Entre Santos y Lobos

   Indudablemente que en el Universo no se mueve una brizna de paja sin que el creador lo ordene y en La Republica Bolivariana de Venezuela no se mueve ni se dice nada sin la decisión y aprobación del Comandante Presidente, por pequeña o grande que sea la situación y hasta lo que tenga que decir y hacer un Ministro, todo pasa por las manos  del Presidente, a veces parecen decisiones tomadas sin pensar en las consecuencias reales con las que el pueblo que esta detrás del Presidente tiene que cargar, para bien o para mal, como los últimos acontecimientos que han pasado y no precisamente desapercibidos en nuestro país y en el acompañamiento que los pueblos del mundo entero y las organizaciones sociales de izquierda nos demuestran, sabias palabras las de nuestro Libertador: “el que manda debe oír aunque sean las más duras verdades y después de oídas, debe aprovecharse de ellas para corregir los males que producen los errores”. 

    Atónitos nos quedamos cuando escuchamos y vimos al Comandante Presidente, en una reunión misteriosa,  aparecer entre Lobo, el representante del gobierno golpista de Honduras y el Sr. Santos, esbirro y cómplice  del Imperio y sus aliados, que es a todas luces obvio y evidente, insistiendo en el reconocimiento de un golpe de estado y el gobierno resultante de ello, ¿nos equivocamos?¿estaríamos elucubrando en nuestra mente calenturienta y no vimos lo que vimos? ¿Las razones? La sabe el creador y el Comandante presidente, porque el pueblo de la Republica Bolivariana de Venezuela fue informado de la decisión ya tomada, sin aviso y sin protesto.  

    Y es el propio pueblo Hondureño el que no quería que se le diera entrada a la OEA hasta que no se cumplieran los acuerdos a los que el gobierno golpista de Lobo se ha comprometido, que ya sabe el pueblo diezmado, irrespetado y perseguido de Honduras lo que vale la palabra de un golpista, por lo que no se puede entender el porque nuestro país ha insistido tanto, sin que antes esas condiciones se hubieran dado, una duda que nos atenaza y que como siempre pasara por debajo de la mesa, corriendo la arruga una y otra vez y menospreciando al pueblo, que al parecer nunca debe ser informado y mucho menos ¡válgame dios! consultado. 

   Cada día que pasa nos parecemos mas a los países capitalistas cuyos gobiernos embarcan a sus conciudadanos en situaciones de las que ni siquiera se enteran, y el pueblo quien paga las consecuencias de los desatinos de sus gobiernos, tal parece que nuestras construcciones se limitan a “acercar al pueblo pobre que vive marginado en los cerros y periferias al capitalismo de los ricos y sus lomas”, es decir, empezamos a construir la casa por el techo en vez de por las bases; menos mal que los tiempos son otros y ahora son los mismos pueblos concientes los que empujan, los que deciden, ya lo veremos porque los tiempos no dan para más; de nada valen los buenos deseos, las cláusulas y contra cláusulas que a ultima hora, y presionado por el gobierno Ecuatoriano, tuvieron que introducir los gobiernos de La Republica Bolivariana de Venezuela  y el gobierno de Colombia que es el Imperio, en la hoja de aceptación del gobierno golpista de Honduras ante la OEA, y todo ello avalado por la presencia de la Secretaria de estado de EEUU la Sra. Clinton: se ha legitimado oficialmente el golpe de Estado en Honduras, cuya factura es Imperial y en donde participo lo más granado de los asesinos, sicópatas, esbirros, violadores, mercenarios etc. del Imperio y sus aliados y de nuestra factura endógena made escuela de las Americas. 

   Para nadie es un secreto que los golpistas Hondureños vaciaron las arcas y se repartieron los dineros que el presidente Zelaya había recibido y ahorrado que la asistencia que La Alba y Petrocaribe le estaba entregando al pueblo Hondureño, ¿será que este nuevo envío de gasolina es para la Oligarquía golpista o peor aun , será para que el Imperio tenga como llenar los aviones del gran portaaviones que es Honduras, para bombardearnos con nuestro propios recursos, a todos nuestros pueblos?, y sabemos cuales son las intenciones del Imperio y sus aliados, pero de ningún modo, esta ayuda llegara al pueblo pobre sacrificado de ese país, ojala que nos equivoquemos, ¡ojala! 

   Estamos asistiendo a un nuevo perdón, parecido a aquel del retorno del 13, con cruz y todo, solo que para Honduras se esta utilizando aquello del “pobre pueblo que necesita una nueva oportunidad, una reconciliación con sus martirizadores” pero cuyo gobierno son los mismos que los asesinan, que los persiguen, que les irrespetan sus derechos humanos, la única diferencia es que en La Republica Bolivariana de Venezuela triunfo el pueblo, más lamentablemente no hicimos por pusilanimidad aquello que tantas veces dijo Cayo Julio Cesar: “Perdonar al enemigo si, no sin antes haberlos reducido a la indefensión”, y allí están, asilados en países “hermanos” bandidos, ladrones, asesinos y criminales, cuyas cabezas visibles del show mediático están en la Asamblea Nacional ; las cárceles de Honduras están llenas de inocentes y pronto aparecerán las fosas comunes como en Colombia y el resto de nuestros países diezmados por la ultraderecha nazi a la orden del Imperio, y aquí tenemos a nuestros enemigos fortalecidos a través de nuestros errores, que si seguimos así, se harán más patentes con el devenir del tiempo tan peligroso en que vivimos. Evidentemente estamos y seguimos en un inmenso y gran peligro, ante la inminente quiebra “oficial” de Norte América: EEUU, Canadá y México; el gobierno debe informar al pueblo con la debida seriedad y objetividad de estas circunstancias sin mas dilación, el abreboca son las sanciones a PDVSA la temperatura de las agresiones que va “en crecendo”. 

  Ahora el Imperio tiene uno más de sus esbirros, un brazo mas para atarcarnos e intervenir a nuestros pueblos, Centroamérica esta sentenciada y el pueblo de La Republica Bolivariana de Venezuela tiene que saber que es así, la conjura vendrá a través de Colombia, Trinidad, Honduras, Chile, Perú, Costa rica etc., a pesar que el Comandante Presidente les diga “Tigre de papel”con todo respeto: casi 30 millones de cabezas bolivarianas piensan más que una, y más cuando de esto depende la defensa de la patria, y la sobrevivencia de la Revolución, que allí esta Cuba como ejemplo, no se puede seguir tratando de ocultar el sol con un dedo, no podemos seguir desandando nuestros pasos y nuestro hacer demostrando con eso que la palabra no tiene valor y que cuanto decimos queda en la banalidad y en el juego político descarado de la demagogia. “Mostraos conciudadanos dignos de representar un pueblo libre, alejando toda idea que me suponga necesario para la republica. Si un hombre fuese necesario para sostener el estado, este estado no debería existir, y al fin no existiría”. Simón Bolívar.

   Confiamos en el Líder.

anazaicon@gmail.com 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2983 veces.



Ana Bordas


Visite el perfil de Ana Bordas para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Ana Bordas

Ana Bordas

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Ideología y Socialismo del Siglo XXI


Revise artículos similares en la sección:
Venezuela en el Exterior


Revise artículos similares en la sección:
Actualidad