Necesitamos al Chávez feliz, porque quieren minar su imagen

Antes de hacer referencia al título que me ocupa en esta entrega voy a referir mi apreciación a lo acontecido el pasado 2D en el referéndum para la Reforma Constitucional. De acuerdo a las informaciones que obtuve los resultados anunciados por el Consejo Nacional Electoral establecen que en el Bloque A, la opción del NO obtuvo 4.504.354, con 50.70% de la votación. La opción del Si, obtuvo 4.379.392, con 49.29%, con una abstención del 44.11%

En el Bloque B, la opción del NO obtuvo 4.522.332, con 51.05%. La opción del Si obtuvo 4.335.136 con 48.94%. La ventaja del NO sólo se diferencia por más o menos 130.000 votos. Por lo que con sobrada razón el presidente Hugo Chávez lo ha calificado como “una pírrica victoria”.

Respecto a las elecciones presidenciales de hace un año (3 de diciembre de 2006), ha habido un incremento del voto opositor de apenas unos 250.000 votos, es decir, menos de un 10%. Lo que evidencia que la oposición no ha ampliado su base social.

Hace un año el presidente Chávez obtuvo 7.309.080 votos en las elecciones presidenciales. Cerca de 3 millones de votantes que lo apoyaron en esos comicios se abstuvieron en este referéndum. Ese mismo año la abstención fue de 25, 3 %. En esta oportunidad se ubicó en el 45%, lo cual aseguran dio la ventaja al SI en el reciente referéndum.

¿Pero cuáles han sido las causas de la abstención de los chavistas el 2D?.

Muchas son las interpretaciones, opiniones y reflexiones de ciudadanos que, con o sin apoyo al presidente Chávez, enuncian un rosario de razones, en su mayoría, argumentan lo que algunos se aventuran a decir que ha sido “un voto castigo”. Algo que cuesta creer cuando hemos visto a Hugo Chávez jugárselas todas para defender y atender, en especial, a millones de pobres que en su mayoría estaban excluidos del sistema de distribución de los recursos de que dispone el país. ¿O es mentira que por décadas millones de venezolanos estaban sumidos en pobreza y pobreza extrema, morían de mengua, de olvido, en barrios y lejanas poblaciones, mientras la industria petrolera estaba en manos de un grupito, la elite petrolera que robó a sus anchas con ayuda del Imperio?. La otra Venezuela, la de la IV República es imposible de olvidar. De manera que no creo en respuestas simplistas a la acción abstencionista del 2D. Allí ganó la campaña mediática desatada por los medios de comunicación privados.

Es contradictorio hablar de “voto castigo” cuando se conoce, por decir lo menos, que recientemente la Comisión Económica para América Latina (la Cepal), con sede en Chile, emitió un informe en donde señala que “Venezuela logró disminuir sus tasas de pobreza e indigencia de 37,1 por ciento y 15,9 por ciento en el 2005; a 30,2 por ciento y 9,9 por ciento, respectivamente, en el 2006. Para llegar a este nivel hay que disponer, además de recursos económicos, de voluntad política y condiciones que se basen en la búsqueda de la igualdad social, tarea en la que el presidente Chávez ha sido el gran promotor, incluso en otros países del continente.

Con un discurso y acción humanista, progresista, (impulsor de las Misiones), Chávez sustentó su propuesta de reforma constitucional, la que en mi opinión fue desafortunadamente desdibujada y se hizo compleja en medio del debate posterior, quizás un desacierto que dio ventaja a los opositores que sí lograron posesionar el No en sus filas e incluso en algunos estratos pobres, como algunas barriadas populares.

Por estos días muchos colegas y personas han manifestado su opinión sobre este resultado comicial. Algunos insisten en señalar muy diversas inconformidades, las que tenemos los ciudadanos, ya que son generalizadas, como es mencionar el tema de la corrupción, el abuso de poder, el desabastecimiento, la inseguridad, la basura, el desempleo, la mala gestión de gobernadores, alcaldes, en fin, los problemas propios que competen a la gestión pública e incluso la activación de las acciones del tan mentado “chavismo sin Chávez“.

Sin que ello deje de tener alguna inherencia en la decisión de un elector, dudo que el votante chavista, que incluso salió masivamente en el cierre de campaña en la Av. Bolívar-se reservará cumplir con su derecho a votar sólo para protestar contra el gobierno nacional por tales calamidades. Sería una manera muy sencilla para explicar un hecho tan curioso como fue la abstención de los chavistas el 2D. Insisto en decir que el fenómeno es mediático.

Tampoco creo en la tesis que señala que la gente que no votó “estaba asustada” por algunos artículos de la Reforma, al menos no lo creo de la mayoría, de los verdaderos chavistas, a quienes con semejante afirmación casi los tildan de “brutos” o “tontos”. ¿Quién puede creer a estas alturas del proceso revolucionario que esos venezolanos y venezolanas, que se cuentan por millones y han evolucionado en conocimiento; política, educación, historia e incluso gestión pública, organización comunal, puedan dejarse engañar por tonterías como la cuña de la carnicería?. Si así fuera…entonces si creería que hemos arado en el mar.

Pero al evaluar la antesala al 2D, se observa que la intencionalidad es buscar el desgaste de la imagen de Chávez, quien en los últimos meses ha sido criticado ferozmente por la prensa nacional y extranjera. Abstenerse quizás era una posibilidad menos comprometedora para algunos chavistas temerosos, mientras que otros corrieron a las urnas ese día. El peligro se matizaba en la ausencia de colas frente a los centros de votación.

Otro aspecto a evaluar es creer que posiblemente muchos chavistas se confiaron del triunfador Chávez, el invicto, el ganador de todos los comicios a los que se enfrenta. Otra razón podría ser que no le dieron la importancia trascendental que tenía este acto comicial y precisamente lo mejor era no correr riesgos. Y otros, definitivamente compraron el discurso opositor, prefiriendo abstenerse antes que plegarse a la oposición con el Si.

De manera que no fue suficiente la publicación de un impreso sobre la reforma, que por cierto se distribuyó a sólo pocos días antes de los comicios. Las discusiones que se hicieron en algunos lugares dispersos del país no ganaron adeptos. Sinceramente creo que la gran mayoría sí desconoce el texto de la propuesta. Faltó una explicación, enseñanza de alcance masivo, concreta y clara. Tal y como se hizo por ejemplo con programas como “Yo sí puedo”, (cuya logística y penetración auguran el éxito).

Los voceros del gobierno perdieron mucho tiempo desmintiendo el mensaje distorsionado que emitía la oposición. Algunos artículos tenían una engorrosa redacción, como por ejemplo el artículo 16 (división político territorial). Otro elemento no positivo es que la campaña dejó de ser en torno a la Reforma y se centró en el liderazgo del presidente Chávez, con las acostumbradas marchas y concentraciones.

Sumado a ello, otras circunstancia desfavorable fue la permanente estrategia de desestabilización al gobierno nacional, orquestada por los mismos sectores y factores políticos nacionales y extranjeros de siempre, incluyendo por supuesto a la iglesia, los medios de comunicación social y ahora grupos de estudiantes de clase media, acompañados por los sectores opositores tradicionales (“sociedad civil”), que se articularon para calentar la calle. Asimismo se activó la saltadera de talanquera de personajes ilustres ligados al presidente Chávez (Baduel y otros de menor cuantía).

Por último, hay que destacar el sobresaliente trabajo de Globovisión y CNN en español, este último que ha incrementado su cobertura diaria y adversa sobre el gobierno de Venezuela, lo que hace desde que Chávez los denunció públicamente por auspiciar una noticia promoviendo el magnicidio en su contra.

Con esta escalada mediática, que ha sacado provecho a acontecimientos desafortunados vividos en el último mes, esta etapa post electoral trae consigo un recrudecimiento de la labor de ataque contra el presidente Chávez y su gobierno.

Sobre la evaluación que hace la oposición sirva destacar la opinión de Luís Vicente León , director de Datanálisis, quien sostiene que “Chávez no pierde sino el radicalismo de ambos lados, Chavistas-Oposición”.

León, señala que aunque el carácter de “invencible” de Chávez sufrió una merma una “debilidad”, éste será un aspecto que el Presidente deberá resolver. “Ahora la oposición sabe que puede derrotar a Chávez” dijo y ello estimula la participación de ese sector. Pero resalta que aunque ahora la oposición “tiene fuerza” no significa que Chávez está acabado ya que él sigue teniendo mucha fuerza y popularidad. Aunque una mayoría chavista se abstuvo ellos “lo respetan”, destacó.

El analista hace énfasis en recomendar al Presidente que no siga “con el discurso no racional”, (el que expresó ayer 5 de noviembre), porque en su opinión en estos momentos Chávez debe “reconectar” y “reconquistar” a su gente. Recomienda que no caiga en el careo público con María Isabel Rodríguez.

Minar la imagen de Chávez

El presidente Chávez, quien primero que todo es un ser humano, ha sido sometido en los últimos meses, antes de las elecciones del 2D, a un ataque frontal de descalificaciones y traiciones, hechos de impacto noticioso internacional (caso del Rey de España, Álvaro Uribe, Baduel, María Isabel, etc). Ese fue el apetecible preámbulo preelectoral que la oposición sumó a su discurso propagandístico. A pesar de todo ello y aunque suene vacío necesitamos al Chávez feliz, al Chávez jocoso, ingenioso, coplero, enamorado y carismático. Ahora más que nunca.

Es evidente que quieren desprestigiar la imagen internacional de Hugo Chávez y hacerlo ver como un pendenciero, un amargado. Para sus enemigos es necesario desmontar su imagen de buen revolucionario, de avanzada y frenar el auge de su empatía con los pueblos de América. Como no han podido descalificar su estrategia de cooperación petrolera con países de la región, de la cual reiteran en decir que “anda regalando dinero” y ven que tales aseveraciones no funcionan, ahora se valen de la permanente provocación o antagonismo a cualquier postura que éste intente hacer valer, en defensa de su pensamiento bolivariano y proyecto revolucionario.

No es casual la retirada de Uribe y su adhesión al gobierno norteamericano, para ridiculizar a Chávez en torno al tema del que se sabía iba a ser un exitoso canje humanitario con las Farc colombiana. No es casual que el rey de España groseramente lo mandara a callar en una Cumbre Iberoamericana, que sabían era transmitida en el mundo entero (sobre todo de parte de un rey, quien conoce tan bien las normas protocolares). No es casual el pronunciamiento del general Isaías Baduel y María Isabel Rodríguez, poco antes de las elecciones. No es casual que CNN en español se “equivocara” en una edición noticiosa induciendo al magnicidio contra el presidente venezolano. No es casual que los medios de comunicación del país quisieran especular sobre la reacción de Chávez al conocer la ventaja del NO en las elecciones del referéndum de la reforma constitucional el 2D. Querían la reacción que tuvo posteriormente, la del 5 de noviembre en la rueda de prensa con el Alto mando Militar, cuando se desata la gran noticia porque Chávez larga una grosería al referirse a la pírrica ventaja de la oposición en las elecciones. Ese es el Chávez que la oposición quiere mostrar e incluso los falsos chavistas, que hay bastantes y que buscan promover al Chávez rebelde y bravucón.

La verdad es que no lo quieren ver sosegado y equilibrado, lo necesitan desarticulado e iracundo, para presentarlo ante el mundo como un tirano. Sacarlo de quicio es el objetivo. “Chavez vete ya” es la consigna tras telones, en donde incluso un sector del chavismo, oportunista, también juega su carta del jaque o mate. De no ser así no habrían tantos chavistas (los comprometidos) desplazados y pisados por los que están enquistados en espacios del poder.

Otro aspecto que creo de interés es atender con prudencia a la prensa extranjera, en especial cuando se realizan ruedas de prensa con el primer mandatario. Creo que deben ser organizadas y aprovechadas. Lo preferibles es que los reporteros no tengan fricciones con el Presidente, porque en esas circunstancias su imagen es el foco de atención noticioso para los medios del mundo entero. El reportero sólo busca un filón noticioso para el medio que representa y la polémica (por la actitud franca y desinhibida de Chávez) es el centro de atracción de la figura presidencial.

Al respecto, en mi opinión, los días 11, 12 y 13 de abril de 2002, durante el Golpe de Estado, la prensa extranjera fue una efectiva aliada con la prensa alternativa local, ya que pudieron disminuir, en alguna medida, el cerco comunicacional existente. De allí que la prensa extranjera si se maneja con cautela y buen tino es una herramienta útil. Creo que el Minci debe remozar muchas de sus actividades en este sentido y establecer puentes de contacto y no de confrontación. Por eso sostengo, como lo dicho en otras oportunidades, que el Presidente no se puede quedar sólo en estas lides comunicacionales, defendiéndose como puede, porque la guerra moderna es con los medios de comunicación global.

Por todo lo anterior y por estar en navidad le digo al presidente Chávez: Si los quiere volver locos (a la oposición), desparezca por un tiempo, unos días, de las pantallas de televisión y radio (al menos en navidad). A veces el silencio vale más que mil palabras. Afortunadamente Mario Silva, con La Hojilla, ha resultado una revelación como comunicador social, y tiene la destreza para desmontar mentiras tendenciosas de los medios de comunicación opositores. Igualmente Tania Díaz y Aristóbulo hacen otro tanto en la contraofensiva mediática.

Aunque el camino es espinoso y usted a dicho que “es como el espinito que espina a quien lo menea”. lo interesante es que tenemos el gran reto de retomar la tarea de enrumbar el pueblo por el camino correcto. En los días por venir tendrá tiempo para pensar en los cambios. Creo que sí hace falta destornillar algunos poderosos que están encumbrados, contaminados y que de chavistas no tienen nada.

Tome unas pequeñas vacaciones Presidente y podrá descansar, relajar su mente, cuerpo y espíritu, para que asuma nuevamente su sitial, con el aliento bolivariano que le inspira a la lucha incansable que aun le queda por delante. No estamos ni a la mitad del camino. Ojala siempre podamos tener tribunas, que como en el caso de Aporrea, nos permite expresar estas reflexiones, sin cortes, sin censura. A los intelectuales, periodistas bolivarianos nos toca denunciar lo que muchas veces callamos. Todos somos culpables del resultado comicial del 2D.

Pero la Biblia señala que “Dios tiene el tiempo perfecto”. Entonces no desespere presidente Chávez, no caiga en provocaciones. Su contraofensiva debe ser dosificada, eso descontrola a sus adversarios. Usted ha crecido como líder, como gobernante y quizás su pueblo no lo alcanza. ¿No se ha dado cuenta que es un dirigente que trasciende fronteras, que lo ha logrado con un pensamiento bolivariano, universal?. Ese es su mayor capital para la historia.

Usted, Presidente, ha evolucionado, se ha cultivado y quizás su estatura de líder es mayor al compromiso que lo ocupa en lo inmediato. Esa es la contradicción con la que tendrá que lidiar en los años por venir. Reserve fuerzas, busque su equilibrio interior y esté seguro que encontrará el camino, junto a su pueblo, que en mayoría lo sigue apoyando, por sus buenos oficios, por ofrendar su vida para lograr la Patria Grande, la Patria Libre.

leonjudi@gmail.com

*Periodista


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2178 veces.



Judith León*

Periodista e internacionalista.

 Leonjudith@gmail.com

Visite el perfil de Judith León para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a46666.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO