Venezuela : Mucho más que elecciones parlamentarias

Es el mismo pueblo que el próximo 6 de diciembre debe votar por sus nuevos diputados. En realidad se trata de muchísimo más que de elecciones parlamentarias. Se trata de la continuidad de la revolución de un pueblo, una revolución ya con mayoría de edad, porque se expresó por primera vez en las urnas en 1998 pero se concibió el 4 de febrero 1992, cuando este pueblo descubrió en Hugo Chávez, su líder, que se transformo sucesivamente en su Comandante, su Presidente, su Comandante Supremo y cuando el funesto destino lo obligó, en su Comandante Eterno.

Se trata de una batalla de 23 años para defender una propuesta de un socialismo diferente para un nuevo y mejor mundo posible. En lo electoral, de batallas tras batallas, se trata para este pueblo de enfrentar a una oposición apoyada abiertamente por potencias extranjeras y sus grandes corporaciones mediáticas.

Se trata de la lucha de un pueblo en plena emancipación contra minorías históricamente privilegiadas que quieren retomar el poder perdido. Se trata de un moribundo que se niega a morir y no dejar crecer el recién nacido, como lo advirtió el mismo Hugo Chávez, en los primeros días de su revolución.

Ahora, estamos en tiempos de campaña electoral, tiempos de sondeos, de análisis de expertos, programas de televisión, radio y escritos de analistas, cada quien con su estilo y sus propósitos según su tendencia. Pero también en tiempos de manipulaciones mediáticas, desde las más sutiles y astutas hasta las más groseras y mentirosas. Para una premonición de lo que serán los resultados de estas parlamentarias en Venezuela es esencial conocer el pasado para visualizar un presente precursor del futuro.

Y lo esencial, como en los casos de las 18 victorias de la revolución bolivariana sobre 19 contiendas en las urnas, es que no son los analistas, expertos, escritores o periodistas que ganaron las elecciones ; es el pueblo venezolano revolucionario, bolivariano y chavista que determinó estas victorias.

Preconizar del próximo resultado electoral no es muy difícil para los que son testigos del cotidiano de esta revolución bolivariana pero es más difícil visualizarlo para muchos de los ciudadanos del mundo que tienen principalmente como fuentes de información las de los grandes medios púdicamente denominados "convencionales".

Es necesario conocer a este pueblo, su pasado y su presente, para entender su comportamiento humano y en este caso, porque será ante todo su corazón que guiara su mano para depositar su voto en las urnas el próximo 6 de diciembre. ¿Porque ? Porque, muy por encima de los conceptos materialistas, es el humanismo que Chávez inculcó en el corazón de sus seguidores, quienes tendrán la última palabra. Por su lado, los grandes medios internacionales tratan de invisibilizar a este Pueblo para dedicarse a proyectar noticias sobre situaciones políticas puntuales con preferencia a las escandalosas. En una palabra, para desacreditar un gobierno gracias a la proyección de los gritos de una evidente minoría opositora, ignorando la voz del Pueblo.

Esta voz del pueblo es lo que en Francia el General de Gaulle definía como la "mayoría silenciosa", y en el caso venezolano una mayoría silenciada que poco se entrevista y casi no tiene ningún espacio para expresarse en las columnas de medios internacionales. Inclusive podemos escuchar con cierta frecuencia, comentarios como "Hablamos y escribimos demasiado sobre la revolución. Lo importante es hacer la revolución".

De todas formas, a fin de cuenta, lo que importa es que será este pueblo que votara el 6 de diciembre para elegir sus diputadas y diputados.

Son los ciudadanos del pueblo los que han hecho y hacen la revolución, son los de todas las marchas, manifestaciones y concentraciones, son los que salieron a las calle para rescatar Chávez de un golpe de estado, son los que han resistido al paro petrolero, industrial y económico, son los que han puesto sus votos en las urnas y desgraciadamente son los que pusieron sus muertos en los campos de batallas. Son ellos y nadie más, los que hacen la revolución. Son los simples revolucionarios, pero también son los miles de militantes del PSUV, Partido Socialista Unido de Venezuela, de los Consejos Comunales, las Cooperativas, la Milicia Bolivariana, y los funcionarios eficientes que permiten el desarrollo de los programas de salud, educación, alimentación, vivienda y comunicación.

Mas allá de los sondeos, estadísticas y análisis, es conocer a los venezolanos del pueblo lo que puede permitirle a cada quien de hacerse una idea de los que probablemente serán los resultados de las próximas elecciones. Y para conocer y entender a este pueblo es necesario saber también de sus puntos de referencia, pasado y presente, esencialmente en sus aspectos humanos.

"El ejemplo que Caracas dio...".

"El ejemplo que Caracas dio" como ya presentado, es la última estrofa del himno nacional de Venezuela "Gloria al bravo pueblo". Se refiere al comportamiento del pueblo venezolano en su lucha para lograr su independencia en 1811. Ya en estos tiempos el pueblo tuvo que luchar contra sus oligarcas llamados entonces "mantuanos", que se oponían a la independencia de su nación para poder seguir beneficiándose de los privilegios que recibían de la Realeza de España. Liderado por su Libertador Simón Bolívar, el bravo pueblo venezolano gano su primera gran victoria y de un territorio colonial surgió la nación venezolana.

"El ejemplo que Caracas dio" para su guerra de independencia, guerra al fin, es algo sorprendente cuando se sigue el resto de su historia. Hasta nuestros días, se puede descubrir un pueblo ante todo pacífico por excelencia. Su guerra de independencia es la única oportunidad en la cual libró una guerra, una guerra contra el imperio que lo ocupaba y una guerra para ganar su libertad ; más aun, para lograr la independencia de otras cuatro naciones latinoamericanas, Colombia, Perú, Ecuador y Bolivia. Desde entonces y en toda su historia, Venezuela nunca ataco, invadió, ni ocupo ninguna nación.

Las únicas oportunidades en las cuales sus fuerzas armadas salieron de sus fronteras han sido para operaciones humanitarias frente a desastres naturales como por ejemplo en Agadir (Marruecos), Ciudad de México, Armero (Colombia) o más recientemente en Haití.

Es Venezuela entre las pocas naciones que pregonan la paz, a pesar de los múltiples esfuerzos de algunos grandes medios "convencionales" internacionales en presentarla como un país violento y agresivo, o hasta la inverosímil "orden ejecutiva" firmada por Barack Obama (Executive Order, 09-15- 2015) para su seguridad nacional, calificando a Venezuela de "amenaza extraordinaria e inusual",

También, los venezolanos son por excelencia un pueblo que siempre demostró su solidaridad para ayudar el prójimo confrontado a situaciones adversas. Prueba de esto son los miles y miles de europeos como españoles, portugueses o italianos que huyendo guerras, guerras civiles o crisis económicas han encontrado desde generaciones un asilo en tierras venezolanas ; lo mismo que miles de ciudadanos de países pobres del Caribe u otras naciones latinoamericanas, en particular millones de colombianos desplazados y migrantes que huyeron su guerra civil de mas de medio siglo. Esto a pesar de los esfuerzos de algunos medios internacionales en tratar de presentar como "victimas de extradición" algunos colombianos paramilitares y traficantes que Venezuela se encontró en la obligación de repatriar a su país de origen.

Volteando las páginas de su historia, se puede comprobar este comportamiento de paz que anima la inmensa mayoría del Pueblo Venezolano y en particular los Revolucionarios Bolivarianos.

Se puede encontrar algunos ejemplos emblemáticos recientes ocurridos precisamente desde que se inicio la Revolución Bolivariana.

En diciembre del 2001, la oposición venezolana decretó un paro empresarial con el fin de privar al pueblo del suministro de sus alimentos básicos, para desestabilizar el gobierno de Chávez. Su lema había sido tan simple como significativo "Huelga indefinida hasta la renuncia de Chávez". Un poco curioso una huelga general de empresarios privados apoyada por un Confederación de Trabajadores de Venezuela (CTV), pero una prueba cierta del enfrentamiento del capitalismo contra el socialismo.

El pueblo resistió en paz y fracasó el golpe industrial. Por cierto, nunca la oposición reconoció públicamente su fracaso, nunca levantó su orden de huelga, así que se puede decir que todavía hoy, oficialmente, los industriales privados venezolanos están en paro desde el 2001, aunque no en la práctica. Para los industriales privados, el capital, la producción y los beneficios se impusieron.

En esta oportunidad se pudo observar un acto de violencia a mano armada. Una ama de casa que ante su puerta golpeaba furiosamente el piso con su única arma, su escoba y declaraba con voz alta y fuerte "Yo vote por Chávez por un mandato de cinco años. Yo quiero que Chávez termine su mandato".

En abril del 2002, fallido el paro empresarial, un sector de la oposición apoyado desde el exterior, en particular los EEUU y España, logro derrocar, deportar y encarcelar al entonces presidente Hugo Chávez. El 13 de abril, el pueblo logró la restitución del mismo, sin disparar un solo tiro, únicamente saliendo desarmado a la calle, expresando firmemente su voluntad "Queremos a Chávez".

El pueblo venezolano logró resolver en paz un golpe de estado que, sin embargo, se realizaba de forma violencia por parte de la oposición. El 11 de abril produjo numerosas victimas abatidas por franco tiradores y el 12 de abril los golpistas iniciaron una persecución de los seguidores de Chávez.

Cuando el 13 de abril Chávez regresó a la presidencia, su primer acto fue, crucifijo en mano, manifestar su preocupación por la violencia y pedir a sus seguidores que "regresen en paz a sus casas". Este día y siguientes, no se registro ni una sola victima entre los opositores.

En diciembre del 2002, fracasadas ya sus tentativas de paro empresarial y golpe de Estado, la misma oposición venezolana, intento entonces un paro de la estatal petrolera venezolana (PDVSA), Petróleos de Venezuela. Esta vez con la participación activa de los EEUU a través de una prestadora de servicios a PDVSA, la empresa INTESA que contaba entre sus directivos con ex agentes de la CIA y ex funcionarios del Pentágono, logrando paralizar la empresa estatal por dos meses, restringiendo así el suministro de combustibles como gasolina y gas, en todo el país, también se paralizó la flota petrolera venezolana.

En paz, el pueblo se organizó para patrullar sus oleoductos, en calma y ejemplar civismo, se hicieron gigantescas colas para reabastecer de pocos litros sus vehículos ; y una señora mayor, de un barrio pobre, reflejó la moral de muchos aupando el presidente Chávez, "Resiste muchacho ! Si es necesario quemaremos nuestros muebles para cocinar".

En cuanto a la distribución de combustibles, se logró reiniciar con la ayuda de países amigos. El primer buque tanquero llegó de Brasil enviado por Lula da Silva, marinos jubilados se alistaron voluntariamente para tomar el mando de los buques tanqueros y choferes se incorporaron a los volantes de las gandolas de la empresa privada parada, no sin antes adornar sus vehículos de lemas como "El petróleo es del pueblo" o de "Venezuela, ahora es de todos" para reiniciar la distribución de combustibles con las ovaciones del pueblo.

Se dice que la historia siempre se repite

Es un lugar común decir que siempre la historia se repite. La realidad es que lo intenta pero no siempre lo logra.

En Venezuela, el paro industrial y el golpe de Estado no han sido mas que la repetición de un "déjá vu" en América Latina. Un simple "remake" de la Chile de Salvador Allende, un "remake" que utilizo el mismo guión del mismo guionista. El guionista, la Casa Blanca y el guion conocido como "Manual de la ITT", un libro publicado por el gobierno Allende titulado "Documentos Secretos de la ITT", considerado como el "perfecto manual de los Golpes de Estado en América Latina".

En Chile, la ITT International Telephone and Telegraph Corporation, actúo contra el gobierno de Salvador Allende en los años 70 para impulsar huelgas y el golpe de Estado con sus trágicos resultados. En Venezuela, la empresa INTESA intento el mismo guion.

Pero en Venezuela la historia no logró repetirse y esto nos devuelve a este pueblo venezolano que se expresará en las próximas elecciones. ¿Por qué la historia no se pudo repetir ? Por un solo motivo que se llama pueblo y en dos escenarios principales. El primero, el pueblo en sí, que resistió a los dos paros mencionados y salió masivamente a la calle para exigir y obtener la liberación de Chávez. El segundo, los militares venezolanos que en su inmensa mayoría demostraron ser verdaderos patriotas al inverso de los militares chilenos bautizados "gorilas". Si en Chile los militares hacían parte de una clase elitista, en Venezuela los militares son "el pueblo en armas", y Chávez impulsó el concepto de un binomio cívico-militar.

"El ejemplo que Caracas da...".

Pero el imperio nunca renuncia. Los Estados Unidos de Norteamérica con sus potencias aliadas y pequeñas naciones a su servicio sigue atacando a Venezuela por todos los flancos, como lo ha hecho desde la aparición de Chávez, sin cesar y como sin duda seguirá haciéndolo.

Sin entrar en los detalles, solo mencionaremos algunas de las situaciones más recientes, situaciones frente a las cuales se evidencia "el ejemplo que Caracas da". Su actual presidente, Nicolás Maduro sigue al pie de la letra los lineamientos dictados y heredados de Chávez mediante su "Plan de la Patria", y el Pueblo resiste de forma estoica a todos los ataques.

Solo en los últimos meses, entre otros :

Tensión en la frontera colombo venezolana, presiones de Bogotá e infiltración de paramilitares colombianos con técnicas terroristas refinadas, a sabiendas que el paramilitarismo colombiano es una creación de gobierno del anterior presidente Álvaro Uribe de quien el actual presidente Manuel Santos no era nada más ni nada menos que su Ministro de la Defensa. Y sobre Colombia no se puede olvidar que recibió de brazos abiertos siete bases militares de los Estados Unidos para una supuesta guerra contra el narcotráfico. En realidad una estrategia para controlar el continente y como lo explico un senador en Washington, hablando del Plan Colombia, "El control de Venezuela pasa por la ocupación militar de Colombia".

. Acción intimidatoria de Obama con su "orden ejecutiva" para calificar a Venezuela de "amenaza extraordinaria e inusual", orden ampliada a sanciones contra altos funcionarios venezolanos.

. El gobierno de la República Cooperativa de Guyana, ex Guayana Británica, que casualmente en estos tiempos, reactivo un diferendo fronterizo con Venezuela viejo de más de un siglo.

. Una campaña mediática internacional destinada a presentar a Venezuela como un narco Estado, pero naturalmente obviando la situación geográfica de Venezuela, entre Colombia y los Estados Unidos, el mayor productor y mayor consumidor mundial de drogas.

. Recientemente, el Primer Ministro francés, Manuel Valls, que pretendió presentar al mundo a un político venezolano preso por delitos comunes como un preso político victima del gobierno venezolano y de su justicia.

. De estos últimos días, el presidente electo en Argentina, Mauricio Macri, empresario de derecha, que amenazó a Venezuela con pedir su suspensión del Mercosur.

. Pero entre todos estos ataques, el más relevante es la actual bautizada "guerra económica" con fines de desestabilización contra el gobierno Maduro intentando de producir un estallido social. En realidad un "golpe suave y continuo". Los productos alimenticios básicos que desaparecen, los precios que mediante una manipulación de la moneda desde Miami produce un "inflación-especulación" enorme, todo esto gracias al apoyo y financiamiento de sectores de la oposición desde el extranjero.

Frente a lo que son batallas tras batallas, el pueblo venezolano mantiene una calma a toda prueba y contrariamente a los más obscuros sueños de la oposición ni se presentó la mínima sombra de un estallido social programado.

"El ejemplo que Caracas dará...".

El ejemplo que dará el pueblo venezolano será el 6 de diciembre próximo, cuando probablemente, derrotará una vez mas a los sectores opositores de forma pacifica y democrática, es decir por las urnas.

También el ejemplo que dará es que contrariamente a lo que parece pensar la oposición venezolana, este pueblo no es tonto y además tiene buena memoria.

El pueblo dice y repite a diario que "Chávez vive ! La Patria sigue !" y además que "Todos somos Chávez". Es probable que el 6 de diciembre el pueblo lo demuestre una vez más, porque ya lo está anunciando cuando declara "Mi voto es pa' Chávez". Lo sorprendente, es que la oposición parece no darse cuenta que existe una Revolución Bolivariana, que Venezuela es una nación chavista y que Chávez está en el colectivo más presente que nunca, con su memoria y su legado.

Chávez ganó todas, menos una, todas las elecciones e inclusive las presidenciales del presidente Maduro, que se pueden considerar como una victoria de Chávez a titulo póstumo porque fue el que presentó públicamente su candidato.

Como buen estratega por su formación militar, Chávez organizo todas sus elecciones preparando sus tropas, con disciplina, en batallones y en patrullas. Es exactamente lo que está pasando en estos precisos momentos en las tropas bolivarianas, que ya con tres simulacros se han entrenado para la próxima batalla electoral y han demostrado una impresionante disciplina y capacidad organizativa.

Frente a esto la oposición brilla por su ausencia, su carencia para presentar candidatos serios y ni siquiera programas diferentes a su obsesiva ambición de derrocar el gobierno para tomar el poder.

El pueblo venezolano dará también una prueba de que sus problemas actuales económicos, perfectamente sabe porque existen, de donde vienen y quienes son los verdaderos responsables. Quizás el 6 de diciembre el pueblo presentará su factura a su oposición, al mismo tiempo que no tiene la menor intención de perder los gigantescos avances que logró en los campos de la educación, la salud, la alimentación y la vivienda.

Si la guerra mediática internacional logra engañar sus audiencias y lectores, esto no tiene mucha relevancia porque al fin de cuenta no son electores. En cuanto a la guerra mediática nacional de los medios al servicio de la oposición, en las elecciones anteriores han sufrido derrotas tras derrotas y a pesar de sus sistemáticos bombardeos no lograron engañar al pueblo.

Y una cosa que recordará este pueblo al momento de las elecciones son las acostumbradas estrategias de la oposición : . Previas elecciones, anunciar un fraude electoral. Siempre lo ha anunciado pero nunca lo demostró y este cuento ya nadie no se lo cree, ni sus partidarios. . A los resultados desfavorables, desconocerlos e instigar a la violencia. De hecho, la oposición se negó, como siempre, a firmar un compromiso de aceptación de los resultados. Ya el pueblo sufrió las consecuencias de esta violencia programada con resultados de decenas de muertos y esta vez esta desde ya en alerta.

Todos estos antecedentes, son sin lugar a duda, son los que en la memoria del colectivo guiará en gran parte las manos de muchos electores para depositar sus votos en las urnas el próximo 6 de diciembre.

En Venezuela, las próximas elecciones son mucho más que elecciones parlamentarias porque quien las ganará probablemente es Hugo Chávez. Más que la obtención de sillas de diputadas y diputados, lo que votará el pueblo venezolano es la continuidad de la Revolución Bolivariana, su verdadero desafío electoral que proclama a diario "Chávez vive ! La Patria sigue !".



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2228 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




Notas relacionadas

Otros artículos sobre el tema Elecciones 6 D 2015 Diputados AN

Pulse aquí para leer ver todas las noticias y artículos sobre Elecciones 6 D 2015 Diputados AN


Otros artículos sobre el tema Elecciones Parlamentarias 2015

Pulse aquí para leer ver todas las noticias y artículos sobre Elecciones Parlamentarias 2015



Revise artículos similares en la sección:
Ideología y Socialismo del Siglo XXI


Revise artículos similares en la sección:
Oposición