El arado y el mar

Cuando la política se agota es inútil el fusil

El copresidente maduro tiene días refugiado en el regazo de los militares, están celebrando todo, las fechas tradicionales y las inventadas. Buscan en los cuarteles la política perdida. Es un error propio de desesperados.

Dijo Clausewitz: "la guerra es la continuación de la política por otros medios", y allí está la respuesta a la actitud de maduro. Las armas no producen la política, continúan a la ya existente. Se deduce que el copresidente está tratando que las armas lo libren del callejón sin salida en que lo metió su falta de política. Pretensión inútil.

Ya sabemos, está dicho, que el gobierno como consecuencia de sus acciones pragmáticas, de su populismo, cambió la lealtad de la masa al proyecto chavista por el clientelismo, por el oportunismo. De esa manera perdió la base social heredada de Chávez. Sobre esa masa preparada por el gobierno para el oportunismo, la derecha externa, guaidó, sustenta su fuerza, su crecimiento. El gobierno sin base social da tumbos, no atina a entender que le esta pasando. Es víctima de un golpe dulce, que avanza con lentitud poderosa, y no lo puede detener, sólo se ocupa de esquivar el inevitable golpe.

Dejó crecer al gobierno paralelo, estabilizar un copresidente, que nombre embajadores, que se adueñe de citgo, que implemente una ayuda humanitaria, y el cogobierno de maduro sólo hace boxeo de sombra con los militares, no saben ir más allá de los chistes, del show de los miércoles en la noche. Poco a poco, el cogobierno languidece, como las luces de la navidad en febrero. El gobierno de maduro se agotó, carece de ideología, no tiene el mínimo futuro, la política está en el otro polo, que es capaz de parir un plan capitalista, entreguista de las riquezas nacionales, respeta las inversiones extranjeras, reconoce los acuerdos, es un clon del madurismo, pero con eficacia, sin maquillajes incómodos. Es, en resumen, la miseria de la cuarta.

Es así, hoy en el país no hay política chavista en escena, el polo de la derecha externa no tiene oponentes, va de frente a capturar el país, cada día se envalentona más, aparece su verdadera cara represiva, fascista.

Es una hora estelar para el Chavismo chavista, el auténtico, el que sigue el pensamiento de Chávez. La realidad, la historia, reclama un polo que haga frente al polo fascista, y esa tarea compete al Chavismo. No hay que dejarse distraer por el auge momentáneo de la derecha fascista, por la oscuridad de estos días. Lo importante es que los falsificadores del chavismo quedaron fuera del escenario, y que la derecha fascista cada día evidencia más su carácter. Pronto pasará la euforia de los primeros días, pronto tendrán que reprimir. En ese momento inevitable, las masas miraran para la vanguardia que quedó en pie, que tiene ideas, que tiene, realmente, política.

Esa es la tarea de los chavistas chavistas: identificarse, agruparse, empezar a luchar contra el polo que emerge; estar alerta frente a la forma que adquiera la nueva dominación capitalista, protegerse y proteger a la masa de las acciones desesperadas propias de la falta de vanguardia.

Son días de paciencia, ya llegará el momento del retorno de la esperanza.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2133 veces.



Toby Valderrama Antonio Aponte

elaradoyelmar.blogspot.com

 elaradoyelmar@gmail.com      @elaradoyelmar

Visite el perfil de Toby Valderrama Antonio Aponte para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Toby Valderrama Antonio Aponte

Toby Valderrama Antonio Aponte

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a275491.htmlCd0NV CAC = Y co = US