¿Con anestesia?: anotaciones a pie de párrafo al artículo de Luis Vicente León

En Rojo las anotaciones a pie de párrafo.

¿Con anestesia?

La relación histórica entre percepción de crisis y popularidad del Presidente es inversa

Sobre el titulo.-  Hasta ¡“Con anestesia”! gana la personificación del Capital nacional, internacional y la Burocracia Corrupta que la burguesia cooptó y que también acumularon capital, es decir, juntos armaron una Cayapa Económica contra el Patrimonio Público Nacional que ha comprometido las cuentas de la República.

Sobre el subtítulo.- Bueno, creo que "la percepción de la crisis" no se puede desvincular a las causas y responsables que se quiere ocultar, al igual que la "popularidad" que viene atada a Pueblo Bolivariano, las conquistas y el legado.  Por otra parte, esta relacion anterior y en sus justos terminos no debería ser "inversa" sino coherente en toda la línea del Golpe de Timón: ¿o es que acaso Chávez dijo lo que dijo en esa alocución del Gabinete de Nuevo Curso sin saber lo que estaba pasando?

Luis Vicente León |  El Universal

Domingo 10 de agosto de 2014  12:00 AM

Por qué si el Gobierno sabía desde el principio que el modelo de control había fracasado y que era indispensable aplicar mecanismos de ajuste decidió hacerse el muertico y esperó que la crisis se desatara?

No creo que desde el principio” ni que fracaso por incorrecto.-  El Control de Cambio* fue una medida acertada que tuvo la virtud de recuperarnos de la crisis económica inmensa que nos dejó e inoculó el sector financiero nacional e internacional tras el Golpe de Estado y el Golpe Petrolero (2002-2003). Y no hay que olvidar que su flexibilización a través de la implantación del Dólar Permuta nos generó una crisis bancaria a finales del 2009 donde se fugaron más de 30 mil millones de dólares, el cierre de 11 bancos y la totalidad de las bolsas y casas de cambio privadas. Chávez tuvo que cerrarle la santamaría al Dolar Permuta, pero la flexibilización al Control de Cambio no se detuvo: hoy tenemos más de 23 Convenios Cambiarios autorizados por el BCV que modificaron y trastocaron a favor del Capital el Convenio Cambiario N° 1 del año 2003. Los “muertitos” son unos vivitos, con nombres y apellidos, responsables de que se “desatara la crisis por permitir que los sectores privados nacionales e internacionales de la banca, empresas, comercio e importadores, que son los principales responsables, permearan los controles.  

Hay muchas teorías para explicar este fenómeno, que van desde que el Gobierno es comunista y solo espera que la crisis destruya las empresas privadas; las que consideran que es más bien un tema de miedo a los costos políticos de adoptar medidas antipopulares en momentos en que su imagen se encuentra comprometida; los que creen que es un tema de conflictos internos que ha paralizado al Gobierno en su toma de decisiones y hasta algunos pensadores que justifican el tema basados en el argumento de que el gobierno está conformado una partida de incapaces. Les tengo también quienes se inclinan por todas las anteriores.

Hay muchas teorías para explicar este fenómeno”, pero también para engañar al pueblo y enredar el papagayo con la intención de arrimar a favor de medidas antipopulares y de corte neoliberal.  Por supuesto, usted parte de que el Control de Cambio fracasó y más nada, otros creemos que fue degenerado por las personificaciones del Capital Nacional, Internacional y la Burocracia Corrupta y esto condujo a una Estafa a la Nación.  Lo primero, es que hay muchos miles de millones de dólares involucrados en ilícitos que hasta ahora no han sido investigados rigurosamente.   Bueno esto hay que pasarlo por el tamiz de la Justicia, porque hay otros “que consideran”, y cuidado sino la mayoría del pueblo, que el “fenómeno”  es el mismo que hizo que la mayoría del pueblo venezolano llevara a Chávez a la Presidencia de la Republica en 1998: la Impunidad y la Corrupción.  Dos flagelos inherentes a la Lógica del Capital y que pudre todo lo nuevo que entra a ese Estado Capitalista construido a imagen y semejanza de ese 1% que domina las instituciones financieras y económicas del mundo.  ¿Cómo preservar nuestra revolución sin desmontar ese viejo Estado y sin ir a controles, a prueba de misiles, para defender nuestro inmenso Patrimonio Público Nacional?

Pero no vine a decirles lo que pienso personalmente sobre este tema sino a compartir el resultado político de no abordar las medidas de ajuste, sea cual sea la razón que lo motiva. El 80% de la gente cree que la situación del país es mala o muy mala en el mes de julio. 

Así como usted se atreve a adelantar una cifra que sobresalta, lo que más impresiona es que haya muchísimo menos del 20 % restante que se deben estar frotando las manos a la espera de las “medidas de ajustes” que según usted producen esa medición del mes de julio y que olimpicamente comparte porque son debido a “el resultado político de no abordarlas

La relación histórica entre la percepción de crisis y la popularidad del Presidente es inversa, por lo que no es sorpresa que debilite su conexión popular. Y no cabe duda que él lo sabe.

Bueno, creo que  Maduro tiene una solución a esa hipótesis que usted plantea ante, principalmente, el crecimiento del descontento en su base social: la orientación dejada por Chávez en su último Gabinete de Nuevo Curso.

Con la crisis en su clímax y sin posibilidades de escurrir más el bulto, la pregunta es si Maduro se decantará finalmente por aplicar los ajustes que ha anunciado, sin implementar, prácticamente desde su llegada a la Presidencia (ajuste de tasa, unificación cambiaria, aumento del precio de la gasolina, reforma fiscal, reducción del gasto, negociación con el sector privado) o si el debilitamiento en su popularidad lo llevará más bien por la ruta de la radicalización del modelo marxista, intentando "evitar" el colapso con incremento de importaciones públicas, tomando importantes factores de producción privados, desconociendo la deuda interna con el sector empresarial y haciendo uso de la represión económica. Esa sería la comunización del país, que tanto han temido sus críticos más severos y representaría una ruta que, cómo la historia nos muestra, tiene impactos desastrosos sobre la economía, la política y la sociedad, pero podría funcionarle políticamente en el muy corto plazo.

Me parece que Maduro tiene derecho a reflexionar colectivamente, y hasta mejor públicamente, con los que militan verdaderamente con el carácter antimperialista, anticapitalista y socialista  que  adquirió la Revolución Bolivariana, es decir, con el Pueblo Bolivariano que nada tiene que ocultar y que apoyó su mejor momento antes de las elecciones municipales.  Emular a Chávez en el marco de sus últimas orientaciones es lo mejor.  Tiene que buscar los consensos con su base social, la chavista y la de los sectores que viven únicamente de su trabajo, incluso aquellos que se corrieron hacia la oposición.

Es imposible saber a ciencia cierta por dónde caminará este tema, pero compartimos con usted el escenario que percibimos más probable.

Bueno eso merece un agradecimiento por parte quienes lo leemos, pero sepa que falta mucha agua por correr bajo este rio caudaloso.

Si consideramos que Maduro ha coqueteado públicamente con el ajuste y que los anuncios recientes de Ramírez apuntan a la aplicación de medidas de dirección racional, pero entendemos también el temor que tienen de aplicar un programa (que en mi opinión es la única vía efectiva, pero será sin duda costosa), mi impresión es que el Gobierno se irá por un ajuste gradual, con medidas parciales en materia cambiaria, monetaria y fiscal.

Hay muchos que no les gusta que se le hable de lucha de clases, pero en el fondo esta es la historia de quienes salen favorecidos  de acuerdo a lo que usted llama “la aplicación de medidas de dirección racional”: por lo regular los favorecidos son las minorías enriquecidas que usufrutuan delictivamente el Patrimonio Público.  Sin embargo, toda “aplicación de medidas de dirección racional” para un gobierno como el que preside Maduro, que no es cualquier gobierno ni tiene cualquier base social, debe precisar la direccionalidad de los efectos de cualquier medida con relación a la preservación y avance del proceso.  Creo que Medida que no vaya en esa dirección Radical, no “racional”, nos aleja del Punto de No Retorno.

Podríamos ver el anuncio de fusión de algunas de las tasas de cambio oficiales con devaluación moderada pero sin liberación del mercado. Es probable un aumento del precio de la gasolina, pero lejos de los precios internacionales e incluso difícilmente con cobertura total de los costos de producción. Se ejecutarán algunas negociaciones con privados y se concretarán acuerdos de pago con cronogramas de tiempo, pero con garantía de suministro presente de divisas para lograr reabastecimiento del país.

¿ ? sin comentarios, pero debo reconocer que tiene un estilo como articulista que expresa mucha propiedad y convencimiento sobre lo que escribe, de todos modos veremos mas adelante si se cumple la genialidad del refran popular: "del dicho al hecho hay mucho trecho"

Es decir, el Gobierno usará mejores medicinas para la enfermedad. El problema es que cuando el mal es crítico, es inevitable la operación y sus costos asociados. No se puede poner anestesia para operar por cuotas, sino para reducir el dolor del shock, como parece plantearse el régimen. De esto hablaremos la próxima semana.

Como podrá ver, tenemos dos maneras de ver las cosas en lo político y económico.  Me llama la atención como proliferan consejos a favor de  la necesidad de medidas de ajustes dirigidos al Presidente Maduro, incluso, varían desde el laxante hasta la "anestesia" que invita al bisturí.  Desde ese campo opositor se ve como indetenible que no se actúe sobre la base de esa lógica de hierro que usted plasma en su escrito como la aplicación de medidas de dirección racional.  Bueno, yo creo que muchísimos en Venezuela estamos por medidas no irracionales, pero si radicales.  A Maduro no hay que darle consejos… estuvo muy cercano a Chávez, quien fue un Quijote Excepcional.   Pero como mucha gente ha decido acogotarlo con tanta Lógica Capitalista del peor y viejo cuño.   No esta demás que hayan otros que lo alerten:

“Nicolás Maduro fue llevado por Chávez y el Pueblo Bolivariano no a cualquier Presidencia de la Republica.  Dirige los destinos de la Patria de Bolívar que trascendió fronteras en su lucha independentista y que durante el gobierno de Chávez logró conquistas incomparables con relación a los gobiernos anteriores.  Las conquistas se han venido deteriorando y ese deterioro tiene responsables. Luchar contra los responsables requiere activar, sostener e impulsar el Espíritu Revolucionario surgido de la Unidad del Pueblo Civil y Militar, sin permitir que decaiga la Voluntad de Cambio.  Para ello hay que pasar a la ofensiva.

Todavía hay suficiente Pueblo Bolivariano para avanzar a paso firme en la Línea Estratégica de transitar la Segunda Independencia y ser consecuentes con el carácter Antimperialista, Anticapitalista y Socialista que adquirió el Proceso Revolucionario Bolivariano.  Tamaña tarea se la dejó Chávez y el Pueblo Bolivariano al Presidente Nicolás Maduro. Nuevamente se hace necesario ser radical y replantearse La Unidad en términos de Clase, de explotados contra explotadores, a favor del Trabajo contra el Capital porque es en ese terreno de contradicciones que se entiende toda la lucha independentista, emancipadora y  revolucionaria de nuestro pueblo hasta nuestros días.  Le corresponde al Presidente Maduro, junto a las vanguardias del Pueblo Bolivariano, la decisión política-colectiva dirigida a actuar mancomunadamente para activar y desatar el Huracán Revolucionario, es decir, y precisémoslo bien: nos referimos a la genialidad demostrada de nuestro pueblo para conducirse como Poder Originario, dentro de la democracia más amplia y jamás vista, para debatir en proceso constituyente y decidir de manera refrendaria el Rumbo de la Patria: marchando hacia medidas anticapitalistas y sin detener el carácter revolucionario del proceso bolivariano.

Apelar al Poder Originario en Democracia Constituyente y Refrendaria es la clave política y metodológica más dura que conquistamos con Chávez, pero es también a la que más le teme la minoría que domina bajo el yugo estafador de la Lógica del Capital, gente de carne y hueso que pudre todo lo nuevo y que no deja  de  cooptar y corromper a funcionarios dentro de las instituciones de un Estado construido por ellos.

_______________________________

*“Algunos números ayudarán a comprender lo que decimos más arriba: En el año 2000, PDVSA facturó por exportaciones 50.000 millones de dólares, entregándole al Estado venezolano apenas un 20% de esa facturación, es decir, 10.000 millones. Mientras que el restante 80% era manejado por la “gente de petróleo” para gastos operativos y giros al capital internacional petrolero (Shell, Exxon Mobil y otros).  En cambio, en el año 2012 sobre una facturación cercana a los 100.000 millones de dólares por parte de PDVSA, el estado venezolano recibió casi el 60% de ese total, algo más de 57.000 millones, mientras que los gastos operativos estuvieron apenas por encima de los 30.000 millones, entretanto más de 10.000 millones fueron de superávit.

Es decir que, lo que recibe el Estado por ingresos petroleros se multiplicó por 3 en términos absolutos en apenas 12 años.

Por otra parte, para entender el efecto que tuvo entonces el control de cambios es necesario recordar lo siguiente: Durante los meses del Golpe y el Sabotaje, la oligarquía fugó del país 28.500 millones de dólares a los que hay que sumarles los 30.000 millones que se perdieron por la falta de producción durante el Paro Patronal y el Sabotaje (sumados representan una cifra superior a la facturación anual de PDVSA para la época). La aplicación del control de cambios frenó la fuga de capitales por un tiempo y permitió orientar la utilización de los dólares para poner en pie el abastecimiento de la población, son los tiempos del lanzamiento de Mercal y también de las primeras misiones en educación y salud... Misiones que en su momento tuvieron un gran impacto social y que hoy habría que diagnosticarlas para su relanzamiento bajo control social porque lamentablemente están casi paralizadas.

Son asimismo los inicios de la planificación y comienzo de construcción de las grandes obras de infraestructura imprescindibles para cumplir con un verdadero plan de la nación como por ejemplo, el Ferrocarril del Centro y las nuevas represas, aguas abajo del Guri (todo esto financiado con autonomía y en ejercicio de la soberanía nacional, sin recurrir ni al FMI ni al Banco Mundial).

Más allá de la deformación y corrupción al que ha llegado el actual control de cambios y que obligan a la revisión de su funcionamiento, y al castigo ejemplar de los altos funcionarios que lo han corrompido junto a sus cómplices privados, es un hecho que ese mecanismo en sí mismo se mostró altamente eficiente para recuperar al país del enorme desastre económico y social  provocado por el Sabotaje Petrolero. Esta eficiencia parte del control de nuestro recurso principal como nunca antes había sucedido, acompañada del control cambiario.” (http://www.aporrea.org/trabajadores/a173971.html).



Esta nota ha sido leída aproximadamente 5336 veces.



Juan García Viloria

Co-fundador de Aporrea. Miembro de Marea Socialista y de la Plataforma por la Defensa de la Constitución Bolivariana.

 viloria8@gmail.com      @Trabajo_Capital

Visite el perfil de Juan García Viloria para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Actualidad


Revise artículos similares en la sección:
Oposición


Revise artículos similares en la sección:
Anticorrupción y Contraloría Social



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a193035.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO