Lo que diría Chávez si viviera hoy

Se trata de una vida extraordinaria y sin precedentes. De Sabaneta para el planeta entero. Hugo Chávez llegó más lejos que todos los que pretendieron guiar el rumbo de Venezuela. Como militar fue el creador de una sólida estructura de oficiales bolivarianos comprometidos con recuperar la soberanía del país. Ningún conservador lo habría hecho por miedo a ser encarcelado o desaparecido por los gobiernos represores de la Cuarta República.

De manera sorprendentemente heroica, arriesgó su vida junto con sus soldados patriotas en los alzamientos de 1992 y se metió para siempre en el corazón del pueblo oprimido por el capitalismo salvaje. Ningún personaje vacilante o ideológicamente débil habría desafiado el poderío militar burgués ni resistido la cárcel con firmeza en sus ideas.

Con inteligencia y precisión, organizó el primer partido de izquierda triunfante en Venezuela y con éste llegó a la Presidencia para servir a los humildes. Ganó más elecciones que cualquier otro líder de la historia. Aunque para incrédulos y reformistas en 1998 fuera un disparate competir a tan alto nivel contra la derecha y luciera conveniente acumular fuerzas siendo parlamentario.

A todas luces, todavía hay Revolución Socialista porque nuestro Comandante jamás fue un socialdemócrata. Cualquier populista, ante los golpes fascistas de 2002, se habría entregado a la burguesía y al imperialismo para sobrevivir políticamente.

Son muchas las interrogantes que se hace el pueblo chavista frente a las matrices de opinión fabricadas por los eternos enemigos del proceso bolivariano. Acusaciones como un gran viraje a la derecha, el abandono del ideal socialista, el pacto con la burguesía, la conciliación con Fedecámaras y la Casa Blanca, constituyen en su conjunto situaciones aun no verificadas pero que generan preocupación en muchos compatriotas del denominado chavismo duro. Es nuestro deseo que tales matrices sean derrotadas por el peso de la propia realidad y que esta etapa revolucionaria que comenzó ese nefasto mes de marzo 2013 con la muerte de Chávez, sea una fase para la continuación de la ruta popular del autobusero comprometido con su pueblo y la misión encomendada, nunca para la traición, ni la renuncia ni el reformismo.

Por la fuerza de los hechos, debemos valorar que si hoy tenemos Patria es porque Chávez fue un revolucionario. Por eso en los retos del presente, frente a la prudencia excesiva y el síndrome de “no podemos”, contra la burguesía que utiliza las ambiciones de aliados electoreros y para jamás gobernar desde el miedo: Pensemos qué opinaría Chávez en la situación actual… Y los principios chavistas que nos exigiría defender a toda costa.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2610 veces.



Jesús Silva R.

Doctor en Derecho Constitucional. Abogado penalista. Escritor marxista. Profesor de estudios políticos e internacionales en UCV. http://jesusmanuelsilva.blogspot.com

 jesussilva2001@gmail.com      @Jesus_Silva_R

Visite el perfil de Jesús Silva R. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: