¿Cuáles son los límites de la codicia?

Las peligrosas mentiras de la posverdad (I)

José Saramago, Premio Nobel de literatura, afirmó que Dios era el mayor invento humano. Cada creyente y religión tienen el suyo y lo validan con la eternidad, infalibilidad y poder absoluto. Según este criterio, todo lo que existe es creado por él, y en la tierra se hace y cumple su voluntad, entonces, riqueza y pobreza son de su mandato. ¿Se equivocó Dios? Pero cómo,… se dijo que "Dios ha muerto"….

La escogencia religiosa, es un asunto de libre albedrió, pero puede serlo inducida. La fe, vía única para que los humanos lleguen a Dios, puede ser de acatamiento propio, o manipulación. Los creyentes, asumen la fe como un don otorgado por Dios. Por la razón no se puede llegar a Dios, pero la razón disque es también un don divino. ¿La fe es una certeza o un autoengaño? ¿La naturaleza, "se mueve" o fue hecha? ¿Qué se busca con todo esto? ¿Cuáles son los límites de la ambición humana? "La verdad nos hará libres y la mentira su esclavo". Entonces: "Ser o no ser", nos recuerda a Omar Kayan.

La cuestión de realidad y verdad, parece un asunto nimio o vacuo; pero no lo es, es una cuestión "gorda", "tremebunda". Cuánto nos afectan las falsas realidades, lustradas por un coro de mentiras. Por ejemplo: ¿Qué es la democracia, la libertad, la justicia, la política, la revolución, el progreso, el desarrollo, la verdad, la mentira, la realidad, la fantasia? ¿Se manipula o no con estas categorías?

El colonialismo, no fue un descubrimiento o un hecho casual, fue el inicio de una terrible tempestad, que es la lógica del capital que hoy seguimos padeciendo. Fue el impulso vital del sistema capitalista A más "desarrollo" capitalista, más saqueo colonial y neocolonial. "Trescientos años de calma no bastan". Hoy son más de quinientos. Con la cruz y la espada, se destruyó una civilización milenaria, y se nos impuso otra foránea. Toda nuestra tragedia, pasada y presente, está anclada en el colonialismo que hoy modernizado, se le llama neocolonialismo. Casi todos los pensadores y pensamientos de la modernidad, justificaron y justifican el colonialismo. Descolonizarnos es tarea revolucionaria previa. Pensar con cabeza propia, es conocer la realidad perdida, y descubrir las capacidades humanas creadoras. "Inventamos o erramos"

Este asunto del develamiento humano de su entorno, de su realidad, de su origen, y de su existencia, amerita en el sujeto, al menos un fugaz registro histórico, incluso, por pedagogía política. En "occidente", los pensadores griegos presocráticos, lo habían escrutado: EL MOVIMIENTO ES PERPETUO y punto de partida de la realidad. "Nadie se baña dos veces en el mismo rio" Heráclito (540 a C—480 a C), "Ni siguiera en la misma agua" Parmenides (530 a C—515 a C) La naturaleza tiene sus propias leyes, pero "osa ocultarlas". Aristóteles (384-322 A C), participe y beneficiario de una sociedad esclavista (clasista) como la griega de su tiempo, incursionó en este asunto clave: "Lo que ES en tanto que es". El hombre quiere y debe conocer. La experiencia es fuente de conocimiento. Lo divino está en la naturaleza, pero LA SUSTANCIA DEL SER ES EL CAMBIO. El SER es SUSTANCIA. El bien es la felicidad. Sus alumnos peripatéticos, siguieron sus enseñanzas: La realidad "está", existe, "el animal político", deberá buscarla con el entendimiento: la razón. Es el sujeto, quien debe develar su presencia y contenido. La palanca aristotélica es el pensar razonado.

Mil años después, Santo Tomás de Aquino (1225-1274), retomando las "verdades" medievales, fundamentadas en la fe, como mandato absoluto so pena de muerte, ejemplo Juana de Arco, lo ratifica: la realidad como verdad es CREACIÓN divina, y Dios ha dotado al sujeto de capacidad para llegar a ella: LA FE. La FE dice Tomás, conduce a la verdad; que es la revelación de Dios. La verdad es teologal. Dios es el primer "Motor inmóvil" (su orígen) infalible y eterno. Tomás seguía el camino de "La patrística". Es un "Lecho de Procustro": "Pensamiento único" como en el capitalismo.

En Aristóteles, la naturaleza existe, "está", se mueve, y a la verdad SE LLEGA, por la observación y con el razonamiento humano. Desde los presocráticos, el movimiento permanente es piedra filosofal. Aquino afirma, que la naturaleza es creación divina y la razón es muy limitada para conocer a Dios, que es el creador de la realidad y de la verdad. Al conocimiento divino se llega por la fe, afirma Tomás. El sujeto de Aristóteles, está en permanente búsqueda de la verdad: el conocer. En Tomás de Aquino, el sujeto viene programado a cumplir un mandato de Dios. El bien es mandato divino. Las virtudes teologales, son mecanismos para el encuentro con esta verdad: prudencia, justicia, templanza y fortaleza. "Ver para creer", pero creer y ver, son facultades divinas dadas a los hombres por Dios. Para Aristóteles, el hombre puede y debe develar la realidad. La iglesia buscó cristianizar a Aristóteles.

René Descartes (1596-1659) señala explícitamente, que "la esencia del cuerpo es pensar". Incluso, "dudar es una manera de pensar": "PIENSO LUEGO EXISTO". En Descartes, hay el mismo primer "Motor Inmóvil" tomístico, pensante y creador: Dios. Dios nos creó y nos dio la virtud de pensar. Fue él "el primer pensamiento", el punto de partida de todo. En ésta dirección, se enrumbó la "dialéctica" mistificada de Hegel superada por Marx.

Con el pensamiento de la modernidad, se "justificó" el colonialismo. Los pueblos prehispánicos disque eran bárbaros, incultos, incivilizados y por ende, REQUERIAN DE LA CIVILIZACIÓN EUROPEA. Eran creyentes sacrílegos, la iglesia vino a cristianizarlos. Nos dejaron la biblia y se apropiaron de todo. El neocolonialismo construye y justifica el neoliberalismo: la revolución tecnológica, la inteligencia artificial (?) Sus medios de comunicación (neoliberales) están cartelizados. Son dueños de las mayores riquezas planetarias y andan en la construcción de una sociedad robotizada. El Estado/Nación, les resulta un estorbo. Tenía razón Roque Dalton: "No hay opinión pública, hay opinión de clase"

Carlos Marx (1818-1883), comprendió tempranamente la necesidad de enfrentar y superar dialécticamente a la filosofía clásica alemana, fundamentada en la religiosidad cristiana. Tomó y superó a Feuerbach, para avanzar con su ateísmo dialéctico. De la crítica religiosa, pasó a la crítica a la economía política, y de ésta a la política con su propuesta central: HACER LA REVOLUCIÓN ESTRUCTURAL Y SISTEMICAMENTE RADICAL. Las tres constituyen su filosofía, apoyada en un método dialéctico, superando al de Hegel.

Lo real/concreto en Marx, es obra humana. Parte en su análisis, del sujeto colectivo social y trabajador, y sus realidades concretas. El que existe, "el de carne y hueso", el que lo produce todo, pero carece casi de todo, ubicado en un tiempo y un espacio determinado. Le recuerda su compromiso histórico: hacer la revolución. No es suficiente "conocer" al mundo, hay que "transformarlo". N0 es pues, el hombre abstracto de la modernidad, sino el concreto de la realidad; el de clase social específica y contable.

Marx no produce una historia universal, examina historias específicas (Modos de producción). Así, la historia no es lógica, es dialéctica. Los que hablan de continuidad (evolución) en la historia, no quieren rupturas, prefieren "EL PROGRESO"; "la convivencia de clases" y no "la lucha de clases". En Marx, el sujeto tiene que primero existir, para luego poder pensar: Existo luego pienso. Se trata, de un sujeto amaniatado, que por despojo histórico es asalariado, pero también, fuerza intrínseca revolucionaria. Deben romper "las cadenas que los atan". Mientras más capital produce (para otros), más miseria acumulan para sí. La naturaleza y la fuerza de trabajo humano, devienen en mercancías: se ideologiza su realidad. Marx le sale al paso: "El ser social determina la consciencia y no es la consciencia la que determina el ser social". ….EN LA IZQUIERDA, DEBATE HACIA ADENTRO Y COMBATE HACIA AFUERA….Continuará el próximo sábado.

NOTA: Se recomienda la pronta lectura de un interesantísimo escrito de Rafael Bautista: "LA DESCOLONIZACIÓN DE LA DEMOCRACIA". En el portal Rebelión el día 24/2/21.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 964 veces.



Jesús M. Vivas P.

Profesor Universitario con 45 años de servicio docente. PhD en Historia, egresado de la Universidad Complutense de Madrid. Más de 700 Artículos publicados a nivel nacional e internacional, mas de 60 años en la lucha revolucionaria, soy Jesus "Chucho" Vivas

 jesusm_vivas@hotmail.com

Visite el perfil de Jesús M. Vivas P. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Jesús M. Vivas P.

Jesús M. Vivas P.

Más artículos de este autor