En sintesis

Tres generales que por golpistas perdieron el cielo

Por regalarse como  tontos útiles a una parranda de fatuos, tres  Altos Oficiales de las Fuerzas Aéreas acaban de arruinar  para siempre su carrera militar. Igualito que chacumbele, que él mismito se mato, José Daniel Machillanda Díaz, Oswaldo Hernández Sánchez y Carlos Alberto Millán, en acto de rabieta irracional— pues no queremos pensar que se vendieron por unos cuantos dólares--  esta vez solo consiguieron arruinar su carrera militar, cortándose ellos mismo las alas para  más nunca poder   surcar los cielos de la patria. Es así como les  paga el diablo  a quienes  pisan las  trampa de la oligarquía pitiyanqui, la misma encargada de hacerle creer a los zoquetes   en los  pajaritos preñados  que Washington acostumbra pintarle a los incautos. Por algo  dicen que todos los días sale un pendejo a la calle y quien lo encuentra podrá  afirmar que es suyo.   

 Uno que lleva años de carretera le cuesta   admitir que alguien que debidamente fue   formado en la Academia Militar, que se supone  estudio y  conoce a fondo la Carta Magna, de repente  cometa  la soberana bobada de desconocer que  el chavismo, como doctrina  castrense y republicana, también  se encargó de crear mecanismo legales para auto proteger por los cuatro punto cardinales  nuestra constitución bolivariana. De modo  que si  un piloto por carecer de controles idóneos se vea obligado a cachicamear para llegar a su destino, eso  en cierto modo es aceptable  a quienes transitan  en el aire. En cambio, lo que jamás podrá justificarse  es que sean generales de brigadas  con un sol dorado en la charretera, quienes  tan pendejamente se dejen   manipular por aventureros fascistas que nada tienen que perder pues llevan años  muertos en vida.

 Y porque la justicia no es selectiva, ni establece privilegio que eximan de responsabilidad,  consideramos que  a  estos tres traidores de la patria  deberían quitarle hasta la pensión y mandarlos a realizar trabajos forzados, para  que así justifiquen  lo que habrán de comerse por el resto de sus malditos años.  La “Ley Tarea”,  les habría aplicado Juan Vicente Gómez para hacerlos escarmentar de manera ejemplarizante.  

Palabras más, palabras menos, hoy somos  millares y millares  de venezolanos  que  felicitamos  a los jóvenes oficiales que tuvieron la valentía  de alertar a la superioridad; haciendo posible que los órganos de inteligencia abortaran el fallido intento de  golpe de Estado, que dicho sea de paso   murió antes de nacer. Que triste y amargo será  el  trágico final  de este trio de novatos   complotados, pues de nada les sirvió haberse infiltrado  en el generalato de las fuerzas aéreas, para luego ni siquiera poder volar una taratara.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 4409 veces.



Freddy Elías Kamel Eljuri

Presidente del Instituto Municipal de Patrimonio Histórico de la Alcaldía Bolivariana del Municipio Miranda del estado Falcón. Vicepresidente de la academia de Historia del Estado Falcón. Escritor. Productor radial.

 kameleljuri@gmail.com

Visite el perfil de Freddy Elías Kamel Eljuri para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas