Un lustro de desastres

Como sabemos, el 6 de diciembre de 2015, el pueblo "golpeaba" al gobierno chavista y, creaba una expectativa en la oposición venezolana. Esta oposición sin criterios, sin planes políticos, de ningún tipo, sin criterios para generar defensas para el pueblo; violando artículos constitucionales y de leyes electorales, se hacía de una mayoría en la AN.

De esos diputados electos, comerciantes de la política, donde ni siquiera sabemos quiénes son muchos de ellos, lo que se percibe es que no ejercieron su trabajo, no actuaron como parlamentarios; podríamos decir que varios de estos mequetrefes son conocidos como traidores de la patria.

El primer gran estafador fue el abogado Henry Ramos Allup, donde destacamos su profesión, ya que lo primero que hace este presidente de la AN, es violar el artículo 136 de la CRBV. Hoy día estamos convencidos que este, supuesto abogado no ha leído la Constitución, aún cree que se vacila la del 61, la cual violó en varias oportunidades.

Su papel, su rol, ha sido definido, este presidente de la AN, puede ser considerado, puede ser llamado el sepulturero. Este siniestro personaje, realizó su faena, su papel era acabar con su partido AD, destruir la AN y acabar toda posibilidad de crear una oposición necesaria para la democracia. Sin embargo, tenía un rol mayor: buscaba que Venezuela se convirtiera en Estado fallido, esa era lo orden del imperio y sus secuaces.

Su actuación como presidente de la AN, se destaca al sacar cuadros de Chávez, de Bolívar y de Maduro de la AN. Se jactó de ello, se creció con esa "tarea titánica". Fue televisado y "admirado". Paralelo venia su obra maestra, acabar, destruir al presidente electo por el pueblo: al presidente Nicolás Maduro.

Al revisa los artículos, desde el 186 al 224, de la CRBV, no encontramos nada que determine, que diga, que señale, que un diputado fue electo para destituir al presidente de la República.

Realmente es vergonzoso que este sujeto se haga pasar por abogado, un personaje así debería pasar por un tribunal o por una Junta Calificadora, que determine su actuación, prohibirle de paso el ejercicio del Derecho como profesión.

Nada de lo que hizo en todo el año 2016, justifica su paga, con el agravante que viola disposiciones emanadas del TSJ, máximo y último intérprete de la CRBV, lo que conlleva a que la AN terminé, este primer año, en desacato jurídico.

El año 2017, transcurre en iguales condiciones, bajo la dirección de otro abogado, un tal Julio Borges, el "maqueta" Borges; el hijo in vitro de Plinio Correa De Oliveira, desconocedor del Derecho quien, violando normas legales y constitucionales, "destituyó" al Presidente Nicolás Maduro. Este tipejo debe pasar por el Tribunal o Junta Calificadora. Violó todo, con el agravante que vivió más fuera de Venezuela y no cumplió su gestión. Además, mantuvo el desacato jurídico. Clamó por la invasión al país y libró su lucha para destruir a PDVSA.

Debemos saber que actuó bajo la mentira, bajo el engaño. Nada de lo que hizo, tiene validez. Ahora debería ser juzgado, en ausencia, por delitos contra la patria. Su delito está tipificado, exigió a gobiernos títeres de EUA, cercar económicamente la patria, llamó a invadir la nación con fundamento en un artículo constitucional que, María Corina lo puede asumir, digno de su patanería e ignorancia, pero cuando un abogado lo hace demuestra su falta, de todo, en esencia este absurdo sujeto es eso: un falta de todo.

El Estado debe actuar, la AN debe redactar una ley donde se determine que todos los bienes de sujetos que llamen a invadir la Nación, de sujetos que claman por cercar la nación, de sujetos que impidan que el estado pueda negociar; entonces, todos sus bienes, de inmediato pasan a manos del Estado.

Para el 2018, asume la presidencia de la AN, otro abogado, un semi analfabeta, paso su año mamando gallo, no creo que entendió bien lo que hacía, creo que es pupilo de Manuel Rosales, el filósofo del Zulia, por eso terminó diciendo que "esa mentira, siendo mentira puede ser verdad".

En el 2019, vino el acabose, un pendejo que se bajaba los pantalones, mostraba sus nalgas, era su currículo para ser presidente auto proclamado. Claro las normas, las leyes, eran inventadas por abogados como Ramos Allup, Borges y Barboza. Todos dirigidos por un asesino serial, quien desde la cárcel ordena y vende a su mujer, el tal leocadio Leopoldo López.

Es claro que todos están tutelados, por emisarios gringos, que todos están bajo el embrujo de la televisión y los medios modernos de comunicación, los cuales determinan el camino a seguir. Ahora es el WhatsApp, Instagram, twitter, you tube, face book, los canales que dicen la verdad, siendo la mejor forma de dominar al pueblo. Ahora, vivimos un mundo de mentiras, donde hasta los intelectuales caen por pendejos.

Lo lamentable es que algunos países, bajo la dirección certificada de comerciantes inescrupulosos, de gobernantes pasajeros, se presten para apoyar a semejante malandro. Gobernantes estilo Duque, Piñera, Macron, Sánchez y otra camada de estafadores se han coaligado para apoyar al hotelero Trump.

En otro lado, percibimos muchos países hermanos, más de 120, que saben de la estafa mundial. Saben que Venezuela es requerida por Estados Unidos y sus aliados imperiales, no para generar libertad o democracia, buscan robar sus riquezas naturales.

Vino luego el año actual, 2020, el año de la pandemia, con el agravante que la AN, decide continuar con el monstruo, con el vulgar White dog, un personaje que da lástima, pena ajena.

Como era de esperarse aparece el enterrador, ahora es el momento para destruir todo. No hay opinión coherente, son diferentes formas de opinar que tiene la derecha venezolana. El G4, la actriz farsante de María Machado, la famosa loca, quien sin entender los términos exegetas determina que el artículo 187 de la CRBV, en su numeral 11, se puede utilizar, para invadir a Venezuela; claro su relación con ese pingue abogado no le ayudo a entender lo que implica el Derecho y sus leyes. Otro sector, mas enfermo y fanático, clama por destruir todo y acabar con el chavismo.

Así termina el lustro, los abogados duchos, estilo Allup y demas yerbas determinan que existe continuidad administrativa, por ende, el llamado interino puede continuar al igual que la AN del 2015. Son cinco años de desgracias, donde estos timadores de la política, han clamado en diferentes escenarios que vivimos bajo una dictadura, claro nadie les persigue y entran y salen de Venezuela. Propagan por el mundo que Venezuela es un estado narcotraficante, manteniendo hogares privados en Colombia, primer productor de cocaína en el mundo. Mantienen su mortal y criminal juego y, pretenden que el pueblo les crea.

Es evidente se logró lo que el enterrador quería, destruyó a AD, acabó con la AN y dividió la oposición en Venezuela. Pero no logró su cometido ultimo destruir a Venezuela.

Finalmente, podemos determinar que ahora existe una AN donde el chavismo es mayoría, se ganó en buena lid. Tomemos en consideración que en Venezuela vota el 70 % de la población. De modo que ya hablamos de 30% de abstención. Le sumamos 15% por la pandemia y 10% por problemas de gasolina para el traslado; 3% por cambios innecesarios o no consultados por el CNE, más 2% de gente fuera del país. Le agregamos 4 % de gente del chavismo inconforme, 6 % de la derecha absurda. Esto nos lleva al 70%. De modo que la victoria es contundente.

Han sido cinco años, un lustro de desastres, un lustro donde los monstruos aparecen y destruyen su propia organización, no generan oposición racional, se han vendido al imperio y ahora pretenden destruir a Venezuela; por eso decimos con pasión: MAS NUNCA VOLVERAN.

Esta Patria se respeta, el camino, es difícil, lo sabemos, pero lo seguiremos transitando, ya que es el único camino. Viva La patria Viva el Socialismo.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 889 veces.



Asdrubal F. Márquez C.


Visite el perfil de Asdrubal F. Márquez C. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: