Narrado por APOcalíptico

Florentino y el diablo

* Narrado por APOcalíptico

La reciente manifestación política de los partidos que han venido agarrados de la chaqueta del Comandante Hugo Rafael Chávez Frías deja claro que el discurso de la derecha y la de los dirigentes de estos partidos es claramente la misma. Que venga maquillada con una jerga rebuscada de alteraciones y confusiones de “único” partido, “único” pensamiento, y que haya usado la expresión popular de “quién dijo miedo” como para salir al frente y medir fuerza, sólo nos da a entender que las distancias entre la ideología política de los pseudos revolucionarios y los neofascistas abruptamente se acortó.

Unos quieren más tiempo, otros caen en contradicciones, de que no quisimos decir esto sino esto otro, los otros se afanan en ser los patriarcas revolucionarios, pero todos ellos se han unido, queriendo o sin querer, en un solo bando opositor provenientes de la “izquierda” revolucionaria. Sin querer queriendo, se van sumando a la caída vertiginosa de la oposición de derecha, que división tras división, van reuniéndose en la vorágine de los dispersos.

Esta marea política, aunque enerva a aquellos que pensaban que tenían a Dios agarrado de la chiva, es benéfica para el pueblo en general. Porque ha permitido desenmascarar a los pseudos socialistas bolivarianos. Ahora que han soltado la lengua, y han caído en su propia trampa, pretenden aparecer ante nosotros como consecuentes, probos, inmaculados. Es tanta la ambición de poder que se pelean entre hermanos. Y lo más tragicómico, pretenderán aparecer como divididos unos de otros, para al menos, un grupito de disidentes de los disidentes, intente infiltrarse al poderoso partido socialista unido que estamos construyendo en nuestra Venezuela revolucionaria.

Pero, así como estos primeros dispersos han caído vergonzosamente ante la mirada extrañada de un pueblo glorioso, así mismo caerán los próximos dispersos que pretenden pasar por “unificados”. Vamos a estar claros: al pueblo nadie lo engaña porque es en el mismo seno del poder popular en donde se está gestando esta revolución socialista y bolivariana. ¿Quién puede tapar al sol con un dedo?

Ha llegado la hora de la verdad y el poder popular con su estrategia y su táctica soberanas, inteligentemente está desenmascarando a sus lacayos, cipayos, vendepatrias e impostores. Y aunque muchos no lo crean, se está haciendo justicia a la gloria y memoria de nuestro Libertador Simón Bolívar, que sufrió en carne propia el veneno de los partidos que 200 años atrás ya venían con las mismas manipulaciones y costumbres, que sólo manifiestan las directrices del imperio asesino que pretende gasificar, diluir, evaporar la energía política del poder del pueblo.

Dejémoslos gritar, y dar los manotazos del ahogado. Sigamos con el ímpetu indoblegable del que pelea por un milenio de justicia e igualdad sociales, y mantengámonos despiertos y verdaderamente unidos ante la hora de los pueblos. Nuestra misión es mantener caliente, encendido y a máxima revolución el motor revolucionario socialista y bolivariano. Conscientes de que el imperio, herido de muerte, es mucho más peligroso aún. Bien sabemos que el disociado de Washington se va en menos de 8 meses. Sabemos también que antes de que lo saquen a patadas de su propia casa quiere hundir nuestra lucha revolucionaria. Nosotros, en nombre de todos los socialistas bolivarianos revolucionarios, les decimos en un solo grito todopoderoso, como la trompeta de Josué, ¡no volverán! ¡no pasarán!

Y así romperemos el cerco imperialista y caerán el muro que separa al pueblo de su hora soberana, de su líder y conductor, de sus líderes y conductores elegidos y ungidos por la noble y verdadera mano del pueblo emancipado. La gira del diablo por suelo latinoamericano ha hecho renacer a millones de excluidos, hambrientos, pobres y olvidados. Les ha reunido en un solo cuerpo florentino de resistencia y claridad revolucionarias. El diablo Bush no pudo contrapuntear mejor que nuestro Chávez Florentino, y lo agarró el amanecer, el ALBA, del pueblo libertario. Sólo quedan el hedor del azufre en la sabana y los negros pájaros chillando y como locos vuelan hacia el oscuro rincón donde se esconde el malvado. ¡Viva nuestro Comandante Revolucionario! ¡Viva el pueblo socialista y bolivariano!

Mforti9@cantv.net


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4780 veces.



Mario Forti

Astrólogo, filósofo, músico, tatankisi, escritor, poeta, critico, ddhh, tarotista, taoista, lector, meditación, yoga, sanación, terapias shamánicas integradoras

 mforti9@gmail.com      @mforti9

Visite el perfil de Mario Forti para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /tiburon/a32180.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO