Pildoritas 94 (año VII)

Aquí salieron como alma que lleva el diablo y se llevaron las evidencias

Lo que sucedió en Chacao y Baruta con el desmantelamiento de las guaridas de la vergüenza , donde se refugiaban más de trescientos facinerosos, bajo la fachada de inofensivos “estudiantes”, para desde allí cometer sus crímenes y planificar la destrucción de bienes privados y públicos y allí cometer un sinnúmero de aberraciones que incluían consumo de drogas, borracheras y orgías, bajo la mirada y el conocimiento cómplices de los alcaldes de esos municipios, quienes cuando el gobierno nacional procedió a destapar esa olla putrefacta, y mostrar todo lo que allí había, que prueba totalmente las condiciones de terroristas de quienes allí se encontraban, lo único que atinaron a declarar es que no se les había consultado, ni participado en una demostración de que son operadores intelectuales de todas la barbaridades a que se han visto sometidos los vecinos de esos municipios, quienes en mayoría les dieron sus votos a estos dos personajes.

Ni que el Ministro fuese un ingenuo al no prever que si se les hacía saber los planes que llevaron, a terminar con esta pesadilla, lo más seguro es que la operación hubiese tenido que ser abortada pues inmediatamente los terroristas habrían sido alertados y por lo menos las evidencias no hubiesen sido encontradas.

Como sabemos allí se encontró de todo, lo que faltó es que entre todos los instrumentos de guerra hubiese habido misiles, pero lo presentado, que no es todo lo que allí había, sirve para darse cuenta de lo que hubiese sucedido en la capital, si el desmantelamiento no se hubiese dado, a tiempo de evitar una andanada de acciones terroristas que era lo que tenían planificado hacer en las horas siguientes.-

Aquí en San Cristóbal, también sufrimos la presencia de estos delincuentes ubicados en varios sitios de la ciudad, en campamentos similares, es una lástima que el operativo no se hubiese hecho en forma simultánea en todas las ciudades donde el fenómeno se daba, pues los de aquí alertados por lo que sucedió en la Capital, salieron corriendo despavoridos, cual lo que son, redomados cobardes y lo malo es que se llevaron la evidencias, con toda seguridad similares a las mostradas por el ministro, las cuales seguramente colocaron a buen resguardo para utilizarlas apenas tengan la oportunidad.

De todas maneras es un alivio no tener que vivir con la amenaza que esos “campamentos” representaban para la tranquilidad de una población que ha sido sometida a tener que vivir en medio de la zozobra, por el empeño de unos pocos tarifados para la muerte, en presentar esta porción de la Patria como ejemplo de una “resistencia” inventada, para venderle al mundo una imagen distorsionada de la realidad de paz que la gran mayoría del país vive y que los medios de la derecha ocultan deliberadamente como siempre.-

Lo sucedido nos alegra a la mayoría, sin embargo queda el temor por lo que pueda venir en el futuro, que seguramente no será nada bueno, pues mientras haya un respaldo financiero como el que hay, los mercenarios seguirán haciendo de las suyas y más aquí por las características de frontera que hacen fácil contar con los servicios de grupos extranjeros, cuyo trabajo es venderse para matar, por ello esperamos que nuestras autoridades estén conscientes de ello y no desmayen en enfrentar con inteligencia y acciones contundentes a los enemigos de la Patria que no van a cesar en su empeño, por lograr sus objetivos perversos.-


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2518 veces.



Saúl Molina


Visite el perfil de Saúl Molina para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas