Diario de Cuarentena Capítulo Ciento Cuarenta y Seis

Las cuentas que no le cuadran al gobierno de Guyana Recibidos

Mi patriota cooperante me ha aportado nuevos datos sobre algunos elementos de la producción petrolera de la República Cooperativa de Guyana. Como revolucionarios, socialistas y patriotas, no pretendemos hacer "leña del árbol caído", pero con estos datos, pretendemos dar una aproximación sobre las razones de Estado que obligan a ese país, a apuntalar las acciones sobre el Esequibo, más como fachada de grandes transnacionales energéticas e intereses imperialistas, que por verdaderos intereses y de desarrollo de Guyana, que en realidad es un pueblo víctima y hermano del nuestro.

Como me indica mi colaborador, las cuentas reales no le cuadran al gobierno de Irfan Alí, actual presidente de Guyana, por lo que la posición financiera del gobierno guyanés es precaria (peor que la nuestra) por lo que ese país vive de las ayudas humanitarias (o migajas más bien) que poderosos países imperialistas le otorgan.

Evidentemente, las grandes transnacionales de la comunicación buscan dar la percepción de que en Guyana han tenido "éxito" con ciertas políticas, de "progreso", pero las cifras reales indican otra cosa.

Sin más preámbulos, entremos en la materia que hoy nos ocupa.

Producción de petróleo con pérdidas afectan duramente la economía guyanesa

A un año del inicio de la producción petrolera en Guyana, el palangrismo especializado ha celebrado con gran alegría como un país pobre ha comenzado a salir adelante económicamente de la mano de su amo y señor, la multinacional ExxonMobil en este caso. Tanto la prensa local (Guyana Chronicle (Gobierno), Guyana Times, Stabroek News, Demerara News) como los especialistas internacionales (Rynard, Oilnews, OEDigital) han repetido el mismo guion de éxito rotundo. Mirando un poco más la historia de este desarrollo por parte del consorcio de la ExxonMobil (Hess (EEUU), CNOOC (China)) en el campo Liza encontramos que las cosas marchan mal. Primero debemos definir la posición financiera de Guyana hasta el año antes del inicio de la producción de hidrocarburos. El déficit del país ha ido creciendo de una manera exponencial y su PIB es negativo desde el 2010 hasta el 2020. La situación empeoró particularmente en los dos últimos años del gobierno de facto del General Granger como muestran las cifras del informe del Banco Central Guyanés.

Chart, scatter chart

Description automatically generated

Chart, waterfall chart

Description automatically generated

Los planes originales de la ExxonMobil para el campo Liza tal como fueron usados por el Dr. Soroush de la Universidad de Trinidad y Tobago en su estudio y análisis incluían 6 escenarios de producción con factores de recobro de hasta el 22% en 25 años de vida útil del campo, cifras estas consideradas bajas en la industria petrolera. Debemos recordar que desde 1999 los gobiernos guyaneses de entonces le vendieron este desarrollo al pueblo guyanés como la panacea que iba a liberar a Guyana de la pobreza extrema en la cual vive el 75% de su población. Así que después de los primeros 12 meses de producción del campo Liza la realidad es la siguiente. El costo de la renta del FPSO estaba basado en $ 35 por barril, a esto le deberíamos agregar otros costos operativos, la depreciación del CAPEX que pertenece al consorcio (Los pozos) y la parte fiscal. El estudio del Dr. Soroush hizo las predicciones económicas basadas en tres (3) escenarios de precio del crudo: $45, $50 y $65 por barril. Como podemos ver en el 2020 la media del precio del crudo no se acerca al peor escenario ($45) considerado por el Dr. Soroush en su estudio y este que asumieron los socios para el desarrollo.

Chart

Description automatically generated

La prensa guyanesa basada en información de Reuters reporto el día 19 de enero que el gobierno había recibido 4 pagos de la ExxonMobil por concepto de su participación en el proyecto, estos pagos incluían su porción de la producción (Estimada en 4 millones de barriles) y las regalías que totalizaban un monto de $149 millones. Esto implica un precio de venta estimado de $37.35 por barril, un precio realista considerando las condiciones del mercado durante el 2020 pero muy por debajo del costo de producción que se estima está por encima de los 45$ por barril. Es decir, se estima que la ExxonMobil produjo el campo Liza con pérdidas.

Como le fue a la ExxonMobil en el 2020

Desde el 2017 la ExxonMobil ha sufrido serios problemas económicos los cuales la han obligado a vender activos y además sus acciones han llegado durante el 2020 a tener solo un 32% de su valor en el 2017. La empresa ha logrado empezar a recuperar parte del terreno perdido en su mayoría debido a la confianza del mercado por las medidas tomadas, pero en gran parte por el éxito de la exploración en Guyana y el inicio de producción del campo Liza en enero del 2020. Técnicamente la producción del campo Liza estuvo afectada muy fuertemente durante el 2020 por fallas mecánicas importantes de las instalaciones de superficie y los pozos. Estas redujeron la producción de aquella planeada originalmente de 120 mil barriles diarios a la mitad. En términos técnicos, la falla de la planta implico que la ExxonMobil no pudo inyectar el gas producido permitiendo así al yacimiento de generar más gas que fluidos, la relación gas-petróleo degenero considerablemente a más de 1050 scf/bbl) lo cual nos indica que la presión de yacimiento no pudo ser mantenida. No podemos olvidar que el gas producido en el campo Liza no tiene valor comercial y es quemado y liberado al ambiente. Además, hay indicaciones que la producción de agua se ha incrementado a más del 20% planeado así como la posible producción de arena debido a fallas en las completaciones de los pozos productores.

La evasión fiscal del consorcio de la ExxonMobil

Hemos informado por esta vía e ilustrado que la estructura legal usadas por las empresas que forman el consorcio de la ExxonMobil, todas tres (ExxonMobil y Hess (EEUU), CNOOC(China)) están registradas en paraísos fiscales, ExxonMobil y Hess en las islas Caimán y Barbados respectivamente y CNOOC en Hong Kong. Ninguna declara impuestos por estas operaciones ni en sus países de origen ni en Guyana, lo cual no es ilegal hasta ahora, el gobierno guyanés de la época firmo el contrato con estas empresas a conciencia de las condiciones comerciales y fiscales son totalmente desfavorables al pueblo guyanés.

Análisis

A 12 meses del inicio de la producción los reportes de pagos hechos por la ExxonMobil al estado guyanés dejan muchas dudas y los números no cuadran. Independientemente de que los medios especializados no quieran o puedan investigar más detalladamente, el mensaje de progreso y bienestar deja muchas incertidumbres hasta ahora.

La producción esperada por la empresa y el gobierno guyanés de 120 mil barriles diarios no llego ni a la mitad debido a fallas en la planta de compresión del FPSO entre otras cosas. Está a corto plazo no solo redujo dramáticamente la producción sino que ha creado daños irreparables en el yacimiento que a mediano y largo plazo impactaran la producción y vida útil del campo. El campo Liza ahora producirá más gas que petróleo el cual debido a las condiciones geográficas del yacimiento no tiene valor comercial en estos momentos. Zero entradas por ventas de gas y menos producción de fluidos es el resultado.

Los números no cuadran ya que asumiendo que la producción hubiera sido la planeada, en el año 2020 está hubiera llegado cercana a los 40 millones de barriles y basado en el contrato existente entre el gobierno y la ExxonMobil a Guyana le hubieran tocado alrededor de 4 millones de barriles. El gobierno reporta que recibió 4 millones de barriles con una producción estimada en la mitad (20 millones de barriles) debido a los problemas encontrados. Por lo tanto a Guyana le hubieran tocado alrededor de 2 millones de barriles solamente.

En términos de entradas los 40 millones de barriles hubieran producido alrededor de 2 billones de dólares (@ $45 por barril) y a Guyana por contrato le hubieran tocado algo más de $230 millones y de hecho reporta haber recibido $ 136 millones solamente lo cual refleja tanto la producción con perdida así como el precio del crudo durante el 2020 que estuvo por debajo de las predicciones de la empresa. Los números simplemente no cuadran.

Los estudios internos de la ExxonMobil y sus socios, así como aquellos llevados a cabo independientemente indican que los costos de producción de estos campos está por encima de los $45 por barril, precios que el mercado mundial solo hasta ahora ha comenzado a recuperar. El escenario más favorable a la ExxonMobil y el gobierno guyanés para el 2020 es este de producción con perdida y la existencia de un acuerdo contable que le permita a la empresa pagarle al gobierno guyanés ganancias que no se han dado. Esto deja claro el tipo de transparencia y posiblemente legalidad entre el gobierno y la empresa.

El gobierno guyanés no parece entender cuáles son las características de la industria petrolera a nivel mundial, decidió de ceder la soberanía de su país a la ExxonMobil y los extranjeros sin tener control de los problemas que se pueden presentar y que hoy en día están afectando lo que consideraba ser la gallina de los huevos de oro. Hasta ahora esta ha producido pocos huevos y el futuro parece indicar que serán pocos los que serán producidos.

Fuentes: Universidad de Trinidad y Tobago

https://tradingeconomics.com

World Bank

Bank of Guyana

Independencia y Patria Socialista

Viviremos y Venceremos



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1133 veces.



Juan Martorano

Abogado, Defensor de Derechos Humanos, Militante Revolucionario y de la Red Nacional de Tuiteros y Tutiteras Socialistas. Www.juanmartorano.blogspot.com , www.juanmartorano.wordpress.com , jmartoranoster@gmail.com, j_martorano@hotmail.com , juan_martoranocastillo@yahoo.com.ar , cuenta tuiter e instagram: @juanmartorano, cuenta facebook: Juan Martorano Castillo. Canal de Telegram: El Canal de Martorano.

 jmartoranoster@gmail.com      @juanmartorano

Visite el perfil de Juan Martorano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas