Los santos terroristas

Quienes se han dedicado a distorsionar y a ocultar la verdad de los hechos violentos suscitados en algunas ciudades de Venezuela en contra del gobierno y del pueblo venezolano, son tan culpables de las muertes de efectivos militares y de civiles como quienes perpetraron estos asesinatos al querer sembrar el miedo entre toda la colectividad nacional.

En este sentido, debemos considerar que esta actitud manipuladora de mucha gente de oposición (supuestamente inteligente y educada) es parte del guión montado desde el extranjero para crear una matriz de opinión basada en la difusión de montajes fotográficos y noticias tendenciosas, del mismo modo que lo hecho en otros países que sufrieron la desgracia de ser invadidos por tropas de la OTAN y de Estados Unidos bajo el pretexto de defender la democracia y la libertad.

Esto, por supuesto, no debe quedarse sólo en la denuncia sabiendo de antemano que algunas empresas privadas de comunicación social no le darán cabida alguna a chavistas y revolucionarios para dejar saber sus puntos de vista respecto a lo que ocurre en Venezuela, ya que su interés principal es mantener esta matriz de opinión que equipara al gobierno del Presidente Nicolás Maduro con una dictadura salvaje que reprime sin compasión cualquier tipo de disidencia interna.

Por ello se requiere la movilización permanente de los sectores sociales revolucionarios, dado que los sectores más reaccionarios de la oposición están planteando una guerra de clases, sin prever que el resultado de la misma puede ser completamente contrario a sus apetencias de poder. De ahí que no quepa abrigar ilusiones respecto a que haya alguna reflexión objetiva de aquellos que han incitado a algunos jóvenes a cometer delitos penados por las leyes nacionales, tal como lo manifiestan a diario públicamente, haciendo uso, precisamente, de la libertad de expresión que supuestamente es censurada y violentada por el gobierno chavista.

Al respecto, hay que resaltar que tales personajes están haciéndoles creer a sus seguidores que solamente bastará con cambiar al gobierno de Maduro para solucionar los problemas estructurales y coyunturales existentes, sin considerar que gran parte de ellos son herencia directa del modelo de Estado instaurado en 1958. Por ello no escatiman esfuerzos para implantar en la mente de la mayoría venezolana que la violencia, la quema de vehículos y propiedades públicas, la tala inconsciente de árboles, el bloqueo de calles y los asesinatos causados desde el 12 de febrero son responsabilidad única y exclusiva del gobierno y de los colectivos revolucionarios, a tal punto que las mismas víctimas serian culpables de sus muertes, por lo que a sus asesinos habría que considerarlos entonces unos santos terroristas que no pueden ser detenidos ni mucho menos juzgados por tribunal alguno de la república.

Maestro ambulante
¡¡¡Rebelde y Revolucionario itinerante!!!
¡¡¡Hasta la Victoria siempre!!!
¡¡¡Luchar hasta vencer!!!


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1039 veces.



Homar Garcés


Visite el perfil de Homar Garcés para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Homar Garcés

Homar Garcés

Más artículos de este autor


Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /oposicion/a184604.htmlCd0NV CAC = Y co = US