¿De quién es el Esequibo?

Ya lo planteó Hugo Chávez en su momento: El Esequibo es de Venezuela y es cuestión de soberanía.

En su reciente visita a Kumaka el presidente guyanés Irfaan Alí, dijo: “El Esequibo pertenece a Guyana.”

Pués, ¿de quién es el Esequibo?

La pregunta no se resuelve teóricamente ni con planteamientos historiográficos, la respuesta estaba clara en los discursos de Hugo Chávez: el Esequibo es un tema de soberanía. Y la soberanía, desde la perspectiva de Chávez, es una cuestión política de dignidad y seguridad nacional.

Dado que, durante los gobiernos de Hugo Chávez en paralelo con Guyana, hubo presidentes de tendencia socialista, todos pudieron transitar los períodos sin agudizar la disputa.

Ahora, con la llegada de Maduro y de Irfaan Alí, las cosas entre Venezuela y Guyana, respecto al Esequibo, se complicaron. 

Mientras Maduro recurre a un referendo para definir si se debe defender el Esequibo. Medida que parece más, una jugada electoral; porque en vez de ver la disputa, como cuestión política de seguridad nacional, la convierte en una tautología. Con el referendo se busca ratificar lo que constitucional e históricamente ya está reconocido, (Acuerdo de Ginebra de 1966). Y en vez de hacer una defensa práctica de la soberanía, convierte la disputa, en un bla, bla, blá. 

En cambio, Alí y su vicepresidente, están dando pasos políticos concretos para sostener el Esequibo. 

El vicepresidente de Guyana, Bharrat Jagdeo. Afirmó, "Estamos trabajando con nuestros aliados (...). Tendremos la visita de dos equipos del Departamento de Defensa de Estados Unidos la próxima semana y luego varias visitas en diciembre y una representación de alto nivel", dijo Jagdeo en una rueda de prensa. "Todas las opciones disponibles serán aprovechadas", agregó.

El presidente Alí, en la localidad de Kumala, pidió a los residentes tener confianza en torno a este conflicto territorial, al recordar que su país cuenta con apoyo de los países de la Commonwealth, de La Comunidad del Caribe (Caricom) y otros socios externos, entre ellos Estados Unidos. "No damos nada por sentado (...) Por eso es que nuestra estrategia general es que no hay nada de qué alarmarse. No hay absolutamente nada que temer. Estamos haciendo todo de acuerdo con las directrices internacionales, y creemos que Venezuela no actuará imprudentemente", afirmó. El mandatario insistió en que el Esequibo "pertenece a Guyana."

La bola puesta en la cancha de Maduro, parece políticamente inmóvil. Poco se hace respecto a los pobladores del Esequibo. Marginados como siempre. Y con el agravante de contar con una población venezolana más interesada en resolver sus problemas económicos, emigrando y exigiendo mayor atención gubernamental a sus problemas. 

El gobierno guyanés, colgado de las petroleras anglo norteamericanas, del Departamento de Estado norteamericano y participando en ejercicios militares con los gringos, ingleses y otros lacayos, parece llevar la iniciativa en la lucha por quedarse con la región de 150,000 Kilómetros cuadrados y sus riquezas naturales. 

Maduro le apuesta al referendo y ¿el pueblo venezolano y las fuerzas armadas bolivarianas, a qué le apuestan?

Se podría con Maduro encontrar una posición firme, de soberanía y dignidad política. Tiene capacidad el gobierno para presionar y dialogar con Guyana.  

 


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1076 veces.



Memo Fernández


Visite el perfil de Memo Fernández para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas