¡...Qué arrechera..!

Nuevamente a la oposición venezolana le ocurre lo mismo que al Coyote, con el Correcaminos. En esa tira cómica el coyote se devana los sesos montando trampas a la escurridiza ave y siempre tiene el mismo resultado, todo se le revierte. Mientras el Correcaminos con su característico Vip ...Vip, sale ileso de la trampa, el coyote cae cuando va a verificar el resultado.

De allí la calentera que existe en los predios de la MUD y sus áreas de influencia. No hay más que acercarse a los grupitos que nunca faltan en las colas de los bancos, consultorios médicos públicos o privados, supermercados y hasta en los cafetines, para enterarse de las expresiones de decepción y rabia que se desprenden de las murmuraciones.

Generalmente comienzan lanzándole dardos al gobierno revolucionario a quien no encuentran de que culpar, pero acto seguido van las descargas contra quienes dirigen a la MUD, donde no aceptan a Chuo, a quien siempre etiquetan como un payaso barato, que no ha servido para nada ni en Radar de los barrios, ni en las noche, con Kiko y su combo, en Globovisión de donde los sacaron por malos, porque no llegaban a nadie.

Lo que mas critican los militantes de base es la torpeza de esa dirección al no deslindarse de los terroristas, que asesinaron al Diputado Robert Serra. Una señora que oía los comentarios, mientras esperaba su turno en la consulta, al cabo de escuchar en silencio, expuso su punto de vista:” Yo soy opuesta al señor Maduro, pero soy madre de cuatro venezolanos, una hembra y tres varones y no me gustaría que por la diatriba política a uno de ellos me le hicieran lo que ese muchacho, que eran un niño comenzando a vivir. Eso es condenable desde todo punto de vista y no hay razón que valga para justificarlo. Esas no son prácticas políticas venezolanas y dudo que tengan apoyo entre el electorado,” sentenció.

Lo otro que les ha lanzado la saliva a la cara es la sentencia del tribunal internacional a favor de PDVSA, porque también tiene en la base opositora, quienes festejan el triunfo de Venezuela contra una transnacional y en consecuencia critican la campaña mediática que pretende exponer a Venezuela ante el mundo como un país, en quiebra, aislado del espectro internacional y con la espada de Damocles, sobre sus inversiones en el exterior, que serian confiscados por el juicio incoado por la petrolera contra el país, por haber tomado la decisión soberana de nacionalizar la explotación de la faja petrolífera del Orinoco.

Mientras la oposición se raya frente a sus seguidores, al guardar silencio, frente a las actividades anti patria y la siembra del terrorismo paramilitar en el territorio nacional, el Comandante Hugo Rafael Chávez Frías, continúa anotándose victorias que no dejan lugar a dudas del avance de nuestra patria en política internacional y nacional, en la inclusión de los más necesitados y en la fortaleza de la Unión Cívico Militar, que cada día obtiene mayor relevancia tanto hacia adentro como hacia afuera.

El triunfo de la República Bolivariana de Venezuela, al lograr un escaño en el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, pese a las presiones de Estados Unidos y sus socios, contra los países que apoyaron la candidatura, como miembro no permanente del organismo, revela que el liderazgo de Venezuela en el concierto mundial de los países que se liberan del yugo imperial, es determinante.

Solo con apreciar la votación que fue de 182 votos emitidos en el proceso, Venezuela obtuvo 181, es una bofetada al oprobioso imperio, que no pudo salirse con la suya y una lección a los lacayos que habiendo nacido, quizás por equivocación en esta tierra, apostaban a la derrota de la patria de Bolívar y todavía continúan destilando por el hocico la espuma rabiosa, para intentar descalificar el triunfo de los pueblos del mundo que luchan por su libertad.

Por si fuese poco, seguido al resonante triunfo contra el imperio en la ONU, vino un nuevo reconocimiento de la FAO, por haber cumplido con las metas del milenio, en el combate contra el hambre y la miseria. Pero allí no para la desdicha de la derecha fascista venezolana, representada por la oligarquía parasitaria y la burguesía explotadora y especuladora y sus serviles, pues el año próximo la República Bolivariana de Venezuela, comienza su período en la presidencia pro témpore de los No Alineados. Allí estará para despecho de esa clase política y sus amos del norte, el obrero Nicolás Maduro, Presidente Constitucional, recibiendo el mando del importante grupo mundial

Finalmente, con el horrendo crimen cometido contra el joven abogado y diputado Robert Serra, quisieron acallar una voz rebelde y lacerante en contra de los apátridas y el efecto fue todo lo contrario. Robert Serra, tras su muerte física provocada de manera artera, por una banda de paramilitares, en complicidad con su jefe de escoltas y apoyada por la oposición apátrida, se multiplicó en millones de voces en defensa de la revolución y ha resultado más peligroso que estando vivo. El asesinato de “Metralleta”, como cariñosamente se le conocía en los medios bolivarianos se ha convertido en el azote de la oposición y le perseguirá, com o una maldición. De allí que lo único que les queda, es gritar con despecho..¡...Que arrechera..!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 4242 veces.



Cástor Díaz

Periodista CNP 2414

 cd2620@gmail.com

Visite el perfil de Cástor Díaz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: