El extra inning de María Corina

Aplicando términos beisboleros, se puede decir que María Corina está en tercera base, esperando que algún bateador pegue un hit o lleve la bola a lo más lejos del outfielder para anotar la carrera en pisicorre, lo que es equivalente a decir, que ella está esperando que Edmundo haga eso en las elecciones presidenciales del 28 de julio, ganando la presidencia de la república, para que ella tome el ansiado poder que la tiene loca. 

Además de eso, tiene otra opción que le brinda el beisbol. Por ejemplo, en el beisbol de grandes ligas, y del Caribe incluyeron la regla panamericana o tie-break que consiste en colocar un corredor en segunda base sin outs, a partir del décimo episodio en todos los extrainnings y en cada entrada extra que se juegue. Esta regla aplica en la política, y consiste en poner al inhabilitado del inning del cierre de noveno, es decir, el último out, a correr en segunda en el decimo, si el juego concluye en empate en los nueve inning reglamentarios. Esto equivale a decir, si María fue el último out del noveno inning y el juego está empatado en carreras, significa que en el decimo inning, ella será  colocada en segunda base, sin out, y allí debe esperar anotar la carrera, solo si, el bateador que en este caso es Edmundo, logra dar un batazo que la empuje. ¿Empujará Edmundo a María? ¿Podrá Edmundo dar ese batazo, si fue llamado a última hora como refuerzo y no se encuentra en forma? 

Por la forma en que se ha visto a Edmundo, cuando por fin se dejó ver, es que tiene en común con Luis Arráez,   que es una “Regadera”; pero, de paja a través de tuiters  y eso es suficiente para percibir que no es el “Bateador” que, espera la Plataforma Unitaria BC, empuje a María Corina.

He aquí un fragmento de la narración del juego en el último inning: “Bueno, vamos al final del inning número 10, corre en segunda base, María Corina y batea Edmundo. María mira al pitcher, trata de ponerlo nervioso y le grita: “Yo no estoy inhabilitada…yo no estoy inhabilitada”…lanza el pitcher para el home: Strike le cantan el primero. Edmundo capta la velocidad del lanzamiento y se retira del home y le dice al arbitro: “Me acordé que tengo consulta médica, yo mejor me voy” Lanza el pitcher y le cantan el segundo. Tiene dos strikes y cero bolas. Señores ha ocurrido algo nunca visto, el bateador se retiró sin pedir tiempo y como lo había dicho se marchó a su consulta médica. Strike el tercero, ponche, sentenció el árbitro. Resumen del inning: Cero hit, cero errores, cero carreras. Una corredora quedó en base” (Posiblemente hasta 2030)

 Nota: En entrevista concedida a un reportero deportivo, le preguntaron a Edmundo sobre su actitud y dijo lo siguiente:

“Nunca me imaginé siquiera que iba a ser bateador emergente porque eso no estaba en mis planes (…) Nunca pensé que iba a terminar siendo yo el responsable de esta carga y, sin estar en forma era imposible batear lanzamientos de más de cien millas”.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1171 veces.



Jesús Rafael Barreto


Visite el perfil de Jesús Rafael Barreto para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Jesús Rafael Barreto

Jesús Rafael Barreto

Más artículos de este autor