Ordo Ab Chao

El ataque a Irán es a China

“Puedes verme aquí a tu lado, y oír mi voz;
mas te digo, que todas estas cosas —sí, desde la estrella que acaba de
brillar en el cielo hasta el suelo sólido bajo tus pies— te digo, que todas
son sólo sueños y sombras; las sombras que ocultan a nuestros ojos el
verdadero mundo. Existe un mundo real, pero trasciende este glamour y
esta visión, y se encuentra más allá de todo esto, tras un velo.”

El gran dios Pan. Arthur Machen.

“Ellos crean el desorden, entonces el pueblo reclama el orden”

Grafiti en la pared de un baño.


Desde las profundidades más ocultas o desde las inefables alturas, que para él era lo mismo en ese instante único cuando todo se observa sub specie aeternitatis, las metamorfosis de la geopolítica mundial orientadas hacia el morboso exterminio humano, la secuencia de un niño muerto cada cuatro segundos, la falta de agua, y las manipulaciones climáticas por tecnologías secretas en manos tanto de los rusos, europeos y gringos no eran otra cosa que las indefectibles muestras de que otras fuerzas cósmicas a las conocidas por la ciencia operaban libremente sobre las mentes de los hombres.

La mayoría esclavizados bajo el yugo del capital, de la publicidad, de las agencias de noticias convertidas en una hidra cibernética de miles de cabezas, cortas una y nacen diez más, produciendo la opinión pública, mayorías sometidas al hambre, la miseria, las enfermedades todo esto artificialmente elaborado por una secta que había decidido siglos atrás hacerse del poder total de la tierra gerenciando el caos.

Desde esas abismales catacumbas del inconsciente colectivo, sólo aparecidas como iceberg dentro de las horripilantes pesadillas que no eran sino el estado de alerta cotidiano de su personalidad disociada, no había lugar para respirar, ni para observar quietamente el verde todavía escondido en las hierbas del amanecer porque el ojo kaliyúguico tomaba tu poder esencial. Ni las runas, ni la cruz, ni la media luna, ni la estrella de cinco puntas eran oponentes al demiurgo traganiños, sólo tu despertar del sueño de seis mil años en un segundo cuántico.

Sigilosamente detrás de las horas y dentro de la insomne noche urdían un plan cósmico que iba a determinar la siguiente conducta bélica en el oriente medio. Ellos, con el ejército reforzado con tecnología de punta, armas atómicas y biológicas, con el control total de los medios y el aparato industrial, militar y mediático, con un apartheid sobre los palestinos musulmanes y cristianos darían el esperanzado ataque bíblico preventivamente al Irán acusado de país forajido, pero a través de las tinieblas, el ataque del imperio se dirigía en realidad a China.

Los iluminattis del Pentágono habían levantado sus manitas blancas desembolsando 700 mil millones de los verdes para alimentar la guerra de este año bicentenario. La guerra en el oriente medio iba a ser otro caballo de Troya para robustecer la dictadura científica mundial en donde ni las izquierdas ni las derechas tienen cabida dialécticamente, porque sólo importa el control total, las maleables masas, aturdidas por el flujo del miedo, en sobredosis apocalípticas no iban a pedir acciones más que para defensa personal, de la calle, del metro, de la avenida, del barrio, de la ciudad, o del municipio, pero nunca iban a salir a gritar por la paz mundial, esta abstracción era un imposible que la secta había pronosticado con luciferina inteligencia desde hacía tres siglos.

La anarquía era una metodología que ellos impusieron ya en la toma de La Bastilla, y nunca más dejaron de ofrecerla como palanca de empuje a sus planes totalitarios, hoy llevados a sus últimas consecuencias. El afrodescendiente en la Casa Blanca era la sombra de un grito de esclavos del sur que sólo escucha el mandato de la estrella de seis puntas, y la prueba está en Haití, hace cuatro semanas. Desde entonces, estamos atenazados por el norte y por el sur con la guerra británica amenazando otra vez a la Argentina sumisa al mercado internacional, y sobre todo al sanedrín universal.

La sequía, todos empezaban a saberlo en Venezuela, no era sino la obra maquiavélica de Haarp, el demonio imperial, pero los medios no permiten este debate abierto, sólo esotéricamente lo podíamos refrescar en contados foros electrónicos, jamás saldría un delegado del partido rojo a publicar sus análisis geopolíticos a partir de un armamento capaz de desestabilizar el clima en cualquier parte del planeta, y el miedo al ridículo muchas veces se manifestaba en la conducta de sólo republicar lo que otras fuentes, extranjeras sobre todo, lanzaban no sin un interés preconcebido al mundo lector pero el mundo intérprete es cada vez más limitadamente hermenéutico.

El ojo del triángulo sobre los trece peldaños de la pirámide, que no era azteca, estaba como en la película del Señor de los Anillos, en todas partes, y desde los satélites podían saber en dónde defecabas y a qué horas. Pocos hombres se habían juntado para crear la central de fuerzas psíquicas para contrarrestar a la que imponía la secta desde países comunistas y capitalistas al mismo tiempo. Más pocos aún tenían el valor de sacar a la luz las pruebas que eran una respuesta ineludible ante el rapto mundial. Los impedimentos eran legión.

El género humano como especie no tenía la voluntad de liberarse, se había acostumbrado a la manipulación total y era como el resultado de esas pesadillas que a principios del siglo pasado iluminaron la mente de un Wells, un Huxley, un Borges, un Lovecraft, un Machen, seres grises de una humanidad desértica aplastada por el miedo, un terror cósmico, hoy por hoy, sistema nervioso de la aldea global.

Mas de 865 bases militares en más de cuarenta países se reflejaban en las que ya están en tierras de Uribe, Curazao, Panamá, Honduras, El Salvador y ahora Haití, todo orientado hacia el control total del Caribe declaraban más claramente la guerra a la revolución de los rojos. La decisión estaba tomada, ya se habían enviado las armas a Taiwán, y el Dalai Lama fue fotografiado delante del basurero de la Casa Blanca saliendo de la entrevista donde el afrodescendiente como fantasma con guantes blancos premio nobel de la paz, provoca a China alentando la fragmentación, la disidencia, y el cerco a los países que ofrecen al imperio amarillo los recursos estratégicos. A buen entendedor pocas palabras, la secta esperaría quizá la Luna llena de Marzo para el próximo ataque, siempre orquestado con la base talmudiana. Nosotros seguiríamos peleándonos por el agua, el sufragio, los traidores al partido, las estructuras democráticas renovándose, para mantener un abismo de esquizofrenia globalizado, pretender a ley y solventar al caos.

Sé qué él miró desde esa perspectiva de lo eterno, y no dijo una sola palabra, y alzo la mano para pedir un taxi, dijo que estaba retrasado, todos nos miramos las caras estupefactos, nos había mantenido hechizados y absortos, y como un rayo cósmico fue su levantar su cuerpo e irse desapareciendo por las tinieblas de un mediodía en cualquier ciudad subordinada al caos.

Nosotros decidimos unir esfuerzos para alzarnos en armas a través de una táctica mediática transmitiendo los informes que están a la mano de todos pero que la secta siempre tiene el proceder de gasificar. Creo que ya hay varios grupos inteligentes en Escandinavia y en Oriente musulmán que traducen las recetas del diablo para despertar a más grupos de inteligentes capaces de responder hábilmente a la cofradía satánica. No sé si lo lograremos, dijo el mayor de todos nosotros, pero vale la pena el intento. Desorganizadamente, y muchos desconociéndonos actuamos más inconscientemente que metódicamente, y jamás sabemos por dónde vamos a revelar otro secreto, otro misterio que al instante de caer en tus manos deja ya de serlo. Escribo estas líneas en el vagón de un metro que se dirige al Este, dirección Propatria, no sé si al salir el caos me trague como Saturno a sus hijos.

Mforti9@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2985 veces.



Mario Forti

Astrólogo, filósofo, músico, tatankisi, escritor, poeta, critico, ddhh, tarotista, taoista, lector, meditación, yoga, sanación, terapias shamánicas integradoras

 mforti9@gmail.com      @mforti9

Visite el perfil de Mario Forti para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /tiburon/a95867.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO