A la Nueva Asamblea Nacional Bolivariana

Compatriotas diputados electos por su pueblo el cinco de diciembre, me atrevo a escribirle estas líneas hoy, en primer lugar para felicitarlos por la que considero una acertada elección del soberano venezolano, que al elegirlos, deposita en ustedes las que pueden ser sus últimas esperanzas de sueños atesoradas por siglos de sufrimiento. Ilusiones que revivió de nuevo el comandante Chávez, aquella madrugada de un cuatro de febrero, llena de heroísmo, sangre, muerte y de boinas rojas, que reverdecieron sueños dormidos por cien años en nosotros, los hijos del Libertador.

Quizá sea esta la última oportunidad que les brinda la vida, para hacer llegar la justicia a su pueblo, enmendar entuertos pasados y hacer una verdadera revolución, como lo soñó nuestro Comandante Eterno Hugo Chávez.

Al presidente Maduro Moros, a nuestros diputados del partido de gobierno, le recordamos que fueron electos por los votos duros del pueblo, millones de esos votos, son los que el presidente Maduro Moros ha llamado "TRASNOCHADOS DE IZQUIERDA" pero presidente, quien puede dormir hoy apaciblemente, con todos estos problemas, estoy seguro que usted también es un trasnochado, pensando en como resolver este nudo gordiano económico que nos rodea a diario

AUMENTO JUSTO DE SALARIOS

Compatriotas diputados, en la nueva Asamblea Bolivariana, la voz del pueblo debe escucharse, el pueblo está hoy muy deprimido, es torturado por el bloqueo del Imperio y sus lacayos infiltrados aparte de la pandemia mortal de este Coronavirus.

URGENTE es un aumento justo de todos los salarios, se dé término al aumento diario de todos los productos y servicios nacionales, se restablezca el bolívar como moneda de curso legal obligatorio y se frene la depreciación maléfica de ese dólar Today de inmediato, esto es indispensable para que nuestro pueblo pueda continuar hoy con vida.

Aparte, compatriotas diputados, es muy perjudicial la falta de justicia, que a su vez ha debido aplicarse sin temor, a los que este desastre económico que vive hace tiempo nuestro pueblo han originado, sufrimiento y pena para los que menos tienen.

Si a Guaidó le hubiesen aplicado la Ley contemplada en la Constitución Bolivariana de Venezuela, el mismo día que se auto proclamó "presidente interino" en aquella plaza de Chacao, cuánto daño se habría ahorrado la Patria venezolana. Se peca también por permisivo, vemos aún como Guaidó sigue libre y Leopoldo se fuga o lo dejan escapar, viviendo como un Pacha en Madrid, lo mismo Rafaelito Ramírez con sus cuarenta ladrones que desmantelaron PDVSA, y una larguísimo lista,.

El bloqueo imperial y el de sus lacayos, unido a la pandemia viral, la falta y carestía de servicios como: gas, gasolina, agua, electricidad, telefonía., Internet, transporte, medicinas es una guerra declarada que sigue siendo un castigo inmerecido para este pueblo noble que en diciembre los eligió diputados de esta nueva Asamblea hoy bolivariana, gracias a este voto. Este castigo monetario ya perdura años. Aparte el saboteo diario del enemigo de este proceso, infiltrado en altos cargos de mando en el gobierno como se ha visto. El hambre se une a los diarios aumentos de precios de los alimentos que conforman la cesta de comida, unido a la dolarización permitida y bendecida, en una oportunidad poco gloriosa de nuestro presidente Maduro Moros y algún ministro e industrial, unido a los elevados costos de las medicinas, comparados con el miserable sueldo de los obreros y trabajadores venezolanos, están acabando día a día minuto a minuto como otra nueva pandemia con la vida de los más de nosotros

HECHOS Y NO PALABRAS

Compatriotas diputados, es de vida o muerte, unir LA ACCIÓN A LA PALABRA, sin tanto bla, bla, tal como ha ocurrido con pasadas Asambleas, incluida la Asamblea Constituyente, a la cual no se le ha visto el queso a la tostada, como decimos en criollo.

Su pueblo compatriotas diputados, hoy necesita más que nunca, ver soluciones tangibles y reales que partan de esta nueva A.N.B., que les permita vivir dignamente a pesar de este genocida bloqueo pedido por los miserables traidores a su patria.

Hoy No tienen excusa alguna señores diputados del PSUV

Hoy toda la Asamblea Nacional Bolivariana es del pueblo que les dio su voto.

El pueblo necesita ver cuanto antes SOLUCIONES a sus problemas del diario vivir.

JUSTICIA

Señores diputados, La justicia debe aplicarse, para que actúe castigando a los que robaron y destrozaron los bienes de la nación, para lucrarse y vivir indecorosamente como lo hacen hoy., este PUEBLO que votó por ustedes ciudadanos diputados, espera que se le haga JUSTICIA.

Vale más tarde que nunca.

Penosos son los ejemplos de un: Rafael Ramírez y su grupo, Alimaña Guaidó y su banda de apátridas, o la ex fiscal Luisa Ortega su consorte y mafia de ex fiscales, Julio Borges, la enfermera del Comandante y su esposo, protegidos hoy en U.S.A. como informantes El edecán de Hugo Chávez, que le lleva el café y la comida a diario, hoy otro informante protegido en U.S.A., tantos que se llenaría esta página y faltaría espacio

Este Pueblo Bolivariano que votamos por ustedes compatriotas diputados esperamos que se haga JUSTICIA, para los pobres, los descamisados.

Sin duda EL DIABLO LOS PROTEGE.

Como hemos visto, el gobierno los ha dejado escapar con las manos llenas de dinero robado, sin que les toque la justicia, ellos siguen hoy haciendo daño al patrimonio de Venezuela. El pueblo venezolano espera de ustedes y de los organismos competentes, justicia para los que resulten culpables de robo, asesinatos y traición a la PATRIA de Bolívar.

Ciudadanos diputados, reitero que estamos sufriendo ya años de necesidades, hambre y penurias, otros a costa de este sufrido pueblo, apátridas han escapado con millones, que hoy disfrutan en naciones extranjeras, sin que la mano de la ciega justicia venezolana se la vea actuar por ninguna parte.

Es hora de hacer revolución de verdad, la que Chávez soñó un 4 de febrero, de aplicar la justicia a tanto vende patria que han hecho del robo y la traición su vivir cotidiana.

NUESTRA GUAYANA ESEQUIBA

La octava estrella de la bandera, la que Chávez ordenó que ondeara en el azul tricolor de nuestra bandera, Guayana Esequiba hoy en reclamación, es nuestra, por derecho, que nos otorga la historia, compatriotas diputados es la opinión de todos los venezolanos que:

El Sol de Venezuela nace en el Esequibo, ustedes saben, que hemos gastado esfuerzos para entendernos y no han dado sus frutos, menos cuando las compañías petroleras hoy, están interesadas en explotar ricos yacimientos de petróleo en su suelo y costa marítima. Compañías que han llevado esta controversia unilateralmente, rompiendo con todo lo pactado en Ginebra, a la Corte Internacional de Justicia. Donde como otras veces ha sucedido, se reirán de la justicia, de nuestros derechos y documentos históricos y lo perderemos todo.

Con piratas y bucaneros, señores diputados no se puede luchar por las buenas como caballeros.

Recuperar Guyana

Hay una forma de recuperar nuestro territorio.

Repoblemos la Guyana Esequiba venezolana con cinco o diez millones de venezolanos, demos tierras, a los que a esto marchen, con apoyo logístico y militar sobre todo. Tal como hicieron los estadounidenses en la conquista del Oeste. Consigamos el respaldo para esto de nuestros aliados políticos, países como Rusia. China, Irán, Corea del Norte, países que cuentan con fuerzas y poderío nuclear, capaz de respaldarnos y parar los pies, detener y frenar a los imperios invasores que tengan pretensiones de agredirnos o invadir nuestro territorio, del que hoy quieren despojarnos.

Guyana Esequiba, años abandonada por gobiernos venezolanos en beneficio de un pacto que no ha llevado a nada, me refiero al de Ginebra, tanto dinero mal gastado por los dos últimos gobiernos venezolanos en ayuda al gobierno de Guyana, para que hoy nos pague como los cuervos y nos quiera sacar los ojos, en una componenda entre las petroleras, los imperios y la complicidad del gobierno de Guayana, con la Corte Internacional de Justicia de la Haya, y los millones de las compañías petroleras, para comprar la injusticia. En esta vida todo tiene su precio.

Compatriotas diputados, si no tenemos cojones, sí eso mismo que dijo una vez Chávez, para defender lo nuestro con hechos tangibles y visibles o con las armas de ser necesario, demos por perdida esta ilusión, ese sueño de nosotros tan venezolano de recuperar a la Guayana Esequiba venezolana.

Todo este gran territorio que no se como aparece con rayas transversales en los mapas de Venezuela y no la incorporamos de una vez por todas a nuestro mapa territorial como debería ser.

Lo que es nuestro por derecho histórico, no se pide, ni se mendiga, se toma por ser nuestro.

¡El Sol de Venezuela nace en el Esequibo!

En el "Nuevo Orden Mundial" que se avecina, los MILLONARIOS y las CORPORACIONES encabezan este movimiento a favor, NO de los PUEBLOS, sino de sus FORTUNAS mil millonarias. La Pandemia LIMPIADORA es su arma secreta, ellos sin duda la crearon para esto.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1100 veces.



José Juan Requena


Visite el perfil de José Juan Requena para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



José Juan Requena

José Juan Requena

Más artículos de este autor