Lo dijo Fidel Castro

En un artículo escrito por Fidel Castro me impactó lo siguiente:


Castro, quien admitió que “el suministro fundamental de combustible que consume el país” procede de Venezuela, dejó entrever que la convulsa situación que viven los venezolanos a las puertas de la consulta popular podría desembocar en un magnicidio o una guerra civil. “El gobierno irresponsable del imperio no se detiene un minuto a pensar que un magnicidio o una guerra civil en Venezuela, por sus enormes reservas de hidrocarburos, harían estallar la economía mundial globalizada”, dijo.

Primeramente Castro habla de una dependencia de Cuba hacia Venezuela por combustible, eso no está mal que los países se ayuden mutuamente, sobre todo por el bloqueo que hace el Imperio norteamericano en contra de la isla. Esa política de EEUU en contra de Cuba es inhumana, ¿quién dijo que una potencia imperial, puede comportarse con algún valor humano, de solidaridad? Realmente las cosas deben cambian, en política, para sobrevivir, se deben actualizar nuestros conceptos. Cuba puede ofrecer más libertades a sus ciudadanos, sin perder su forma de gobierno, su ideología. Al dar más libertad al Cubano se favorece al ciudadano corriente. Estoy seguro que Cuba y sus líderes podrían pensar en un cambio de políticas que ayuden al pueblo pobre de Cuba, sin perder por esto su soberanía. También es cierto que si EEUU suspende el bloqueo, solamente ese comportamiento sería una demostración de cambio en las políticas de EEUU hacia Cuba, que siempre fue considerada la propulsora del Comunismo. EEUU tiene muy malos asesores, la prueba es que científicamente ya fue desplazada por China, Japón, incluso India es una potencia tecnológica. EEUU tiene grandes problemas económicos y sociales, sus políticas hacia y sobre Latinoamérica son atrasadas, mediocres, chabacanas, poco prácticas, sus técnicas militares parecen obsoletas. Invadir, invadir, medios de comunicación, alineación descarada, manipulación. Pero funcionan...


En un artículo que reprodujeron ayer todos los medios locales, reveló que el 21 de noviembre habló “muy seriamente” de estos temas con Chávez y como para sustentar al contenido dramático de su alerta dijo a los cubanos: “pueden estar seguros de que he tenido tiempo para pensar y meditar mucho sobre estos problemas”. Castro agregó que “el intercambio de bienes y servicios (entre los dos países), de casi cero, se elevó a más de siete mil millones de dólares anuales”, dejando entrever el peso que tiene Venezuela en el presente inmediato de la isla.

Venezuela representa para Cuba su salvación por el combustible, pero la diferencia entre los dos países es grande: Venezuela tiene una ideología capitalista que nos fue incrustada durante toda la vida, el Imperio fue efectivo para darnos ese modelo del gasto innecesario, de la copia de modelos extranjeros. Comprar sin producir ese fue el lema y todavía lo es, las tierras abandonadas, las pocas que producen son insuficientes porque falta el campesino legítimo que trabaje las tierras, que sea verdaderamente un técnico de su tierra, se pueden tener las mejores tierras, pero sin campesinos es muy difícil que nazca algún fruto. Se fue sembrando en la mente del ciudadano que ser campesino era degradante, lo asociaron con algo vulgar, chabacano, desnaturalizaron al campesino con la idea de favorecer la agricultura de puerto. Esa mala propaganda fue sembrada por muchos años, el Estado se encargó de hacer lo demás, abandono, miseria y pobreza. Lo cierto es que la agricultura no funcionará mientras no cambie el concepto de nosotros mismos hacia el hombre del campo, hacerlo más técnico, más científico. Cuba ha sufrido un bloqueo brutal, se acostumbró a crear para subsistir, se acostumbró a ahorrar, es una política de Estado, por seguridad Nacional. En cambio Venezuela es el país más despilfarrador del continente y tal vez del mundo. Los líderes de la revolución no tienen esa cualidad y ese valor del ahorro, su actuación es la de un capitalista que puede comprar y despilfarrar todo lo que le de la gana. No existen incentivos para la educación creativa, falta una Misión llamada “Misión Invención”, donde se desarrolle la idea del desarrollo de nuevas fuentes de energías, pero que el Estado lo apoye de verdad, no con palabras simplemente, se apoye al inventor y la posibilidad de implementarlo en la sociedad. Nuevas fuentes de energía. Pdvsa apoyando esta idea, promover una cultura del ahorro de la Energía.

La “Misión Invención” guardaría una base de datos de todos los inventos, con la parte jurídica apropiada por parte del Estado, que no permita que se roben la invención o descubrimiento. El invento sería del creador, se respetaría su creación y el Estado se encargaría de producirlo en serie, con una ganancia tanto para el Estado como para inventor. El Estado podría comercializarlos para venderlo a otros países.

Castro, de 81 años, consideró que EUA “ha creado las condiciones propicias para la violencia y los conflictos internos” en Venezuela. Castro consideró que contra Venezuela “se emplean los medios más sofisticados, desarrollados por la tecnología, utilizados para matar seres humanos y someter a los pueblos y exterminarlos; la siembra masiva de reflejos condicionados en la mente; el consumismo y todos los recursos disponibles, pretendiendo hacer trizas las ideas de Bolívar y Martí”.

Una sociedad de guarimba es terrible, si este engendro de violencia se instalara en Venezuela estaríamos mal, es lo opuesto a la construcción, al diálogo para solucionar nuestros conflictos. De paso si se aplica en contra del ciudadano común, y lo están haciendo algunos grupos dentro de la oposición , por eso Fidel dice “ se emplean los medios más sofisticados, desarrollados por la tecnología, utilizados para matar seres humanos y someter a los pueblos y exterminarlos”, primero los medios de Comunicación siembran el miedo, el odio, la venganza, con estos elementos tanto concientes como subconscientes, los estrategas del caos, Globovisión, CNN, algunos medios impresos quiere exterminarnos a todos. Como si fuéramos insectos o ratas, esas técnicas de odio utilizadas por los medios de Comunicación las están colocando en el lugar más frágil, nuestro centro emocional, por medio del poder de la Televisión, “mensajes subliminales de odio y caos”, es posible estimado amigo que tengamos actualmente mucho odio y no sepamos porque. Ese es el objetivo, producir una convulsión social utilizando la tecnología de los Medios.

Luego de la Reforma, cuando las aguas regresen a su cauce, ¿quién paga por esta disociación, esta vulgar manipulación de conciencias? ¿ Cómo se entiende semejante aberración de la Oposición, estamos ganando, pero al mismo tiempo hagamos lo posible para detener la Reforma?

Si buscan guarimba es que no están ganando.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3313 veces.



Sergio Delgado


Visite el perfil de Sergio Delgado para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Sergio Delgado

Sergio Delgado

Más artículos de este autor


Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /tiburon/a45989.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO