¿Flaqueza gubernamental por omisión?

Jamás antes, la Contabilidad burguesa ha hecho de las suyas como ahora con este desenfrenado incremento semanal de precios. Está aplicando el método PPEPS.

Hasta ahora el gobierno ha estado en la defensiva y muy rezagado en materia de ajustes salariales. La pérdida el 6D no tiene otra explicación razonable que el elevadísimo costo de la vida que está empobreciendo velozmente al trabajador con sus míseros salarios que apenas han sido decretados algunos timoratos ajustes salariales cuando ya este comerciante, rentista, especulador y golpista, duplica los precios y lo está haciendo semanalmente porque cada comerciante infiere que le venderán más caro y, con precios del futuro imaginario, más elevados, revende lo que acaba de comprar más barato.
 
O sea, el comerciante actual no sólo aplica el método ÚEPS[1]  para el precio de compra actual cuando sea mayor que el precio ya pagado por los inventarios, sino que ahora está fijando precios  a futuro, es decir, está aplicando el método PPEPS. Está infiriendo que la semana entrante le proveerán a precios superiores y a precios superiores revende hoy lo que ayer compró más barato y tiene hoy en existencia.
En la presenta “guerra económica” el enemigo dirige sus misiles al bolsillo del pobre e indefenso consumidor, y debería recibir una defensiva y ofensiva gubernamental que vaya directamente al bolsillo de este enemigo popular y burgués.
Los ajustes de salarios no tienen por qué esperar fechas sindicaleras como la del Primero de Mayo. El gobierno bien podría ralentizar algunos programas menos urgentes y decretar incrementos salariales hasta de 100% o más y en el menor tiempo posible. A precios especulativos y golpistas, salarios dignos y contragolpistas.

[1] ÚEPS traduce: “Último precio que entra, primero que sale”. PPEPS traduce: Próximo precio que entre, primero que sale, cuando, por supuesto, ese precio a futuro se estime en alza, y eso lo hace cuando no opta por acaparar que es también un mecanismo buscador de más ganancias irregulares.  Alertamos que la Contabilidad Burguesa factura los costes según su conveniencia ajustada al comportamiento del mercado. Cuando compra barato y los precios de mercado suben, entonces remarca los precios viejos con precios nuevos. Y viceversa: si compro más caro en relación a los precios actuales, entonces vende a los precios viejos (método PEPS). Al gobierno le dimos esa alarma hace tiempo, pero, como la mayoría de sus asesores son Ingenieros con baja cualidad para asesorar en Economía, no pasó nada. Esto configura lo que podemos llamar una flaqueza  gubernamental por omisión.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1564 veces.



Manuel C. Martínez


Visite el perfil de Manuel C. Martínez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas