Quinto malo

¿Fracasó en realidad el paro de transporte?

Creo que, una vez más, hemos estado en presencia de fuego de artillería enemiga, disparado desde sus cañones de la mediática nacional e internacional. Creo también que ese poderoso enemigo con apoyo imperial yanqui, tiene muy poca capacidad de convocatoria, organización y movilización de masas, pero no deja de actuar. Posee un financiamiento de muchísimos recursos.

Además, creo que la táctica del “foco” en el despliegue de toda su estrategia, les lleva a actuar de similar forma, sea para sembrar ideas de inseguridad y ejecutar acciones terroristas que alienten aquella, sea para activar el bachaqueo y fomentar colas a las puertas de sus supermercados, sea para practicar asesinatos selectivos, sea para “tomar el CNE” o para ejecutar una “protesta” de calle. Sea para “recoger” firmas para el revocatorio del Presidente Maduro o para “aprobar” leyes inconstitucionales en la Asamblea Nacional-

En fin, creo que la gran debilidad enemiga, que reduce toda su estrategia de desestabilización, caos, y “crisis humanitaria” para provocar la aplicación de la llamada Carta Democrática de la OEA, está en no tener fuerza ni masas populares para movilizar, sino dinero. Mucho dinero para comprar, entrenar, organizar y desplegar en distintos puntos neurálgicos de las grandes ciudades, donde sus cámaras y micrófonos –también comprados- están prestos para recoge las “noticias” inventadas o escenificadas para que en el mundo se pueda hacer la deseada lectura de que Venezuela está convertida en un Estado forajido y, por tanto, hay que intervenirla y meterla por el carril “democrático” de patrón gringo de la representatividad que es, siempre, representatividad de los intereses de los explotadores y del imperialismo yanqui.

Entonces, con relación al fulano “paro del transporte” con el que se alborotó por las redes el pasado fin de semana, creando incertidumbre y expectativas tenebrosas entre trabajadoras y trabajadores que comenzaron a preguntarse cómo irían a trabajar, mientras –inocentemente- propagaban rumores de un paro que, en realidad no estaba organizado, no se había acordado ni tenía la fuerza para ejecutarse, pero sí la razón para sembrar angustia.

Esa táctica, permite al enemigo observar hacia dónde se mueve su objetivo. Es decir, al anunciar que habrá paro de transporte, observan, por un lado, cómo reaccionan sus supuestos aliados, con quienes seguramente no han establecido contacto alguno porque lo que les interesa no es el paro sino el anuncio del mismo, el rumor, la amenaza. Por otra parte, les interesa mucho más, saber cómo actuamos nosotros en defensa o respuesta.

Eso no quiere decir que en algún momento no planifiquen un paro y en realidad lo ejecuten, tal como estuvo contemplado en los planes para derrocar al gobierno del compañero presidente socialista de Chile, Salvador Allende. Es el mismo guión pero con matices de diferencia y con capacidad de despliegue también distinta. Atacan por distintos frentes y, hasta el momento, es el de la alimentación, producción y abastecimiento el que utilizan con mayor contundencia porque están convencidos en que de allí debe surgir el combustible de rabia que mueva el pueblo para un eventual 27-F en pleno 2016, calculado por ellos, fríamente, en laboratorios del Pentágono.

En cualquier caso, el paro anunciado para el pasado lunes, no fracasó, les sirvió para hacer estimados de por dónde andamos los revolucionarios, para tomar nuevas decisiones. A nosotros de no bajar la guardia, de no abandonar las trincheras ni las calles. A batallar y vencer. Esa es la tarea.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2478 veces.



Iván Padilla Bravo

Director del semanario cultural "Todos Adentro", medio adscrito al Ministerio del Poder Popular para la Cultura. http://www.mincultura.gob.ve/

 ivanpadillabravo@gmail.com      @IvanPadillaB

Visite el perfil de Iván Padilla Bravo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a229466.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO