Los inhibidores y frustraciones

Los inhibidores de radiocomunicaciones son aparatos que impiden, dentro de un radio de cobertura determinado, la comunicación por radiofrecuencia. Simplemente evitan que los receptores puedan sintonizar un canal o reconocer un mensaje debido a que su el espectro radioeléctrico está inundado por ruido, algo que o no se entiende o rechaza. Esta simple explicación es necesaria, pues el 4 de agosto los drones-bomba no pudieron ser dirigidos hacia la tarima presidencial de Nicolás Maduro, al ser perturbados, atolondrados por el ruido de los inhibidores.

Debo confesar que fui algo escéptico ante la noticia del magnicidio en grado de frustración, pues es difícil creer que unos carajos, desquiciados o mercenarios, fallen en una operación de este tipo y, para colmo, sean atrapados con las manos en la masa. Pero así fue.

Me es imposible no hacer mención de la famosa serie Misión Imposible, la original, la de los años 60 y 70, aquella en la que el Sr. Jim encontraba un reproductor de cinta magnetofónica dentro de una caja en una cabina de teléfono de la calle. La voz de la cinta daba unas instrucciones, mencionaba a unos personajes que Jim debía eliminar o capturar y finalizaba con las clásicas frases "Como siempre, si usted o cualquiera de sus fuerzas se ve atrapado o asesinado, el Secretario negará cualquier conocimiento de sus acciones. Esta cinta se autodestruirá en cinco segundos. Buena suerte Jim".

Para quien no lo sepa, la serie de TV tenia por contexto la Guerra Fría entre los EEUU y la URSS y aquel mensaje final de la cinta era prácticamente una confesión pública de la forma como se hacía, y se hace, política internacional. Por supuesto, en la serie, la misión imposible de ejecutar siempre era ejecutada, los buenos eran los norteamericanos y nunca los capturaban, por lo tanto en la serie, al menos nunca lo vi, ningún episodio se desarrollaba con el Gobierno de los EEUU negando su participación en las operaciones de aquel magnifico equipo de agentes secretos de la CIA.

Ayer vi ese episodio, es más, estamos viendo ese episodio, pues la captura de este tragicómico equipo de magnicidas ha obligado a los encargados de negocios de los EEUU y de Colombia a asistir a la Casa Amarilla, Cancillería Venezolana, para negar la participación de sus gobiernos, en consecuencia, deberán demostrar su inocencia entregando a los personajes que le les pide en extradición.

Fui escéptico, lo vuelvo a escribir, pues no creía que unos carajos que se fijen un propósito de tal magnitud fallen. Fui escéptico hasta que escuche de boca de uno de los capturados los nombres Borjes y Requesen. ¡Con razón los agarraron! Es más ¡bien hecho que los agarraron!. Han llegado al límite permisible de la hostilidad política, matar.

En el 2002 usaron a los medios de comunicación y destruyeron a los medios de comunicación, en el 2003 usaron a los trabajadores de la nómina mayor de PDVSA y los dejaron sin empleo, en el 2004 pidieron revocatorio y obtuvieron un confirmatorio, en el 2005 se autoexcluyeron y acabaron con sus partidos políticos, en el 2006 candidatearon al financista con las finanzas del Zulia, y terminó como el filósofo derrotado del Zulia, en el 2007 obtuvieron una pírrica victoria y la volvieron mierda, en el 2008 ganaron cinco importantes gobernaciones y al poco tiempo se le sumaron dos más, razón por la cual se empeñaron en contradecir la naturaleza afirmando que 6 era mayor que 18, en el 2012 participaron con un candidato majunche, y perdieron, y en 2013 repiten con al mismo majunche, volviendo a ser derrotados por Chávez, esta vez como el Cid Campeador. En el 2014 montan una pataleta de niños malcriados, terminando en la cárcel el niño Leopoldo, en 2015 cae el precio del petróleo y en lugar de colaborar se burlan de aquel "Dios proveerá", en 2016 ganan apabullantemente la Asamblea Nacional pero no saben qué hacer con tanto poder, la soberbia los domina y no son capaces de ceder un centímetro para ganar kilómetros, repitiendo las elecciones en el Estado Amazonas, una cadena de errores que los puso al margen de la ley, terminando, para la historia, como la Asamblea Nacional en desacato. Volvieron al berrinche en 2017, esta vez con mayor intensidad y son convocados a una elección de Asamblea Nacional Constituyente y en lugar de participar y ganar optaron por un plebiscito fraudulento desde su gestación hasta la ejecución. Luego fueron sorprendidos por 8 millones de votos para elegir la Actual Asamblea Nacional Constituyente, y su soberbia los ha arrinconado a abandonar el camino electoral. Esta es su historia. Estas son sus frustraciones.

Del terrorismo mediático al terrorismo callejero al terrorismo con coches…con drones-bomba. ¿No se dan cuenta que con esto lo único que van a lograr es incrementar el repudio popular hacia ellos?. Repudio o repelente que les inhibe la entrada al corazón del pueblo.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 677 veces.



Manuel Gragirena

Profesor Universitario. Ingeniero Electricista. Especialista en Telecomunicaciones. Diploma de Estudios Avanzados en Educación. Ex Sidorista

 manuelgragirena1@gmail.com

Visite el perfil de Manuel Gragirena para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Manuel Gragirena

Manuel Gragirena

Más artículos de este autor


Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /ddhh/a267596.htmlCd0NV CAC = Y co = US