, éstos, ante la presencia en caminatas del candidato opositor simplemente observan y no se les nota ni a leguas la emoción que si desencadena el comandante, el pueblo chavista observa las maromas de un opositor que no tiene nada que buscar en los barrios, corriendo el riesgo de perder respaldo del country club y las cámaras de globovisión.

Seguramente seguirá la batalla de las encuestas, el capitalismo mundial ha venido desarrollando una estrategia de uso, como arma de guerra, de los medios de comunicación a su disposición; estos medios no desarrollan la información, se limitan a desencadenar matrices de opinión para provecho de la causa de las burguesías mundiales; el imperialismo desarrolla virulentas campañas contra los pueblos. Ya el presidente de Ecuador, Rafael Correa, declara en este sentido, los medios de comunicación afectan a los pueblos y los gobiernos populares y revolucionarios, en Venezuela no es la excepción, el ataque es bestial.

Como los venezolanos ya estamos curados con este tipo de campaña amarillista, con el manejo irresponsable de los números, para luego que pasen las elecciones justificarse con aquello de, “una encuesta es una fotografía del momento”, como los militantes chavistas sabemos de lo que se trata este tipo de manejo mediático, ya nos había extrañado que encuestas identificadas evidentemente con los sectores de oposición estuvieran dando números tan altos a favor de Chávez, pues la supuesta medición de consultores 21 no es sino un recuerdo para que estemos claros que la burguesía, ante la carencia de votos, lo mejor que encuentra es recurrir a la guerra de las encuestas y el uso de la guerra ideológica con sus medios, con sus medios montaron un golpe de estado que en el fondo pretendía un magnicidio en 2002, no lo olvidemos nunca. La mejor encuesta del chavismo está en la calle, en los encuentros de patrulleros, en las reuniones del polo patriótico, en las marchas de solidaridad con Chávez, quien no vea eso necesita urgentemente de la misión milagro.

¡¡¡CON Chávez RESTEAO!!!

latojeda@gmail.com




Esta nota ha sido leída aproximadamente 3415 veces.



Luis Alberto Toro Ojeda

Publicista. Militante de izquierda. Integrante del Frente Bicentenario de Campesinos del estado Trujillo. Integrante del PSUV.

 latojeda@gmail.com      @latojeda

Visite el perfil de Luis Alberto Toro Ojeda para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Luis Alberto Toro Ojeda

Luis Alberto Toro Ojeda

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Ideología y Socialismo del Siglo XXI


Revise artículos similares en la sección:
Oposición