Nuestras Nalguitas Blancas, España y Chile

En un mundo que cada vez suele estar más convulsionado, se está haciendo notorio y público la ausencia de las manitas (léase mamitas) y nalguitas blancas venezolanas. Siempre han estado vacíos, pero ahora viven o confronta una especie de terremoto que los tienen fuera del aire, no porque estén extrañado o sorprendido con lo que sucede en España y Chile, sino porque frente a lo que está sucediendo en estos dos países, la opción sensata que les toca realizar, es no dejarse ver en las calles: Enterar la cabeza.

En España ya desde hace más de un mes que los jóvenes se indignaron con un modelo de país y proyecto económico que va con la razón de existir y vivir de nuestras manitas y nalguitas blancas. En España, su proyecto elitista y de exclusión les complica la vida a jóvenes y adultos y solidarizarse con Rodríguez Zapatero y con los líderes del Partido Popular sería un autosuicidio, tal y como lo expresó ese otro filósofo nuestro que ahora se encuentra en condición de cadáver insepulto. No pueden solidarizarse con el PSOE y el PP y les corresponde tomarse un receso, porque está en juego su modelo que se sustenta en la exclusión y privatización.

En Chile, los jóvenes chilenos están movilizados por una razón muy distinta a las razones que movilizan a las manitas y nalguitas blancas de aquí. Nuestras  nalguitas blancas  luchan a brazo partido para que la educación se privatice y las universidades públicas y privadas se conviertan en servicios exclusivos para los ricos y algunos miembros de la clase media. En cambio que allá en Chile; los jóvenes se encuentran en las calles reclamando más educación pública porque desde la llegada de Pinochet al poder a través de un golpe de Estado; la educación prácticamente se privatizo y para ello se adoptó una medida de subevención a colegios que contribuyó fuertemente con ese proceso de privatización. Está política de subvención  fue una de las orientaciones impuestas por el FMI y el Banco Mundial en la década de los ochentas y produjo la situación que actualmente se confronta en Chile y tiene a los jóvenes movilizados

Si nos guiamos por una información aparecida en la Jornada de México, el modelo educativo chileno  se resume en lo siguiente:

“En Chile hay cerca de un millón de universitarios, de los que 80 por ciento estudia en instituciones privadas creadas durante la dictadura militar, a partir de 1981. Así, tanto para escolares como para universitarios, los aranceles son altos y los créditos para pagarlos conllevan altos intereses (…..) De acuerdo con estadísticas oficiales, solamente uno de cada seis jóvenes pobres tiene acceso a la educación superior chilena, pero la relación sube a seis de 10 en los hogares más ricos” (Subrayado nuestro)

Este es el rango básico del Modelo educativo chileno que nuestras  manitas y nalguitas blancas añoran. Por eso su bajo perfil y no esperemos una solidaridad con Piñeira de parte de estos mamitas, porque no son muy francos y prematuramente se volvieron hipócritas.

evaristomarcano@cantv.net



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2682 veces.



Evaristo Marcano Marín


Visite el perfil de Evaristo Marcano Marín para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Evaristo Marcano Marín

Evaristo Marcano Marín

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /oposicion/a125252.htmlCd0NV CAC = Y co = US