¡Votemos un Estado que regule a favor del Trabajo: contra los capos del Capital nacional e internacional!

No hay que cansarse de decirlo: la Lógica del Capital es esencialmente Corrupta.  Y esta característica inherente y globalizada en su funcionamiento: corrompe todo lo nuevo que surge de todo proceso revolucionario.

Convenzámonos de una vez: No hay control previo ni posterior que valga para defender nuestros recursos y divisas sin un riguroso plan de acción del gobierno dirigido a que el Pueblo Trabajador construya su propio “Estado democrático y social de Derecho y de Justicia”.   Un mandato constitucional imposible de construir si Maduro no se decide a desatar y desplegar la inmensa fuerza y espíritu revolucionario del Pueblo Bolivariano y Trabajador.  Conjunción y unidad necesaria para desmontar todo el entramado privado y corrupto de operadores políticos y económicos nacionales y extranjeros insertados en un Estado Capitalista, ajeno al pueblo explotado y sujeto de nuestra revolución, que les permite lucrarse delictivamente de los dos Presupuestos de la República Bolivariana de Venezuela: el Presupuesto Nacional en Bolívares y ese otro Presupuesto en Dólares bajo “control” del BCV.  Dos inmensos presupuestos que cuando entran a ese tejido de instituciones y entramado cupular de corruptos, que en esencia es el Estado Capitalista que heredamos de la burguesía, se convierten en botín de guerra para el sector privado empresarial, bancario, importador y comercial: bolívares y dólares del Pueblo que nunca han dejado de apropiarse y que se les facilita debido a esa plusvalía ideológica, inherente a la Lógica del Capital, que históricamente hace posible la cooptación de funcionarios, gobernantes y dirigentes de todo tipo.

“O INVENTAMOS O ERRAMOS”

Clamor de Simón Rodríguez en medio de la Primera

 Independencia y ante el peligro de retroceder hacia la Monarquía. 

Maduro ha reivindicado el Carácter Permanente del Proceso Constituyente: una de las claves más importantes y que hacen inédito el Proceso Revolucionario Bolivariano.  Habló de que se pueden hacer otros procesos constituyentes: una salida política de gran calado que solo se puede echar andar en el marco de recobrar la experticia de nuestro Pueblo junto a Chávez para ir nuevamente a la más grande Escuela Pública de Formación Política para Hacer Revolución.  La mejor clave para garantizar nuestra llegada al PUNTO DE NO RETORNO sobre la base del Debate Constituyente Revolucionario y el Ejercicio Decisorio Refrendario para avanzar en la Transacción Socialista y la búsqueda de la Segunda Independencia.

Votar en el III Congreso del PSUV la demolición del actual Estado Capitalista que heredamos, para ir a un Estado que regule a favor del Trabajo, sería el inicio de otro Proceso Constituyente Inédito que normaría su carácter permanente dirigido a recobrar las claves protagónicas, participativas y decisorias del Pueblo Bolivariano y Venezolano.   Una decisión urgentemente  política para golpear letalmente a la Corrupción y que se reduce, parafraseando a István Mészáros, a lo sustantivo de toda revolución: “que la toma de decisiones sea expropiada por la Clase Trabajadora a el Capital”.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2318 veces.



Juan García Viloria

Co-fundador de Aporrea. Miembro de Marea Socialista y de la Plataforma por la Defensa de la Constitución Bolivariana.

 viloria8@gmail.com      @Trabajo_Capital

Visite el perfil de Juan García Viloria para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Trabajadores Aporreando



Revise artículos similares en la sección:
Actualidad



US mp N GA Y ab = '0' /trabajadores/a192395.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO