Día Cuarenta y Nueve: Somos Venezuela en el Filo de la Navaja del 2018

Una de las noticias políticas más impactantes de esta semana es sin duda alguna el lanzamiento del movimiento "Somos Venezuela" este miércoles 7 de febrero en el complejo Parque Miranda que acompañó con el escrito: "El amor a la Patria nos une, por eso Somos Venezuela. Nace el movimiento sociocultural y sociopolítico". Somos Venezuela tiene como objetivo central ampliar y profundizar el esquema de inclusión y equidad construido desde 1999, con la llegada de la Revolución Bolivariana.

Es un movimiento nacido al calor de la candidatura a la presidencia de Nicolás Maduro y busca penetrar nuevos sectores de influencia para fortalecer la campaña electoral. La secretaria general del Movimiento Somos Venezuela, Delcy Rodríguez, explicó que el partido se organizará en 24 redes sectoriales, que a su vez conformarán "frentes" regionales de cara al despliegue electoral. Se infiere que el nuevo partido va a acompañar los programas de protección social que el gobierno ha acreditado en beneficio de las mayorías populares.

Uno se pregunta ¿Cómo quedan ahí el PSUV y el Gran Polo Patriótico? y ¿Por qué el PSUV y el Gran Polo Patriótico no pudieron cumplir el mismo cometido de Somos Venezuela? Esas interrogantes trascienden al dogma de la Santísima Trinidad. El Comando de Campaña de Nicolás Maduro es (Dios) una realidad única que existe con tres entidades distintas o hipóstasis: el PSUV (el Padre), Somos Venezuela (el Hij0) y el Gran Polo Patriótico (el Espíritu Sano). En esa realidad fundamental que es principio de otras realidades sólo hay una persona capaz de dar la respuesta filosófica correcta a ese rompecabezas. Ese personaje es nada más y nada menos que Luís Britto García quien prestigia y da credibilidad intelectual al recién creado partido madurista.

Nadie sabe hasta dónde llegará el partido de Delcy Rodríguez y Luís Britto García pero esas dos figuras tan sobresalientes que la encabezan son un buen augurio para la inteligencia y el pensamiento de la revolución bolivariana. El equilibrio entre el pragmatismo y las ideas profundas son una condición sine qua non para el éxito de la acción revolucionaria. La iniciativa de Somos Venezuela no tiene precedentes en nuestra historia porque reúne una serie de componentes que nunca antes habían existido para asegurar el soporte de una experiencia política de esa naturaleza. Nada que ver con las decimonónicas "Agrupaciones Cívicas Bolivarianas" que inventó Eleazar López Contreras para el apoyo a su gobierno o la otra creación conservadora nacida en 1941 bajo el nombre de "Partidarios de las Políticas del Gobierno" (PPG) para respaldar la candidatura de Medina Angarita.¡ Sálvenos Luís Britto García de caer en tentaciones!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1080 veces.



Sergio Briceño García

Profesor Universitario de Filosofía de la Educación Jubilado de la UPEL. Autor del Poemario "Porque me da la gana" y de la obra educativa "Utopía Pedagógica del Tercer Milenio". Ex Director Ejecutivo de la Casa de Nuestra América José Martí.

 sergiobricenog@yahoo.com

Visite el perfil de Sergio Briceño García para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a259483.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO