Algo absurdo en la campaña del PSUV

Si la campaña del PSUV para la elección de candidatas y candidatos para alcaldes y gobernadores se ha desarrollado en todo el país como se ha desarrollado en el estado Trujillo, la misma es un absurdo político y un ejemplo de desmemoria táctica; la campaña en el estado Trujillo, lo que he visto, se ha llevado a cabo de la siguiente manera: las y los simpatizantes de la persona postulada para alcalde o gobernador se instalan en las principales avenidas de las diversas ciudades de los distintos municipios del estado, esto incluye el consabido camión 350 con la miniteca a todo volumen, a repartir volantes a los peatones y conductores que por estas calles transitan.

¿Qué sentido tiene tal tipo de campaña? Si las elecciones son unas elecciones internas donde sólo intervienen los inscritos en el PSUV. Por ejemplo, en un municipio quienes se han postulados para candidatos a alcalde deben saber quienes son los miembros del PSUV de ese municipio; entonces, cuál es la razón para que se haya hecho una campaña como la que he descrito, con un gasto en papel, miniteca y de recurso humano que va a caer en un barril sin fondo. En el caso de los candidatos a gobernador, el trabajo es más extenso por cuanto el postulante debe recorrer los diversos municipios del estado. No obstante, en términos generales es lo mismo con respecto a las alcaldías. En esto radica lo absurdo de la campaña política.

La desmemoria táctica, para el referéndum presidencial, “la batalla de Santa Inés”, se conformó el comando Zamora dirigido, creo, a nivel nacional por Ameliach, se hizo un trabajo cerrado, casa por casa, tal y como lo sigue proponiendo el Presidente de la República que se haga el trabajo político; pero no los militantes del PSUV les gusta la parafernalia, las bambalinas y los cohetes olvidando el trabajo constante; por eso he dicho antes, si un postulante para alcalde no sabe quienes son los miembros del partido en las diversas parroquias de su municipio, donde viven, en que condiciones viven, como puede pretender ser un alcalde. La estrategia lógica sería que los postulantes a alcalde, por ejemplo, se reunieran con los miembros del partido en las casas de éstos, en sus barrios y no se instalaran en las avenidas a repartir propaganda.

¿Qué pasó con la experiencia del comando Zamora? Ya se olvido tal experiencia táctica o es que a los postulantes les resulta más interesante mostrarse como artistas políticos. Porque deben recordar que luego del primero de junio deben seguir trabajando por el partido, trabajar por y para los candidatos ganadores a alcaldes y por el candidato a gobernador. La revolución es una, manifiesta en una multiplicidad de alcaldías y gobernaciones. No es poca cosa lo que va a estar en contienda en el próximo compromiso electoral, y este proceso interno debe servir para afinar estrategias y tácticas políticas, debe servir para unir y no para dividir. Porque en las elecciones regionales hay que ir como un solo ejercito en la búsqueda de la victoria total.





coasfi@yahoo.es


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2034 veces.



Obed Delfín


Visite el perfil de Obed Delfín para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Obed Delfín

Obed Delfín

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Otros artículos sobre el tema Elecciones Regionales en Venezuela

Pulse aquí para leer ver todas las noticias y artículos sobre Elecciones Regionales en Venezuela


Otros artículos sobre el tema PSUV - Partido Socialista Unido de Venezuela

Pulse aquí para leer ver todas las noticias y artículos sobre PSUV - Partido Socialista Unido de Venezuela



US mp N Y ab = '0' /actualidad/a57987.htmlCd0NV CAC = Y co = US