Vamos nuevamente a Urica, pa que se acabe la bobera

Se le atribuye al patriota Pedro Zaraza, la autoría de la muerte de Boves en Urica.

Se dice que en la mañana antes del enfrentamiento en Urica, Pedro Zaraza mientras amolaba su lanza comentó: “hoy o se rompe la zaraza o se acaba la bobera” (quizás dijo bovera pero lo más seguro es que haya hablado en tono sarcástico del caudillo realista).

El propio Zaraza, al mando de una columna de caballería, ordenada por José Feliz Rivas, se lanzó sobre la columna que comandaba Boves, acabando con el terror que había destruido todo lo ganado en la campaña admirable por el genio de América, Simón Bolívar.

Hoy se conmemoran doscientos años de ese suceso que cambio el rumbo de la historia patria; hoy se podría decir que Nicolás Maduro es el reemplazo de José Félix Rivas en esta acción, mientras el Chávez nuestro sigue siendo el remplazo del Bolívar eterno.

Hoy hay varios Boves echando vaina y tratando de destruir lo que el Bolívar de este tiempo logró en su nueva gesta libertaria.

Quien será el Zaraza de este tiempo? Será la Fiscal Luisa Ortega Díaz o será La Justicia como cuerpo entero; pero hoy igual que ayer alguien debería asumir la batuta y decir: “Ya está bueno aquí antes de que se vaya el día se acaba primero la bobera”.

Los seguidores de Boves hace más de doscientos años eran muy parecidos a los seguidores de la oposición de hoy; una minoría de venezolanos conformados en su mayor parte por venezolanos de a pie.

Hace más de doscientos años una minoría de los llaneros siguieron a Boves en apoyo al imperio y en contra de su propia liberación; mientras Bolívar se enfrentaba a estos y a los soldados del imperio español.

A Hugo Chávez le tocó algo parecido; el mayor daño a la gesta libertaria del siglo 21 lo han hecho los seguidores del imperio norteamericano que están en contra de su propia liberación y que hoy tienen al reflejo de Boves en un triunvirato extraño y antinatural, encarnado en Capriles, Lopez y Machado.

La historia debe enseñarnos para que no se repita; la subversión interna no debe ser ni perdonada ni subestimada; el trio anti patria debe ser exterminado de manera fulminante para que se acabe la vaina; si en aquel entonces la pelea era con armas y el enfrentamiento terminaba en esos drásticos finales; hoy los enfrentamientos deben ser bajo el imperio de la ley y esta debe ser implacable para que vuelva la paz a la república.

Muchos nos preguntamos hoy ¿Qué vaina fue esa que paso ayer y que solo sirvió para darle más publicidad a favor a Maria Machado?

La susodicha terrorista llego al evento cual actriz de cine a recibir un Oscar, rodeada de camarógrafos, luces, y con su sonrisa de guazon que no se le separa de su rostro.

¿Por qué? Porque sabía que nada pasaría, que firmaría con desdén unos papeles donde se le nominaba a una estadía con todos los gastos cubiertos en Ramo Verde, pero segura de que sería solo una nominación…

Ellos siguen siendo los Boves y nosotros haciendo el papel de bobos, calándonos las colas y las humillaciones a las que nos someten.

¿Cuál será la estrategia del comandante Maduro, para que se acabe la bovera de este tiempo? ¿Tendrá alguna?

No basta con decir que estamos bajo el ataque de una guerra económica, eso ya lo sabemos (y nosotros los de a pie, más que muchos de Miraflores y los edificios ejecutivos); necesario es saber cuál es la estrategia para enfrentarla, y cuál es nuestro papel como soldados de la patria.

Vamos comandante Maduro, tome la batuta y acabe de una vez por todas con la bovera de este tiempo, acabe con los apátridas que aliados con el imperio están atentando contra su propia patria; haga valer el imperio de la Ley.

Exija en nombre nuestro que los Boves de hoy sean pasados por el filo de la justicia para que vuelva la paz y la tranquilidad a la patria de Bolívar, a la patria de Chávez, a la patria nuestra.

Que el espíritu de Pedro Zaraza nos llene hoy, doscientos años después de aquella gesta para que los venezolanos de a pie que siguen al triunvirato que encarna a Boves sea reducido a la mínima expresión al desaparecer del ámbito legal la presencia de esos líderes que los han embaucado.

Que antes de que le toque irse al dia se termine la bovera, para que la patria madura vea florecer el legado del comandante Hugo Chávez quien se fue físicamente seguro de que no había arado en el mar.

Viva La Patria.!!!


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2285 veces.



Oscar Jiménez


Visite el perfil de Oscar Jiménez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: