Cuando se tiñen las camisas de rojos

El debate que ocurre entre Luís Tascón y Diosdado Cabello nos permite abrir el debate a lo interno, pero un claro sentimiento de ilegitimidad sobre el proceder de cada uno y las distintas opiniones una organización que apenas esta naciendo y de la unidad entre los revolucionarios es cuestión sería para analizar.

Sabemos que en la ola de Chávez se han montado profesionales en eso de surfear oportunidades, la cuestión es que muchos de ellos calzan camisas rojas entintadas con colorantes baratos que no soportan la menor lavada de conciencia y uno que ha escuchado el saludo solidario de los comunistas de siempre sabe cuando la palabra “camarada” se dice con autenticidad y sinceridad socialista.

Otra cosa es el riesgo, más bien el peligro de la dispersión de fuerzas, del debilitamiento de la fuerza del movimiento popular con una discusión o debate que cogió fuego mediático y que manipulado por la derecha le da flacos dividendos a la revolución bolivariana.

Decir que estamos mal por eso, no es correcto, es muy superficial sugerir que por el debate entre estos dos dirigentes se agrieto esta revolución, eso es desconocer el pensamiento progresista del pueblo venezolano, porque ellos y digo cualquiera de los dos, no representa el universo popular que se ha quemado el pecho por este proceso bolivariano, sin quitar méritos a alguno de los dos, ambos se han fregado las sienes por este proceso, pero también deben reconocer sus errores, yo personalmente no he visto a alguno de los dos asumir sus errores.

Pero pregunto ¿Porqué Tascón echa esos supuestos trapos sucios en la lavandería de mentiras Globovisión? y ¿porqué Diosdado exige la expulsión de Tascón ante una denuncia cuando lo lógico sería abrir una averiguación a la gestión de David Cabello, su hermano?, que según la ley, debe ponerse a la orden de las autoridades, como ciudadano revolucionario, si es que existe como en efecto lo hay, una denuncia en su contra.

Yo podría preguntarle a Diosdado, también ¿Por qué Gaetano Lamaletto (magnate de la cerámica y el cemento blanco en Venezuela) es tan impune a las denuncias de deforestación extensiva en la Serranía Maestra del Interior en Miranda? Denuncia impuesta por una Comisión Especial de la Asamblea Nacional conocido como el Informe Quebradón (ver Internet) que investigó las acciones de este empresario, el mismo que ha sabido lidiar a los políticos en tiempos de 4 y 5 República.

¿Será que por presumir la impunidad ante la justicia del mencionado ciudadano, sabiendo el Gobernador de Miranda, las supuestas atrocidades y delitos cometidos contra el ambiente en esa región por Lamaletto , me expulsarán del partido?

Igual podría preguntar a Tascón, ¿Porqué no ha sido vetado en Globovisión y es recibido con tanta atención por el canal golpista más abusivo de la ley de responsabilidad en radio y televisión y en constante campaña contra el presidente Chávéz y su gobierno?

Para mi, ambos deberían ponerse en cuarentena y abrir un debate público en un espacio no contaminado por la guerra mediática que le permita a todos los venezolanos comprender las supuestas verdades que cada uno debería exponer, y ese escenario es ANTV o la Hojilla, con un arbitro menos emocional que Mario Silva, siendo que se trata de un debate nacional, pero que sean sinceros francos, que muestren evidencias probatorios y no berrinches como los de la Exxon.

Hasta que eso no pase y se ponga en claro la situación aquí planteada, los dos para mi, tiene su credibilidad y méritos en cuarentena.- La hora de la lucha no es entre nosotros es contra los agentes del Departamento de Estado de EEUU, la oligarquía internacional y nacional que tienen identidad: nombres, apellidos, una estrategia definida y mucho dinero para joder a este pueblo.

Y si por ello dirán que han sudado sudor y lágrimas por Chávez, a ellos les pudiera decir o preguntar ¡¿Y los que perdieron la vida en esta lucha y que no están para dar su valioso aporte porque una bala enemiga les cegó la vida o que dejaron de respirar después de macabras torturas y golpizas durante décadas pasadas? Las camisas de esos camaradas si se tiñeron de rojo con tinte indeleble de sangre venezolana para que nosotros disfrutáramos de justicia y paz en la construcción del socialismo de este siglo.


venezuelared@gmail.com

http://bitacoralba.blogspot.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4012 veces.



Aldemaro Barrios Romero


Visite el perfil de Aldemaro Barrios para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Aldemaro Barrios

Aldemaro Barrios

Más artículos de este autor


Notas relacionadas