Al Comando Zamora

Reflexiones de un revolucionario

Circunscripción Nº 06
Gran Bataso “Cacique Paramaconi”
Anaco 04 de Diciembre del 2007

Comando Zamora
Estimados camaradas.-


Tengo el Honor de dirigirme a Uds. enviándoles un cordial saludo revolucionario y bolivariano, deseándole el mayor de los éxitos.

Por mi condición de militar retirado y militante revolucionario del partido socialista unido de Venezuela, no me permito hablar de derrotas o de perdidas, ya que mi objetivo principal en esta revolución es sumar la mayor cantidad de voluntades, sumar la mayor cantidad de beneficios sociales para los venezolanos que por mas de 560 años fuimos esclavos de imperios de todo tipo, sumar la mayor cantidad de felicidad posible para nuestros hermanos venezolanos y latinoamericanos, sumar la mayor cantidad de esfuerzo humano para hacer realidad una sociedad de iguales, sumar el mayor esfuerzo para que nuestros camaradas puedan comprender la importancia del momento histórico que vivimos los venezolanos en el mundo, sumar nuestro mayor esfuerzo para que nuestros camaradas dejen de temer al monstruo del capitalismo y a la maldita bota yanqui que sigue pisoteando el alma aun frágil por la ignorancia (desconocimiento de nuestra realidad) de muchos camaradas, sumar la mayor cantidad de voluntades para que podamos hacer posible un instrumento jurídico que nos permita avanzar en igualdad de condiciones y que ningún politiquero de oficio con cara babosa de dólar pueda modificar con un simple plumazo, sumar la mayor cantidad de voluntades lo suficientemente sólidas para que no se dejen manipular por la vieja estructura política cuarto republicana que aun vive disfrazada dentro de nuestras filas con cargos de gobernadores, diputados, alcaldes y concejales, quienes sembraron con vileza el temor y la dependencia con la repulsiva y nauseabunda representatividad que sigue creado mayor mendicidad humana.

En este sentido, no nos permitamos hablar de derrotas camaradas, hablemos de replegarnos por un momento, de reordenar el frente, de replantearnos la estrategia a seguir, de analizar nuestras debilidades y nuestras fortalezas y en ese sentido, sin necesidad de rasgarnos las vestiduras, ni protagonismos, ni querer ser los héroes inmaculados de la película, tomemos conciencia de lo que hemos hecho, lo que nos falto por hacer y lo que debemos hacer. Ahora es necesario el análisis matemático de nuestras acciones, por que la voluntad se cuantifica, el valor y el arrojo se suma, el amor y la pasión también suman y nuestras decisiones con conciencia traen resultados sólidos e inquebrantables, siempre seremos “muchos mas”, ahora aprendamos a sumar.

La ecuación es simple y las matemáticas no se equivocan, si consideramos que el gobernador no sirve, pues entonces restemos, si creemos que el diputado, el alcalde o el concejal no sirven, pues no votemos por ellos, pero por el contrario, si sabemos a ciencia cierta que alguien o algo nos dará beneficios a todos por igual, entonces sumemos, simplemente sumemos.

La reforma constitucional esta planteada para sumar, ¿O es que aun no la hemos leído bien?, esta reforma esta diseñada para la mayor suma de felicidad posible de todos los venezolanos por igual, ¿O es que aun no lo hemos comprendido? La reforma constitucional es el alma de una sociedad de iguales que el imperialismo nos niega a cada instante, ¿Hasta cuando vamos a vivir con el rancho en la cabeza? La peor pobreza no es la falta de dinero, la peor pobreza es seguir siendo esclavos del maldito imperio gringo que compro la conciencia de los elitéscos cuello blanco venezolanos, que ahora envían a sus hijos a que continúen esclavizando a nuestro pueblo, y que desde el confortable sofá rosado frente a un pantalla plana de 100 pulgadas, disfrutan campaneando un 18 años de edición especial mirando a sus hijos como los nuevos súper héroes con capas hechas de billetes verdes ¿O es que no nos hemos dado cuenta?

Decía un gran místico de la historia del mundo “ELIPHAS LEVI”, “Cuando el hombre deje de temer será un Dios”, decía nuestro libertador “SIMÓN BOLÍVAR” “La ignorancia es el arma de nuestra propia destrucción”. Así pues, como una reflexión final, aprendamos a no temer, no para ser un dios, sino para poder crear que es la condición natural de un dios y eduquémonos para no morir en el momento de ir a la batalla, que es la condición natural de un verdadero combatiente, por que la ignorancia atasca el fusil.

Reorganicemos nuestras filas, planifiquemos nuestras estrategias y volvamos al combate. Por una verdadera Revolución Bolivariana conciente, por la verdadera construcción de una patria justa y una sociedad de iguales. PATRIA, SOCIALISMO O MUERTE, VENCEREMOS.

Sin más que agregar me despedido de Ud. Hasta la victoria siempre.

Atentamente.


Luís Antonio Cerasa Miranda
Delegado Circunscripción Nº 06


Anaco, Edo Anzoátegui
Mail: lcerasa@yahoo.com


PATRIA, SOCIALISMO O MUERTE, VENCEREMOS.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1602 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




Notas relacionadas