La Juventud Revolucionaria está al frente de la defensa de la Patria de Bolívar

La historia contemporánea de nuestro pueblo venezolano si bien es cierta nos relata entre hechos, como surge la aparición del movimiento revolucionario y de las fuerzas de izquierda en las que empieza a organizarse la expresión más sentida del pueblo, movidos indudablemente sobre los cimientos del escenario internacional proletario, donde juega un papel fundamental la Gran Revolución Socialista de Octubre en Rusia, en 1917, marcando el inicio de una época histórica, la del tránsito del capitalismo al socialismo. Inscribiéndose la lucha por la revolución en Venezuela dentro de un cuadro internacional más favorables para las fuerzas progresistas y en un periodo histórico de la humanidad en el cual, la evolución de los acontecimientos en el mundo incide en el desarrollo de cada país por la internalización de la economía y de la lucha de clases.

Por ello el antisovietismo, que es una variante del anticomunismo, resulta siempre un arma al servicio de la reacción y el imperialismo. Objetivamente tiende a privar a la revolución venezolana de sus aliados más consecuentes y valiosos, como lo atestiguan los procesos revolucionarios de Cuba, Vietnam, Laos, Kampuchea, Angola, Moravia y tantos otros países. Es por ello que los procesos revolucionarios no pueden ser nunca meramente nacionales, aislados de las luchas del resto del mundo teniendo que estar siempre apoyados sobre los principios prácticos del internacionalismo y la solidaridad abierta con otros pueblos que a su vez nos brindan igual solidaridad.

Cuando Venezuela entra al siglo XX pasa por un incipiente desarrollo económico, esencialmente agrícola atrasado, con predominio de relaciones de producción semifeudales. Las clases dominantes estaban constituidas por los terratenientes y comerciantes dedicados a la exportación e importación y ligados a intereses extranjeros.

En aquella época el capitalismo estaba en una fase inicial. A partir de los años 20 se intensifica la explotación petrolera y con ello la invasión de capitales imperialista, primero ingleses y luego norteamericanos. Bajo la tiranía Gomecista los monopolios saquean materialmente nuestras riquezas y establecen una dominación absoluta.

El capital imperialista, al realizar su explotación, debido a las contradicciones que le son inherentes, impulsa el desarrollo de las fuerzas productivas y consecuencialmente determina la aparición y el crecimiento de nuevas relaciones de producción. Así se desarrolla en nuestro país el capitalismo, proceso que adquiere mayor impulso en los años 40, debido a que la escasez de productos importados durante la II Guerra Mundial cual obligaba a aumentar la producción interna.

Venezuela es un país que está rompiendo con el molde capitalista establecido por el puntofijismo ahora cuando cruza por un proceso revolucionario bolivariano de liberación nacional que apuesta al socialismo. Una muestra de ello es el avance de la Reforma Constitucional propuesta por el presidente Hugo Chávez que ha arrojado a todo el pueblo venezolano en la discusión profunda de sus contenidos en cuanto a los diferentes aspectos políticos, sociales, económicos, territorial, cultural, los derechos esenciales de la mujer y el género humano y la educación, en un complejo y rico debate que ha colocado a los sectores y a las fuerzas revolucionarios comprometidas con el proyecto de patria sustentar el camino hacia la transición socialista que toma la revolución bolivariana sin marcha atrás.

Llevando a la derecha reaccionaria del país a atacar sin medida, sin argumentos, ni basamentos sólidos que puedan hacerle peso a la propuesta de Reforma, reafirmándose una vez más que su programa política, es el de la desestabilización, la de la provocación al Estado de Gobierno como de igual manera a la gran mayoría de este pueblo que defiende y ha defendido en todo el transcurso del proceso revolucionario bolivariano la puesta en marcha de las políticas que lleva a cabo la liberación nacional de nuestro pueblo y que se afianza cada vez más por lograr la conquista de la sociedad socialista.

Teniendo en las primeras filas de la ofensiva reaccionaria la carta abierta de un sector estudiantil que ha resistido sucumbir en la acción de la política estudiantil nacional cual se ha encubierto entre los claustros universitarios productos del parasitismo retrogrado que se mantiene con vida en las Casas de Estudio autónomas de la república, en donde todavía hay secuelas de lo que queda del aparato de Bandera Roja y otros pequeños grupos fascistoides que han podido acumular algunas fuerzas en el seno de esas escuelas con los hijos de la burguesía y la pequeña burguesía, quienes en defensa de sus viles intereses han salido a tratar de causar disturbios en las llamadas marchas estudiantiles, provocando a las fuerzas públicas de seguridad del Estado, buscando alguna victima de su lado con la intención de seguir señalando a la revolución de dictador y represor. Siendo de conocimiento para el verdadero movimiento estudiantil venezolano los fatídicos currículos que presentan la carrera de estos seudos líderes estudiantiles de “Stalin Gonzales y Goicochea” quienes con la consigna de “Nixon somos todos” dejan formidablemente entre ver la indigna política fascista de sus acciones como dirigentes de la juventud de la derecha reaccionaria, encargada de ser carne de cañón al servicio de los intereses del imperialismo y sus lacayos locales.

A estos farsantes del movimiento estudiantil venezolano, le decimos que la Juventud Revolucionaria, herederos de la historia liberadora del Libertador Simón Bolívar, Sucre y José Félix Ribas, luchadora por los derechos y reivindicaciones sociales de nuestro pueblo y del sector estudiantil en especial, está presente en la batalla que estamos librando junto al pueblo, sin duda se encontraran con un firme destacamento de jóvenes y estudiantes conscientes del futuro que se construye en la patria bolivariana, dispuestos a combatir en el terreno que se presente, la lucha por la defensa de la liberación nacional y el socialismo.

¡La Juventud y los Estudiantes Revolucionarios defenderemos el presente y el futuro de nuestra Patria!

¡Patria Grande y Socialismo!

¡Venceremos!

kulebrin_jcv@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2110 veces.



Sergio Gil

Licenciado en Ciencia Política y Relaciones Internacionales.

 sergioconbolivar@gmail.com

Visite el perfil de Sergio Gil para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: