¿A quién le vamos echar la culpa si este 6 de diciembre perdemos la Asamblea Nacional?

Es menester que después de una gran debacle en las contiendas políticas se trate de buscar al o a los culpables. En estos momentos yo me pregunto ¿Quién o quiénes serán los culpables si el 6 de diciembre obtenemos menos del 50 % en las curules de la Asamblea Nacional? ¿Le echaremos la culpa a Diosdado Cabello o a Nicolás Maduro por no haber sabido llevar el timón de este proceso? ¿O la culpa será de los veinte gobernadores que nos representan en los estados correspondientes y que no trabajaron lo suficientemente bien y el pueblo quedó decepcionado de sus gestiones? ¿O las tendrán los 196 alcaldes bolivarianos que no supieron comprender las necesidades del pueblo y se desviaron de los objetivos del Chavismo? ¿Los Consejos Comunales que han sido infiltrados por la ultra derecha y se burocratizaron, perdiendo su esencia revolucionaria serán los culpables? ¿Algunos mirarán hacia los funcionarios oficiales que ocupan cargos públicos y los señalarán como culpables de corrupción por no cumplir con su trabajo honradamente queriendo enriquecerse a costillas de los más pendejos? ¿Puede que sea que los candidatos que nos representaron no calzaban los puntos suficientes para ganarse nuestra confianza y el soberano pueblo de Venezuela los rechazó? ¿A lo mejor las UBCH (Unidad de Batalla Bolívar Chávez) no cumplieron con su trabajo y se durmieron en los laureles y no fueron casa por casa a buscar adeptos para el PSUV y sus aliados, inclusive no salieron a llevar a los votantes para las mesas de votación tal y como estaba previsto?

También llego a creer que algunos le puedan echar la culpa a la bendita guerra económica que nos están imponiendo desde el norte (entiéndase EEUU con su vocación Imperial) con toda la secuela que ésta trae, incluyendo la perdición de nuestros muchachos en el consumo de alucinógenos o drogas malignas, la tan cacareada inseguridad hermanada con el Paramilitarismo y el bachaqueo que en segundos se consume toneladas de productos de los anaqueles de los grandes y pequeños supermercados. Otros, hasta más atrevidos, irán a decir que la culpa fue de Jorge Giordani por aquello de la carta que puso a temblar a muchos. Los más recalcitrantes seguirán diciendo que la oposición jugó sucio, muy sucio, y logró que el pueblo le creyera, sin ni siquiera pensar, que iba a ser mentira y que no se acabarían las pensiones para los que se las merecen y tampoco se acabarían todas las misiones, incluyendo Barrio Adentro y no entraríamos en un proceso de privatización que nos haría a todos esclavos del capital y volveríamos a la hambruna de la Cuarta República; es decir que el pueblo de la Quinta República sigue siendo tan pendejo o más pendejo de como era en la Cuarta República y antes.

Ahora bien, el 6 de Diciembre, cuando nos despertemos para ir a cumplir con el deber de todo ciudadano ejemplar y consciente de que PRIMERO ES LA PATRIA, pongámonos una mano en el pecho y miremos al cielo, ese cielo que para ese momento estará completamente despejado, y posemos los ojos arriba, en el firmamento, y veamos con claridad una hermosa imagen del más grande en estos tiempos, esa imagen será la de HUGO RAFAEL CHÁVEZ FRÍAS, EL INVICTO, y nadie, pero nadie podrá decir que la culpa fue de él porque él en realidad nos enseñó a mirar para adentro, muy adentro de nuestros corazones, y a hacernos responsables de nuestros actos, y así como el pueblo salió a la calle aquel 13 de abril a rescatarlo, AHORA Y PARA SIEMPRE, ESTE 6 DE DICIEMBRE, debemos salir a la calle a rescatar lo que él nos dejó y que tenemos que evitar que se nos pierda porque si se nos pierde, entonces miremos nuestros corazones y veamos que la culpa fue de todos y cada uno de nosotros, malagradecidos, que no supimos apreciar el sacrificio de Chávez para con este pueblo y con la humanidad entera.

CHÁVEZ VIVE Y LA PATRIA TIENE QUE SEGUIR PARA BENEFICIO DE ESTE PUEBLO Y DE TODAS LAS NACIONES DE ESTE MUNDO.

 

enderjoaquin@hotmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 3360 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




Notas relacionadas