Algunas consideraciones sobre las regionales

Voy a escribir siempre desde la visión de un ciudadano común, sin ataduras partidistas ni grupales y con el único interés de tratar de ayudarme y ayudar a otros a comprender una situación incomprensible para la gran mayoría de nuestros conciudadanos.

Harto se ha escrito sobre la influencia que tiene el gobierno sobre los otros poderes que en teoría deberían ser autónomos, al único que no tenía bajo su manga roja le impuso una ANC que todos conocemos su ilegitimidad de origen, escogida y avalada por un CNE cuyas dos últimas rectoras vencidas fueron re-nombradas ilegalmente por el TSJ, CNE que negó bajo argumento leguleyos e interpretaciones sacadas de juristas mágicos, el derecho a un referéndum revocatorio. Con todo ese performance y después de meses de protestas de calle y más de cien muertos decidimos apostar por la vía electoral, vía que quedó refrendada este domingo 15 con el 61,3 por ciento de participación popular.

Ahora lo que no comprendemos el 85 por ciento de los venezolanos que consideramos que este gobierno es el más malo de la historia y queremos que sea sustituido de manera pacífica y por la vía del voto, es cómo bajo las condiciones de crisis que vivimos y con tan alto nivel de rechazo, los representantes del gobierno más malo de la historia consiguen vencer en 17 de 23 gobernaciones, sabiendo quiénes son y conociendo sus gestiones. Como digerir que Rodolfo Marcos Torres, Héctor Rodríguez, Argenis Chávez, Víctor Clark, Carmen Meléndez, Henry Rangel Silva, Jorge Carneiro, etc. que tienen responsabilidad en la tremenda crisis que nos calamos por cuanto fueron parte del gabinete de Nicolás o de Chávez y tienen un nivel de rechazo tan grande, terminaron ganando.

Esto puede tener varias explicaciones: La primera y la menos creíble sería que los números que reflejan el rechazo al gobierno por parte de 85 por ciento del pueblo son una ilusión creada en las encuestadoras pagadas por partidos de la oposición para hacer creer que el chavismo no tiene respaldo popular y resulta que es todo lo contrario, lo que daría como conclusión que el pueblo es masoquista y bajo la tremenda crisis socio-económica que vivimos y con la escasez y la inflación más grande de la historia, el pueblo salió a votar por sus verdugos porque los masoquistas disfrutan del dolor propio.

La segunda explicación y a la que estoy obligado a apegarme por cuanto soy un ser sano mentalmente y no puedo elucubrar fuera del sentido común e interactúo diariamente con mis pares en la calle, colegio, metro, mercado, mi vecindad, trabajo, etc., es que realmente y sin que me lo diga encuestadora o analista político alguno la gente de a pie está súper arrecha con el gobierno y con sus políticas atrasadas; tanto con el gobierno central como con los gobiernos regionales y locales y solo se esperaba que la abstención no superara el 50% para que la oposición superara al gobierno en la mayoría de las gobernaciones, por lo que la única explicación que aquí cabe es que hubo un fraude tan monumental como el ocurrido en la elección de la ANC y dicho por gente de ellos mismos.

¿Cómo se hizo o se hace el fraude?, no lo sé y quizás no se sepa nunca, porque estamos frente a un régimen siu-generis, que domina toda la institucionalidad del estado y que lo menos que le importa es la política, sus actuaciones son basadas en obtener o retener el poder sin importar las formas ni los procederes y mucho menos el que dirán interna o externamente. Y tiene al frente a una dirección opositora que además de fragmentada, no ha sabido caracterizar al régimen en su verdadera dimensión y ha cometido errores capitales como el golpe del 2002, la abstención del 2005 que abrió el camino al hegemon institucional del poder rojo y que ocasiona la permanencia en el poder de un TSJ y un Fiscal General genuflexo y un CNE complaciente con las apetencias del Poder Ejecutivo y que le permite pedirle a las Chef de este ente comicial, el gourmet electoral de su preferencia.

Pero no contentos con esto, esta dirigencia opositora al cual el pueblo le dio amplio respaldo en 2015 con 112 diputados para cambiar la correlación de fuerzas en el CNE y en el TSJ, de forma sospechosa se empeñó en juramentar a los tres diputados de Amazonas en vez de esperar la decisión judicial sobre estos casos y a sabiendas que con 109 diputados igual podía escoger nuevas Rectoras del CNE y nuevos Magistrados, decidieron mantenerse con 112 y el TSJ genuflexo con razón o sin ella decidió declararlos en desacato y nombró tanto a las rectoras afines al régimen como a los nuevos magistrados del TSJ y estas Rectoras son hoy las que nos dicen que inexplicablemente los candidatos del gobierno, rechazados por el pueblo son Gobernadores y un TSJ que dirá mañana que ese gourmet electoral preparado y servido por esas Chefs electorales, son lo más exquisito del mundo y te lo comes porque te lo comes porque si no, te hecho al coco FANB. Algo huele mal en la comarca y en ambos polos.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 838 veces.



Jorge Alvarez Casañas


Visite el perfil de Jorge Alvarez Casañas para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a253796.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO