El epicentro...

Tomando en cuenta los datos aportados el día de ayer por la ministra de Comunicación de la República Bolivariana de Venezuela, Blanca Eekhout, no es difícil definir la importancia internacional que el proceso bolivariano tiene en el concierto universal. No se trata de paranoia pero el ensayo que lleva adelante nuestro pueblo de la mano del líder de la revolución Hugo Chávez, corrobora que "le dio en la madre" al capitalismo mundial imperialista, por ello prenden las alarmas y comienza el diseño de la más cruenta estrategia con la intención de asesinar en todos los aspectos a quien lidera esta batalla y frenar la revolución, teniendo plena conciencia el imperio que sin Chávez no habrá revolución bolivariana posible. Esas amenazas no se quedan solamente en lo moral, de Chávez en el mundo se dice de todo, pero a medida que más ataques recibe mayor es la expectativa que despierta en el mundo, eso suele suceder cuando se construye un liderazgo fundamentado en ideas nuevas libertarias sembradas en los corazones de los pueblos.

Paradójicamente la oposición venezolana acusa al gobierno de cercenarle la libertad de expresión al pueblo cuando los datos presentados por la ministra denota un asedio mediático internacional contra Venezuela, esa es la estrategia de la oligarquía, ellos entienden libertad de expresión la libertad de ellos a manipular y mentir, no al derecho que tienen nuestros pueblos a recibir la información veraz y oportuna para hacerse libremente sus juicios de valor sobre determinada situación; la oligarquía venezolana levanta al cielo su grito cuando la fiscal general de la república, en uso de sus atribuciones y asumiendo su rol presenta ante la Asamblea Nacional senda propuesta jurídica para que sea aprobada una ley que regule las barbaridades y mentiras que difunden los medios privados, acérrimos enemigos del gobierno revolucionario,, eso repercute en el mundo y es aprovechado por la prensa internacional para llamar autócrata a Chávez y su gobierno; los voceros opositores consideran un ultraje que el estado use sus atribuciones para detener una campaña mediática descomunal en contra de Venezuela y su presidente fundamentalmente. El ministro-presidente de CONATEL, Comisión Nacional de Telecomunicaciones, órgano competente en la regulación del uso del espectro radioeléctrico del país, es objeto de una feroz campaña porque aplica la ley y revisa documentos de los concesionarios de radio y TV. Sobre el ministro Diosdado ocurre algo suigéneris, durante algún tiempo difundieron supuestas confrontaciones con Chávez, lo acusaron injustamente de representar el llamado "chavismo sin Chávez", ahora es uno de los dirigentes de la revolución más odiados por la oligarquía del país; valientemente el ministro con hechos demuestra su compromiso con el socialismo y la revolución, por supuesto con el comandante Chávez. El ministro del interior es acusado de "no combatir la inseguridad", cuando el ministro despliega intensas campañas por la seguridad y demuestra con cifras que el imperio en vez de combatir promueve el tráfico de drogas, entonces lo acusan de trabajar en exceso por la seguridad, inmediatamente lo colocan como uno de "los aspirantes" a cualquier cargo político, o sin pruebas y en flagrante manejo de la mentira, sin prueba alguna lo acusan de corrupto o cualquier cosa, eso rebota al mundo por los medios internacionales de la oligarquía y se convierte en una noticia internacional en contra del país, seguramente más adelante intentarán decir que el ministro del interior también representará "el chavismo sin Chávez"; asimismo ocurre con el ministro de alimentación porque ataca la especulación y todo aquel funcionario que este desarrollando una actividad acertada es objeto de epítetos para intentar sacarlo del juego, para no ser atacado y vilipendiado por los medios de comunicación de la oligarquía hay que meterse a corrupto e ineficaz, sin embargo, toda la batalla que da este gobierno por adecentar el país es visto bajo las agencias internacionales de noticias como “agresión a la libertad de expresión y autoritarismo”.

La campaña internacional contra Venezuela se recrudece en los medios internacionales, esas mafias que convierten "una noticia" en un arma que disparan indiscriminadamente contra nuestro país al igual que lo hacen contra Ecuador, Bolivia y ni se diga Cuba. Todo tiene un objetivo geoestratégico en donde los medios al servicio del imperialismo y el capitalismo mundial se activan con ira en contra de Venezuela y todo país que pretenda ser libre y a medida que avanza la desesperación la locura es mayor. En Honduras dan golpes de estado que convierten en el léxico periodístico de la derecha en "una salida forzada". El gobierno títere de Colombia entrega su territorio a bases norteamericanas so pretexto de la lucha contra la droga y en ese lapso se incrementa el tráfico de drogas del principal productor de drogas del mundo (Colombia), hacia el principal consumidor de drogas del mundo (EEUU), sin embargo, para los medios internacionales de la derecha la culpa es de Chávez y de Venezuela. El Washington Post sin sonrojo alguno sugiere "EE.UU. debe plantearse incluir en la lista de patrocinadores de terrorismo al Gobierno de Hugo Chávez, ante las últimas evidencias del posible apoyo de Venezuela a la guerrilla de las Farc" y la noticia recorre el mundo con una clara y evidente intención de dañar al pueblo venezolano, por su parte ensalzan al narcoestado colombiano como “ejemplo a seguir”. Por su parte, la irresponsable oposición criolla, sin criterio propio, siguiendo directrices de los dueños de los medios de comunicación de Venezuela (sector privado), con fuertes conexiones con la oligarquía internacional, siguen al pie de la letra la matriz que agrede a Venezuela y terminan maridándose con el agresor.

No es casual toda esta campaña internacional contra la patria de Bolívar, la razón verdadera es que Venezuela representa mucho contra el capitalismo mundial; un país que esté construyendo el socialismo, su socialismo, yendo a la raíz más profunda de la patria, descubriendo las conexiones que une al cristianismo verdadero, el representado por Jesucristo, el de los pobres, nuestro héroe nacional, Simón Bolívar, sacándolo de las frías estatuas y convirtiéndolo en una guía para la lucha con plena vigencia; una revolución que no asume dogmáticamente los preceptos sino que elabora su propia teoría, excita los poderes creativos del pueblo y además de eso tiene la reserva de petróleo más grande del mundo, una importante reserva de gas, inmensas reservas hídricas, minerales, terrenos fértiles para producir alimentos y para ello activa y pone en marcha un plan de soberanía alimentaria,, rompiendo con el viejo esquema de importarle todo a los gringos. Un país que decide liberar de la opresión extranjera sus recursos energéticos, eleva los niveles de educación de su pueblo y la conciencia del mismo; un país que busca reencontrarse con sus raíces y su originalidad, sin duda, se convierte en el peor enemigo del imperialismo y del capitalismo mundial. Eso sin contar que la doctrina bolivariana concibe la unidad latinoamericana como eje fundamental de la liberación de estos pueblos y no solo lo proclama sino que crea instrumentos como la ALBA (Alternativa Bolivariana para las Américas) que crea mecanismos de independencia de los imperios.

Estas, entre muchas otras razones son más que suficientes como para colocar en nuestras narices, en Colombia, 5 o más bases gringas y exhibir al ultraderechista ministro de exteriores de Israel con la intención de enviar un mensaje: "Colombia es nuestra protegida", ¡claro!, Colombia no es Israel, ni Venezuela es Palestina. El pueblo venezolano viene experimentando la consolidación de una fuerza armada cada vez más unida al pueblo, las ideas de Bolívar palpitan en los corazones de los soldados de Venezuela y "la carga histórica" nos demuestra claramente que así como el ejército de Bolívar fue capaz de vencer miles de dificultades, de enfrentar una guerra desigual, en condiciones muy precarias, sin embargo, fue capaz de derrotar al imperio español hasta hundirlo en "el basurero de la historia".

Para nada intentamos sembrar un mensaje guerrerista, simplemente se trata de ubicar en la verdadera dimensión el peso geoestratégico de lo que ocurre en Venezuela;; no estamos revelando secreto alguno, el imperio lo sabe, por esa razón ocupan a Colombia, representada por un gobierno cipayo, entregado al imperio. En este contexto se desarrolla la campaña internacional contra Venezuela, en esa tarea se juntan todos los sectores de la burguesía internacional con todos los medios disponibles; los datos presentados ayer por la ministra corroboran que nos encontramos en pleno epicentro de los acontecimientos, no es para menos. En este orden de ideas, no nos cansaremos de llamar la atención sobre el momento histórico que se desencadena en la medida que se consolida la revolución bolivariana, por eso no nos cansaremos de decir que los pueblos del mundo tienen en nosotros cifradas esperanzas; tanto de un lado como del otro, tanto del lado de la reacción capitalista, como del lado de los pueblos saben la importancia de esta revolución, por ello hay que echar el resto...tenemos el líder que nuclea e impulsa, tenemos un pueblo cada día siendo más consiente, tenemos unas fuerza armada cada vez más comprometida con su rol histórico, además de los recursos necesarios para golpear con fuerza el sistema de opresión y saqueo, el sistema capitalista. El temor del imperialismo es que en Venezuela se demuestre ante el mundo el éxito del modelo socialista, situación más complicada para otras regiones del mundo, a excepción de Cuba que demasiado hace con resistir, en el hemisferio americano, no hay país en mejores condiciones de llevar a cabo lo que ya ocurrió en una primera etapa al mando de Bolívar. Es impostergable la profundización del camino al socialismo, es impostergable la consolidación de los espacios y las zonas socialistas, es indispensable que no perdamos un segundo más.


latojeda@gmail.com




Esta nota ha sido leída aproximadamente 1933 veces.



Luis Alberto Toro Ojeda

Publicista. Militante de izquierda. Integrante del Frente Bicentenario de Campesinos del estado Trujillo. Integrante del PSUV.

 latojeda@gmail.com      @latojeda

Visite el perfil de Luis Alberto Toro Ojeda para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Luis Alberto Toro Ojeda

Luis Alberto Toro Ojeda

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Medios de Comunicación



Revise artículos similares en la sección:
Venezuela en el Exterior


Revise artículos similares en la sección:
Actualidad