¡ Más vale que nos preparemos urgentemente para la defensa !

Venezuela, ahora, después de Libia

A. ¡No es necesariamente así!

En la República de Platón, que fue el primer modelo de la política del apartheid, se encuentra el fons et origo de la actual barbarie corporativa post orweliana, la que hace años identificamos como el fascismo global, el "globofascismo". En la tercera parte de la Politeia Platón nos explica lo que es la información, la ideología y la educación de la clase dominante, sus funciones
bárbaras y la necesidad de la censura, las mentiras y los falsos positivos abiertos, con el fin de perpetuar el poder político y para preservar los diversos grados de la 'democracia' esclavista.

La idea era (y sigue siendo, ahora más que nunca) controlar los cuerpos y las mentes de los esclavos y siervos. El ataque al intelecto de los campesinos y los  trabajadores continuaba a través de los siglos, durante el feudalismo, durante el estoicismo religioso, el judaísmo y el cristianismo; en realidad se les enseñó a creer y no a pensar. Se les obligó a creer en grandes dioses, hombres, ideas, razas y pueblos elegidos, en todo lo que supuestamente hace y dirige los eventos mundiales y la historia mundial. No hay duda de que a Tomás se le permitió entrar en el reino de los cielos. Pero en la revolución burguesa contra el absolutismo fue precisamente lo contrario lo que era de moda.

Con el surgimiento de las clases burguesas en contra de los señores feudales y el clero corrupto, la ideología capitalista se basaba en el materialismo mecánico. La filosofía cartesiana les enseñó a los gobernantes a dudar, a dudar de que la "información" procedente de la antigua mitología griega, de los dogmas religiosos feudales y las instituciones políticas modernas, son verdades absolutas.

René Descartes insistió en que: ¡No es necesariamente así!

Su lema contra el oscurantismo, contra el control físico y mental es muy simple:

¡Dubito, cogito, ergo sum! (¡Dudo, pienso, luego existo!)

Esto da origen a los nuevos Tomases emancipatorios. William Shakespeare nos enseñó qué debemos dudar de la veracidad de todo lo que sale de la boca de los voceros de la sociedad capitalista burguesa. Además, en este caso, la información sobre Japón o Libia no es necesariamente la verdad. Tampoco hay ninguna razón para ser tan pesimista como para perder toda "fe" en uno mismo y en la humanidad.

Al igual que los hilozoístas griegos Heráclito y Anaximandro, Shakespeare nos dijo en "Hamlet" que aquel quien no espera lo inesperado, la emancipación, nunca la encontrará.

Por lo tanto, lo inesperado, lo "maravillosamente extraño" sí puede ser posible. ¿Por qué?

"Horacio: ¡O día y noche, pero esto es maravillosamente extraño! Hamlet: Y por tanto, como un extraño, dale la bienvenida. ¡Hay más cosas en el cielo y la tierra, Horacio, que las soñadas en tu filosofía!"


B. Después de Libia, ¿quién sigue?

¿En qué medida afecta todo esto a la humanidad enter y sobre todo a nosotros los venezolanos?

Hace unas semanas publicamos un artículo que indicaba que en la bola de cristal petrolera de Libia Venezuela podría ver su futuro. Ahora la OTAN, el brazo militar del fascismo corporativo global, es decir, del globofacismo, está atacando sin piedad a Libia para saquear a su agua potable, petróleo, gas y otros recursos naturales. El imperialismo, como diría Kant, se ha desarrollado hacia su plena reconocibilidad. Como resultado del Holocausto Mental global quedan muy pocas mentes que ven, saben y entienden lo que está sucediendo en  estos momentos.

¿Quién será la próxima víctima de esta barbarie militar y "humanitaria", como la estamos presenciando en el norte de África? ¿Irán o Venezuela?

Venezuela, ¡más vale que nos preparemos urgentemente para esta Segunda Conquista que está a la vuelta de la esquina!

¿O vamos a permitir que el fascismo mundial viene por nosotros uno por uno?

C. Japón: La víspera de un siglo de dolor catastrófico

Sabíamos que después del capitalismo una opción horripilante sería la barbarie, sin embargo, ni en nuestras pesadillas más horribles nos hubiésemos imaginado cómo esto iba a comenzar. Lo que está ocurriendo en Japón podría volver a suceder en cualquier momento y en cualquier lugar del planeta, donde hay cientos de reactores atómicos viejos que podrían descontrolarse de un momento a otro.

El inmenso grado de desinformación oficial podría ser fatal para millones de personas durante esta década. De hecho, ya se produjo la fusión nuclear, como lo habíamos advertido en un artículo anterior y un país entero está en peligro de su posible extinción, mientras que la OTAN está en otro safari militar, esta vez matando a miles de africanos. La Sudáfrica del post-apartheid mostró sus verdaderos colores, quesegún el ANC eran supuestamente los del arco iris, pero en realidad son el rojo de la sangre, cuando junto con sus amos votó a favor de un ataque militar a Libia; y así no sólo traicionó a su pueblo, sino a todo el continente africano. La Liga Árabe y la Unión Africana hicieron lo mismo.

La negación dentro del capitalismo se está disminuyendo vertiginosamente; dialécticamente hablando, esto indica que el sistema mundial se está derrumbando. Cualquier cosa sin su negación está en agonía, se está muriendo.

Sin embargo, como dijeron los indígenas de América: "El tiempo es más largo que una cabulla."

Respecto a este proverbio de los amerindios coloniales, fue precisamente esta "cabulla" transhistórica, la transición 'pacífica' del capitalismo, a la que se refirió George H.W. Bush padre - quien (al igual que su hijo George W. Bush II) fue un perdedor electoral y aún se lo llevó todo - cuando les advirtió a sus jefes corporativos de lo siguiente:

"Si el pueblo norteamericano supiera lo que hemos hecho, ¡nos colgarían a todos en los postes de luz!". (1)

Esto ya lo había confirmado J. Edgar Hoover, ex director del FBI, de manera muy conmovedora como sigue:
"El individuo tiene la desventaja de encontrarse cara a cara con una conspiración tan monstruosa que no puede creer que existe." (2)

Así que, si no actuamos ahora mismo, entonces los capitalistas corporativos, antes de su entrada en la eterna felicidad celestial, ya habrán vendido todas estas cabullas, a las que se refirió Bush padre.

¿Adónde se fueron todas las flores en Japón?

¿Será que HAARP también podrá parar la llegada de la primavera en Venezuela?

****
NOTAS DE PIE:

(1) Véase: http://www.opednews.com/articles/Super-Depression-Ernst-Bl-by-Franz-JT-Lee-090424-914.html
(2) Ibid.
http://www.franzlee.org.ve
franzjutta@cantv.net


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4163 veces.



Franz J. T. Lee


Visite el perfil de Franz J. T. Lee para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Franz J. T. Lee

Franz J. T. Lee

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Otros artículos sobre el tema Revolución en Países Árabes e Intervención Imperialista en Libia

Pulse aquí para leer ver todas las noticias y artículos sobre Revolución en Países Árabes e Intervención Imperialista en Libia



US Y ab = '0' /tiburon/a119863.htmlCd0NV CAC = Y co = US