¿Qué es lo que quereís papaito?

En Venezuela se han  conjugado una serie de intereses, malsanos todos, para generar una crisis económica en la cual resultan afectados el Estado, la población en general y el gobierno. El primero de esos intereses es el  de una oposición que entiende la política como el arte de hacerle daño a la población, para que le retire el apoyo al gobierno. El segundo, muy propio del capitalismo,  no es otro que el afán por una ganancia fácil y cuantiosa; aún a sabiendas de que se trata de algo inmoral e ilegal… pero bueno, el capitalismo no será nunca moral.

Esos dos intereses se encuentran perfectamente representados por el contrabando y la especulación. No nos referimos al  contrabando que podría definirse como  ''normal'' entre dos países fronterizos. No, no se trata del señor que pasa al otro lado para comprar algunos alimentos u artículos que requiere para su casa o para negociar en busca de sustento. Se trata del contrabando manejado por una organización delictiva, con una estructura organizativa similar a la del narcotráfico, que cuenta con un financiamiento millonario y que tiene como ya dijimos dos grandes objetivos: obtener millonarias ganancias y desestabilizar al gobierno venezolano.

En este punto bien vale la pena preguntarse de dónde sale tanto dinero para adquirir una masa de productos tan grande, capaz de generar una mega escasez  en un país de tamaño mediano pero que cuenta con abundantes recursos. 

La respuesta puede obtenerla usted mismo, amigo lector, si observa con detenimiento cuáles son las personas u organizaciones que se inventan argumentos para justificar el contrabando y los contrabandistas y por añadidura atacan cualquier acción destinada a enfrentarlos y sancionarlos.

El otro elemento que se conjuga con esos intereses ya mencionados es la especulación, la cual es en buena medida hija del anterior (el contrabando). Una vez generada la escasez surgen los '' vivos'' que por cualquier vía adquieren los productos escasos, para revenderlos a precios exorbitantes, incorporándose de esa manera, y gracias a su avaricia, a la estrategia criminal de poner en apuros al pueblo para generar malestar contra las autoridades.

Este tipo de ataques a una nación no es nuevo. Chile, fue un buen ejemplo de esta práctica. La sufrió justo antes del derrocamiento de Allende y bien conocido es quienes se complotaron desde adentro y desde afuera para generar una crisis muy parecida a la que se ha provocado en Venezuela.

Ahora, que tengan éxito o no los responsables del plan es harina de otro costal. Nosotros tenemos la percepción de que los apátridas marchan hacia una nueva derrota, pero nuestro interés al escribir esta nota  no es hacer predicciones, sino dejar en claro el papel que juega una oposición que, como ya dijimos, tiene una concepción de lo que es hacer política que raya en lo inmoral y en lo apátrida.

El mejor ejemplo de esto que afirmamos es ese que llaman caprichito y a quienes muchos adoran en el seno de la oposición. ¿Quién le ha escuchado una propuesta, a ese sujeto, más allá de su interés en que renuncie el Presidente? ¿Quién le escuchado una crítica a los delincuentes que desangran al país y ponen en apuros a la población? ¿En que colabora en la lucha contra la especulación , el '' bachaqueo''  y el contrabano? ¿Quién ha leído siquiera un tuiter suyo con alguna idea que ayude?

Del ídolo de la oposición venezolana sólo se sabe que está contra el sistema biométrico '' porque es una tarjeta de racionamiento'. Está en contra del cierre parcial de la frontera '' porque generará más corrupción”. Está contra la ley de precios justos ''porque atenta contra las leyes del mercado''. Está contra la confiscación de los vehículos usados para el contrabando y los galpones usados para el almacenamiento” porque atenta contra la propiedad privada''

A  gente como este petimetre, además de identificarlo en sus intereses,  habría que decirle: ¿Y entonces? ¿Qué es lo que quereís papaito?



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1738 veces.



Alexis Arellano


Visite el perfil de Alexis Arellano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Alexis Arellano

Alexis Arellano

Más artículos de este autor


Notas relacionadas