William Brownfield escurre el bulto

Todos los venezolanos nos seguimos preguntando ¿Qué oculta la embajada de los EE.UU. en Venezuela?, ¿Por qué hasta ahora no han declarado al país el contenido del cargamento que mantienen bajo su poder?. No será que allí se encuentra material bélico que planean entregar a los grupos terroristas de la oposición para la desestatización en vía de que no se realicen los comicios presidenciales del próximo 3 de diciembre. Y sí en esos bultos ya no hay nada y por otra vía hayan distribuido dicho material evadiendo los cuerpos de seguridad que en este mes se han hecho los despistados como sucedió con la fuga de Carlos Ortega y los Farías.

Extrañas circunstancias que se vienen dando cuando el Presidente está fuera del país. Acaso un viaje más de Chávez y sea el momento propició para un golpe de estado y no dejarlo entrar al país. Estas son las cosas que lo ponen a pensar a uno; agenda muy bien llevada por la CIA que hasta la saciedad se viene denunciando. Todo se viene orquestando con una presición tal que inquieta debido a la complicidad de algunos grupos militares, algunos en detenidos, otros investigados mientras habrá otros operando en las sombras.

A mi parecer esta nueva agenda se inicia con las provocaciones del embajador Brownfield cuando trata de recorrer algunos estados haciendo donativos y dando declaraciones, pero es bien raro que los medios no lo estén entrevistando, que el tipo ande muy metido en su reinado fascista. A esto unamos las imposiciones y bloqueo que la Casa Blanca quiere imponer a Venezuela con respecto a los repuestos de aviones, venta de armas, adquisición de equipos militares y toda la campaña internacional con la finalidad de que Venezuela no tenga representación en el Consejo de Seguridad en la ONU.

El Presidente Chávez ha de pronunciarse ante hechos sucesos que ponen en peligro las relaciones diplomáticas entre estas dos naciones; Venezuela y los Estados Unidos, esperamos también las decisiones que tomará en base a la fuga del ex-presidente y bandido de la CTV así como de la fuga de los Farías y la complicidad de Globovisión. Toda la candidatura tanto de Rosales como la de Er Conde pueda ser todo un pote de humo para que esté en marcha una sublevación militar oposicionista, recordemos que las Fuerzas Armadas están con el Pueblo, pero quien quita que insistan militares en seguirle la corriente a la ultraderecha y se desestime eso, las pruebas están a la vista.

Nuestro comandante en jefe debe apretar más su puño, tomar decisiones más radicales porque si lo de las valijas se deja a un asunto meramente accidental mañana son capaces de secuestrar al mismo presidente y no nos daremos cuenta porque saben que hechos a la luz pública hace que un pueblo salga a las calles y es lo que ellos no quieren.

Debe ahondarse el trabajo de los cuerpos de inteligencia; no esperar a que las cosas sucedan sino evitarlas. Cómo se sabrá ahora qué es lo que había dentro de esas valijas o cargamento. No permitamos que William Brownfield escurra el bulto y todo quede allí. Es tiempo en que ese embajador sea retirado de Venezuela, pieza fundamental en las cosas muy ocultas vienen sucediendo. No es posible que SUMATE prosiga su campaña abstencionista, que se les permita tener ingerencia en el proceso electoral, que haya causado tantas divisiones dentro de los gripos de la oposición democrática.

Sin querer ser alarmista pero presiento que nuestro proceso está en peligro; y la ultraderecha tratará de evitar que Chávez sea reelegido.

juliocesar2030@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4069 veces.



Julio Cesar Colmenares

Comunicador alternativo.

 juliocesar1221@gmail.com

Visite el perfil de Julio César Colmenares para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Julio César Colmenares

Julio César Colmenares

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /tiburon/a24840.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO