Otra vez

Se ha hablado reiteradamente de la oposición borbónica, que ni olvida ni aprende. Y se reitera esta idea porque la oposición insiste incorregiblemente en los mismos errores, con el inconveniente para ella de que las condiciones en que los cometen no hacen sino empeorar precisamente por su repetición. Los lugares comunes suelen ser verdad.

Ahora están empeñados de nuevo en buscar un Caracazo, haciendo premoniciones reduccionistas, pretendiendo que la única causa de aquellos eventos fue el aumento del precio de la gasolina. Según este análisis indigente, no hubo otros factores, no hubo mofa y befa del pueblo por parte de Acción Democrática y Copei, o como se llame ahora, y un dilatado etcétera. ¿No fue el Caracazo una marimorena contra los actuales opositores?

Es más, percibo en el discurso de la oposición un descenso imponente de su ya bajísimo nivel intelectual.

¿Por qué? Intenté responderlo en esta página en mi artículo «Cómo ser bruto» (21/11/06). Resumo: basta defender un disparate para condenarse a la imbecilidad, por inteligente que se haya nacido. Afirmar que vivimos bajo un rrrÉgimen totalitario (light o no) es condenarse a justificarlo con disparates, pues es patente que nunca en la historia de Venezuela había habido tantas libertades. Es como decir: «Digo con libertad que no hay libertad». No soy demasiado inteligente, pero no se me da bien entender brutalidad tan intensa. Eso pasa, además, cuando tienes que hablar por otro y al mismo tiempo ocultar tanto que hablas por otro como los intereses de ese otro, cual, por ejemplo, los del gobierno de George W. Bush.

Pero, me parece, hay más, sobre todo en relación con esta estupidización acentuada desde el 4 de diciembre de 2006.

Influye que ahora se les nota más la imbecilidad de siempre, pues las derrotas numerosas y consecutivas demuestran su nivel de competencia. Volver otra vez, después de ocho años y con más ardezón, con las mismas ineptitudes es algo que raya en la manía y la neurosis. RCTV pretende salvar su concesión con un nuevo 11 de Abril.

Pero, considerándolo, quizá no son brutos sino necios, porque cometen el mismo error precisamente porque es un error, desde siempre y para siempre y con aquella arrogancia, que los hace, más que necios, patéticos. Pobrecitos.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3306 veces.



Roberto Hernández Montoya

Licenciado en Letras y presunto humorista. Actual presidente del CELARG y moderador del programa "Los Robertos" denominado "Comos Ustedes Pueden Ver" por sus moderadores, el cual se transmite por RNV y VTV.

 roberto.hernandez.montoya@gmail.com      @rhm1947

Visite el perfil de Roberto Hernández Montoya para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Roberto Hernández Montoya

Roberto Hernández Montoya

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /oposicion/a29851.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO