Voces contra el imperio

Por un PSUV combativo

Han sido numerosas las intervenciones realizadas por el propio Comandante Chávez ante las diversas situaciones de irregularidades que se han venido suscitando en la ONIDEX y en las distintas instituciones del Estado. Sus intervenciones han terminado con la remoción de varios ocupantes de cargos directivos. Actualmente el Ministro Tarek Al Aisami, junto a su equipo, desarrolla varios operativos para la entrega de pasaporte y otras actividades relacionadas con esa institución. Pero los problemas que presentan la ONIDEX, las notarias públicas, los hospitales, etc. están lejos de ser subsanados. ¡Valla trabajo lleva a cuesta el Presidente! No solamente se ocupa de la política general de país; de la economía y la lucha contra la burguesía mediática y su amo del Norte. Sino que también se ve obligado a cargar con los trabajos que les corresponde a otros. Pero ¿Que papel ha pintado el PSUV en todos estos casos?

El PSUV, pareciera, no termina de crecer para entender y cumplir con sus roles. Cuando decimos "crecer" no nos referimos precisamente al tamaño, porque si de eso se tratase, el PSUV cuenta con millones de militantes. Nos referimos concretamente a la cualidad y calidad del partido necesario para una revolución; para ser el movilizador y catalizador de la conciencia del pueblo, pero también para luchar contra el burocratismo y la corrupción que han sido los peores males heredados del Estado burgués que aun subsiste.

Pronto tendrá lugar un nuevo Congreso del PSUV donde, además del necesario debate ideológico, también dará nacimiento a una nueva dirección política central para nuestro partido. Reconocemos la importancia de este evento, justamente ahora por el delicado e interesante contexto mundial que atravesamos. La humanidad se debate entre la vida y la muerte. La humanidad espera un mundo de Venezuela. Por ello estamos obligados a que de este Congreso surja un PSUV verdaderamente fortalecido y presto para dar la batalla en el campo que se plantee. Debemos de reconocer que hasta ahora nuestra experiencia ha sido pésima. Es de revolucionario admitir las críticas. Debemos empezar por reconocer nuestros errores. Las pasadas direcciones políticas han sido débiles porque no han contado con la cualidad ideológica ni el tiempo necesario para dedicárselo al Partido. La futura dirección política del PSUV no deberá estar conformada por Ministros ni vicepresidentes, o por quienes poseen su tiempo copado en las responsabilidades administrativas de Estado. Ella deberá estar conformada por genuinos cuadros con calidad política e ideológica y con el tiempo suficiente para dedicarlo al Partido y a la batalla política, de lo contrario reproducirán el burocratismo en el partido y estaríamos repitiendo nuestros mismos errores que socavan la revolución.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1747 veces.



Basem Tajeldine

Marxista. Investigador de temas geopolíticos internacionales en el Centro de Saberes Africanos. Moderador del programa VOCES CONTRA EL IMPERIO, RadiodelSur y RNV.

 basemtch@gmail.com      @BasemTajeldine

Visite el perfil de Basem Tajeldine para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas