Chávez y Rosales: dos visiones opuestas en lo moral y en lo etico

El odio, la mezquindad y el egoísmo, negacióny antítesis del amor, la generosidad y el altruismo,afloraron en los labios de Manuel Rosales, el candidato "unitario" de la oposición que enfrentara al Presidente Hugo Chavez Friasenlas elecciones del 3 de diciembre, al prometer en cínica admisiónde insensatez y miseria humana, que "no habrá un barril de petroleo venezolano, ni un dólar másara ayudar a otros países, mientras exista pobreza en el país".
La declaración de Rosales, recibió la inmediata y energica condena del pueblo venezolano y de las mayorías del planeta, indignados ante la inhumana propuesta que rechaza las politicas sociales del hombre que, contrariamente a lo que él pregona, le ha devuelto la fe y la esperanza a su pueblo, rescatándolo de abismos de pobreza, enfermedad e ignorancia, mientras simúltaneamente ayuda con petróleo y dinero a los pobres del mundo, haciendo honor a la tradicional generosidad del pueblo venezolano.

La diferencia entre Chávez y Rosales, según quienes repudian lo dicho por el candidato opositor,estriba, en que mientras el Presidente es adalid de un pensamiento humanista de avanzada, inscrito en un nuevo socialismo, orientado a la creacion de una sociedad de iguales, la mente de Rosales, en cambio quedo estancada en el egoísmo y el afán de lucro personal que proclama el capitalismo y su modelo económico,"el caitalismo salvaje", vive todavía en las cavernas de la era de un sistema condenado a desaparecer.

Su llamado es un claro ejemplo de ello, pues se aferra a un pasado felizmente superado en Venezuela, al repetir como un eco, el negro capítulo de la historia del 11 de abril, cuando Edgar Paredes, directivo de la hoy extinta élite gerencial de PDVSA, envalentonado por el efímero triunfo golpista, aplastado por el pueblo horas más tarde, gritaba al dia siguiente: "Ni una sola gota más de petróleo para Cuba",mientras él,Rosales, firmaba un documento de apoyo a la dictadura de Carmona en Miraflores y sus compañeros de aventura, sitiaban la embajada cubana en Caracas.

Las candidaturas de Rosales y de Chávez son dos concepciones diametralmente opuestas en lo moral y en lo ético, pues mientras una se sustenta en sentimientos tan bajos, la otra muestra la extraordinaria dimensión humana de una politica interna, orientada, no sólo a hacer en Venezuela un país desarrollado en todos los órdenes,y en lo exterior, a lograr laintegración de América del Sur y el Caribe, a fin de convertir a la región en un polo de poder político, economico y social, como lo soño Bolívar.

Mas han sido los pobres de Estados Unidos, y no Chávez, quien tiene por normano responder a los necios, apegado al principio de "Aguila no caza moscas", lo que con su gratitud hacia el Presidente y al proyecto revolucionario que él lidera, respondieron al grotesco llamado hecho por Rosales en Maracaibo, durante la presentación de su Comando de Campaña, integrado en parte, por miembros de la misma camarilla golpista del 11-A, y por otrosque sueñan con recuperar los privilegios que disfrutaron en épocas pasadas.
Son los afroamericanos, hispanos descendientes e indígenas, quienes con su testimonio, hoy dan cuenta del hermoso gesto de solidaridad de Chávez, hecho realidad luegode su visita a Nueva York, para asistir en septiembre del pasado año a la Asamblea General de la ONU, donde denunció ante el mundo el peligro que para la humanidad representa el Imperio y exigio la refundación de la organización mundial.

Conmovido ante las extremas condiciones de pobreza en que viven miles de habitantes del Bronx, en Nueva York; en la comunidad aborigen y en las reservaciones indias de Maine, así como enlos ancianatos y refugios de indigentes de Boston y Rhode Island,situación que se hace insostenible ante la dificultad que tienen para adquirir el costoso combustible que caliente sus viviendas en epoca de invierno,cuando el frío hace estragos y causa muchas muertes, Chávez, en gesto inequívoco de solidaridad, ordenó donarles petróleo venezolano.
Y fueron más de 40 millones, los galones del enérgetico venezolanoenviados a 8 estadosy 4 naciones indígenas medianteun gigantesco dispositivo humanitario dirigido por PDVSA, coordinado por Bernardo Alvarez, embajador de Venezuela en los EEUU, y Félix Rodríguez, presidente de Citgo, para aliviar el sufrimiento de la gente pobre en el gran país del Norte.

La distribución del combustible benefició a un gran número de comunidades pobres de varios estados,entre ellas las del Bronx de Nueva York, a la población de hospitales y refugios que albergan viejos e indigentes de Masachussetts y Rhode Island y a los miembros de las comunidades penobscots, micmacy passamaquody, en Maine, donde las temperaturas en invierno alcanzanlos 50 grados bajo cero.

Pero este no ha sido el único gesto solidario del Presidente venezolano y sugobierno hacia las víctimas de la pobreza y tragedias naturales que asolan a los pobres de los EEUU, ya que apenas meses antes, a solo pocas horasde la tragedia provocadaor el huracán Katrina, donde por negligencia y racismo de sus gobernantes erecieron más de 3000 personas, en su mayoria afroamericanos residentes pobres de New Orleans y otras ciudades de Alabama, Louisiana y Mississipi.

En medio de aquella catástrofe humanitaria, acaecida mientras el Presidente Bush Jr, indiferente a la tragedia, tocaba la guitarra en una fiesta; el vicepresidente Dick Cheney jugaba golf en Washington y la "halcona negra" Condolezza Rice, compraba finos zapatos en la Quinta Avenida de Nueva York, Citgo instaló varios centros de refugiados, distribuyó alimentos y ayuda económica entre las víctimas atrapadas entre los escombros y el agua que cubrió decenas de pueblos y ciudades del Sur estadounidense.

Como el pueblo nunca olvida, fueron sus representantes, gobernadores, caciques y dirigentes de organizaciones sociales,quienes en abril pasado, durante acto organizado en pleno corazón del Bronx, rindieron tributo de gratitud al Presidente Chávez y algobierno bolivariano, destacándose entre los asistentes,las palabras de una madre,quien con temblorosa voz a causa de la emoción que la embargaba exclamó: "Este invierno no tuve que escuchar a mis tres pequeños hijos, diciendo, mamá tengo frío".

No es que Chávez este regalando el petróleo de los venezolanos,como aseguran con desfachatez y cinismo los enemigos del proceso revolucionariocomo Rosales. No. La entrega se realiza mediante el pago con un descuento del 40% del precio del combustible en el mercado, en el marco de un programa de asistencia suscrito con gobernadores y asociaciones civiles de esos estados, bajo la premisa de la cooperación entre los pueblos, mas allá de mezquinos intereses comerciales.

Lo mismo sucede con el petróleo suministrado a los hermanos pueblos del caribe, como Cuba, República Dominiciana, Jamaica, Grenada, y otras diez pequeñas naciones caribeñas, a través de Petrocaribe, un innovador y audaz proyecto de integración enérgetica regional prouesto por Chávez,hecho realidad en Puerto Ordaz, el 29 de junio de 2005, cuando los jefes de estado y de gobierno de 14 países caribeños suscribieron un convenio enérgetico considerado como "la columna vertebral de la integración del caribe".
Tampoco se regala ese petroleo, pues la factura se paga a precios preferenciales y bajo condiciones especiales de crédito blando a largo plazo y con dos años de gracia, en el marco de un concepto de solidaridad y cooperción diametralmente opuesto al de los mercaderes y usureros del capitalismo salvaje, un principio que Chávez afirmó haber aprendido de la sabiduría que emana de uno de los hermosos mandatos de una religión al decir que "lo aprendí del Corán, que penaliza el préstamo de dinero con intereses".

Por otra parte, Petrocaribe contempla como en el caso del convenio suscrito con Cuba, que parte de la factura petrolera sea cancelada con servicios, como se viene haciendo desde hace algún tiempo mediante el envío a nuestro país de un contingente de miles de médicos cubanos que han salvado la vida de millones de venezolanos a través de la Mision Barrio Adentro, lo mismo que la Mision Milagro, que le ha permitido recuperar la visión a más de 200 mil compatriotas intervenidos quirúrgicamente en hospitales de la isla.
A los anteriores proyectos sociales se suma la Misión Robinson, que mediante la aplicación del método de una educadora cubana y bajo el asesoramiento de expertos de ese pais, junto con la colaboración de millares de voluntarios criollos, rescató en menos de dos años de la ignorancia, a millón y medio de iletrados para convertir a Venezuela en "Territorio Libre de Analfabetismo", y permitió a miles de ellos graduarse de bachilleres a travéws de la Misión Ribas y a otros miles más como profesionales mediante la Misión Sucre.

Estos hechos son prueba irrefutable de unasolidaridad sustentada en la hermandad de dos pueblos, que solo la mente más enferma, en cuyo pensamiento tienen cabida el odio, la mezquindad y el egoísmo son capaces de rechazar,ignorando la calidad de su valor humano, pretendiendo envenenar con mentiras a pueblos que hoy ya no caen como antes, en la trampa de sus falacias "goebelianas".

En cuanto a la pobreza que existe en Venezuela, el argumento esgrimido por Rosales en su mensaje proselitista para justificar su mezquino llamado a "no dar ni un barril más de petróleo, ni un dólar más para otros paises", el candidato opositor, con su cínico mensaje, parece olvidar que esa obreza es la herencia dejada por la élite del puntofijismo, que durante cuatro décadas SAQUEÓ IMPUNEMENTE al pais y arrojo a la mayoría delos venezolanos a abismos de ignorancia, miseria y enfermedades , dificiles de superar en el corto plazo de 7 años, ero queestan en vías de solución.

Esta verdad trato de ocultarla el periodista que esta semana,en una entrevista plagada de insultos y calumnias contra Chávez y contra las instituciones venezolanas, al destacar la supuesta inteligencia política del candidato opositor ( quien fue miembro de ADartido integrante del Pacto de Punto Fijo) señalo con el mayor cinismo y sin el más mínimo respeto a sus lectores y por la historia, que "Rosalesescogió la mejor estrategia de campaña: apuntar alos millones de venezolanos que no están ni con Chávez, ni con la desacreditada antigua clase política del país.

La unica verdad que existe para el pueblo venezolano y para los obres afroamericanos, hispanos descendientes e indios estadounidenses, después del espectáculo de mezquindad, odio y egoísmo presentado por Manuel Rosales, en el que puso al descubierto su baja estatura moral y ética, es que esta muy lejos de siturse a la altura de Hugo Chavez.

Porque la obra y pensamiento de Chavez, están al servicio y en defensa de los pobres y oprimidos en momentos de tragedia y desesperanza, en este continente y en todas partes, como en Irak y Afganistán y más recientemente al condenar el genocidio que desató la élite sionista contra Palestina y el Líbano, gesto que le gano el amor del pueblo arábe y del mundo, por ser el único mandatario no musulmán, en condenar un crimen que, como el que pretende cometer Rosales, que es la negación de la condición humana.

jmartoranoster@gmail.com, j_martorano@hotmail.com, juan_martoranocastillo@yahoo.com.ar


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2232 veces.



Juan Martorano

Abogado, Activista por los Derechos Humanos, Militante Revolucionario y de la Red Nacional de Tuiter@s Socialistas (RENTSOC).

 jmartoranoster@gmail.com      @juanmartorano

Visite el perfil de Juan Martorano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /oposicion/a25100.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO