Golpe bajo en la moral

Los fanáticos de Magallanes se acostaron confiados de la ventaja que llevaba el equipo enfrentándose a unos felinos que suponían más débiles, aunque ya lo habían derrotado en tres oportunidades en la final.

Igual que el pueblo, que supusimos más débil, el 11 de abril surgió en la oscuridad de la noche un dragón armado con una ofensiva bestial, que les quito el poder que ya tenían entre sus manos.

Primera vez en la historia que un juego en final es volteado un escore de esa manera, igual que el pueblo de Bolívar en aquella ocasión, el juego me revivió aquellos tiempos donde los golpistas se sentían confiados, habían echo fiesta en aquel caso, en este empezaron a tirar cohetes, se retiraron del estadium y burlándose del los pobres tigres nacionalizados hacían burlas humillantes, no se puede confiar con esa prepotencia en nada, la humildad del ser humano es necesaria en todos los actos de la vida, más para los revolucionarios.

Este arroz con mango se me viene a la cabeza como lección de moral para ayudar a reforzar el tercer motor en los fanáticos, que se envalentonan y maltratan al contrario como si de una guerra se tratara, tenemos que acostumbrarnos en convivencia a compartir triunfos y derrotas como hermanos, no es posible que un juego de baseball despierte esas pasiones irracionales que nos hacen ver como enemigos y esa actitud la trasportamos hacia varios hábitos de vida que nos mantienen separados de la confraternidad, que es necesaria para que moral y luces estén siempre con nosotros.

Señores fanáticos, es bueno emocionarse, sentir alegría cuando nuestro equipo gana, pero así como nos emocionamos también es importante buscarle las patas al gato y que no tenga cinco como note en la premiación, que un golpista estaba entregando el trofeo o sea que el presidente de la liga lo vi entregando trofeo y también lo he visto en manifestaciones golpista como en los días sucesivos al once de abril y así pasa en algunos sitios como ministerios revolucionarios, con directores no tan revolucionarios, la Contraloría Social debe estar en todos los ámbitos de la vida y por ese lado empezaremos a empujar el tercer motor que es el más importante para que pueda funcionar los demás, si moral y luces no arranca, los otros motores tendremos un dia que detenernos en cualquier camino con unas metralletas cargadas del otro amor, a tratar de revivirlos con la conciencia que no queremos, pero que seria inevitable si desde el principio más sencillo como es un juego, no empezamos a construir el nuevo hombre rumbo al socialismo para el siglo XXI.

Compatriotas estamos en guerra, por ahora pacifica, esperando que siempre sea así, pero preparados para lo que sea necesario para construir el socialismo rumbo al siglo XXI.

HASTA LA VICTORIA SIEMPRE.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2514 veces.



Antonio Machuca

Actor y militante revolucionario

 machucamelo@cantv.net

Visite el perfil de Antonio Machuca para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Antonio Machuca

Antonio Machuca

Más artículos de este autor


Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a30058.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO