Para los que aún añoran la IV república

Durante los gobiernos adecocopeyanos de la IV República, se ordenaron realizar informes que por sus resultados fueron  condenados al secreto, debido al cumulo de decepcionante de las informaciones que contiene uno el informe de Meir Merhav sobre la reforma  agraria (gobierno de Caldera) y otro el elaborado por Michel Chossudovsky (gobierno de CAP-Fedecamaras).

En dichos informes se habla del estancamiento que ocultaron dichos gobiernos, donde se demuestra el carácter negativo y contraproducente de políticas implementadas por años y donde se revela que los objetivos  aparentemente perseguidos no se cumplieron y es más se transformaron exactamente en su contrario. No se desarrollo el país; no se independizo en modo alguno del capital monopolista; y no se lograron metas mínimas para remediar el desamparo en el que malvivían las masas venezolanas depauperadas, porcentaje anómalamente alto-mayoritario- de la población; las consignas huecas de entonces eran: “La Gran Venezuela”; “La segunda Independencia”; “Estamos trabajando”, “Manos a la obra”; “Hechos, No Palabras”, “La revolución Educativa”; “Cien mil casas por año”,” Ese hombre si camina”; “ Únete a Lorenzo únete al País”.

En el caso de la fallida reforma Agraria, se reporta que el 67% de las tierras agrícolas se repartía en 4.095 fundos de mas de mil hectáreas cada uno, la participación delos campesinos  en el valor de la producción agrícola global llegaba escasamente al 6%, así como de los asentamientos hechos, el 90% no tuvo sistema de riego y el 705 de los campesinos que los poblaban eran analfabetos: Esa era LA GRAN VENEZUELA.

En ese momento, surge un huésped nuevo: el deterioro ecológico en gran escala y el empeoramiento de la  calidad de vida se hacen presentes, el hacinamiento, la miseria y el desempleo originan incesantes tensiones sociales y una permanente violencia que toma formas de equivocas y torcidas.

Durante esa época se firman unos “contratos de comercialización” y otros de “tecnología”, cuyos términos son totalmente desconocidos para los venezolanos; el proceso de la “nacionalización chucuta” le costo al Estado Venezolano la cantidad asombrosa de 16 mil millones de bolívares  y los “ejecutivos meritocraticos” de las petroleras y defensores celosísimos de sus intereses, pasaron a dirigir sin trauma alguno- la industria nacionalizada. Era la SEGUNDA INDEPENDENCIA.

Como se dijo al comienzo. El informe de Chossudovsky, fue vulgarmente engavetado, ya que puso de relieve de manera descarnada un panorama que la ideología dominante en nuestro país siempre trato  de ocultar, una política, que inscrita dentro de los marcos de la democracia representativa se presentaba con un ropaje popular, y los hechos han demostrado que son un instrumento en manos de la burguesía para acelerar la acumulación del capital basada en la explotación progresiva delos trabajadores , informe que fue deliberadamente encubierto ya que sus conclusiones fueron contrarias a las políticas desarrolladas del momento y donde afirmaciones como esta que “mas de la mitad de los niños venezolanos sufren de algún grado de desnutrición y la mortalidad en los menores  de un año es, en la mayoría delos casos, atribuible a enfermedades causadas por el deficiente estado nutricional del infante” son determinantes en el informe; el resumen del informe es realmente dantesco y al insistir en la subalimentación del pueblo venezolano, continua “ un venezolano de cada tres, en edad de trabajar, esta desempleado, dos de cada tres venezolanos  percibe ingresos mensuales  inferiores al salario mínimo de subsistencia. Una cuarta parte de los venezolanos son analfabetos y más de un niño de cada cinco esta marginado del sistema de educación, la mitad de la población del país vive o en rancho o no dispone de agua y de la estructura sanitaria adecuada. Una de cada cuatro familias  no dispone de electricidad en su vivienda.”

No debemos olvidar, que el estado venezolano, estuvo en manos de la burguesía y que utilizaron los recursos obtenidos por la renta petrolera para su usufructo, generando un estado de postración, pobreza y marginalidad en un país con suficiente riqueza, siendo ese modo de utilización y de reparto tan siu generis creado por la oligarquía que pensó, piensa y pensara siempre que dicha riqueza les pertenece, eso es en el fondo lo que reclaman los sectores poderosos de las finanzas engañando a una parte de la población con el llamado autobús del progreso.

Estas reflexiones están escritas, como una forma de no olvidar lo ocurrido en el pasado, y tenerlo presente a la hora de tomar decisiones en el momento electoral que se avecina, y donde no podemos dar marcha atrás: La República Bolivariana de Venezuela, con su Comandante Presidente Hugo Chávez, viene realizando esfuerzos titánicos para llevar al país a los sitiales deseados por nuestros libertadores, por los hombres y mujeres que desde siempre han dado lo mejor de sus vidas por la construcción de una nueva sociedad. Aún falta mucho por realizar, pero no es poca cosa lo logrado hasta ahora. Construir no es nada fácil.

hriverat1@hotmail.com 


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4879 veces.



Heriberto Rivera


Visite el perfil de Heriberto Rivera para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Ideología y Socialismo del Siglo XXI


Revise artículos similares en la sección:
Oposición