El legado histórico de Chávez y sus sucesores

"Malditos aquellos que defienden al pueblo con palabas y con sus hechos lo traicionan"
 
Benito Juárez.
 
 
Los sucesores de Chávez en el poder han echado por la borda la esperanza revolucionaria que el Comandante Eterno sembró en los pobres. Sobre la obra magnánima del Gigante se ha escrito en una proporción que supera a cualquier otro político en la historia contemporánea de Venezuela. En su haber biográfico hay, a mi juicio, errores que no descalifican el saldo descomunal de sus aciertos y el hecho inequívoco de haber sido el líder popular más extraordinario, después de Bolívar, que ha nacido en nuestra patria. Una forma de decirlo y elevarlo a la inmortalidad es a través de las imágenes literarias alternativas a la prosa que escribí inspirado en la universalidad de nuestro Comandante:
 
 
EL VUELO DEL GRAN SEMÍ
 
Nació ansioso del vientre de su madre,
 
ella Igual que el progenitor, maestros rurales.
 
Creció como el niño campesino
 
de Miguel Otero,
 
valiente
 
pintor
 
y poeta,
 
pero aliviada el hambre y la miseria
 
gracias al humilde salario
 
magisterial de la familia.
 
Lució adolescente
 
el uniforme azul celeste de cadete,
 
todavía veguero,
 
en el Patio de Honor de la Academia Militar.
 
Buscó en los libros y en la calle
 
la inspiración revolucionaria
 
que le cambió la vida.
 
Descubrió su talento para la
 
conspiración insurgente
 
y lideró una clandestina organización
 
militar subversiva desde la
 
sombra del Samán de Guere 7
 
con las ideas independentistas
 
de nuestros Libertadores.
 
El 4 de febrero encabezó
 
una insurrección armada,
 
golpe de estado revolucionario
 
sublimado en e l "por ahora"
 
y martirizado en Yare.
 
En la plenitud de su juventud,
 
siete años más tarde,
 
entró a Miraflores, confiado y sin malicia,
 
ciñendo la cinta tricolor
 
de Presidente Constitucional.
 
Descollante transitar inédito
 
por la historia bonita de Venezuela.
 
El 11 de abril cayó la República,
 
salvó la vida milagrosamente
 
y volvió al Palacio el 13
 
sin deseos de venganza,
 
rescatado por la bravura del pueblo
 
y de la Fuerza Armada Bolivariana.
 
Recuperada la nación de
 
intentonas desestabilizadoras,
 
derrotada la conspiración imperialista, 8
 
el país emergió
 
con todo su potencial
 
de prosperidad social.
 
Gana la batalla a una terrible enfermedad
 
y renace victorioso en medio
 
del amor del pueblo
 
y el odio de la oligarquía.
 
Su destino es inevitable,
 
vivir y vencer,
 
liberar a Venezuela
 
y como el Gran Semí,
 
asumido por Martí,
 
sentado en el lomo del cóndor,
 
remontar su vuelo por el continente,
 
regar de utopía transformadora
 
el corazón de los pueblos,
 
del Bravo al Magallanes,
 
y fecundar la unión soberana
 
de nuestra América.
 
(Incluido en el libro de poemas "Porque me da la gana" de Sergio Briceño García)
 
 
Hay que rendirle también un merecido homenaje a Fidel Castro por su cumpleaños y nada mejor que el regalo de Aquiles Nazoa el 13 de agosto de 1961:
 
 
FIDEL CASTRO EN EL DÍA
 
Despierto frente al alba y su alegría
 
que a cuatro voces canta en cuatro mares
 
capitán de sinsontes y palmares,
 
Fidel Castro inaugura el nuevo día.
 
 
 
Dejando va rumores de herrería
 
por campos, vegas y cañamelares
 
y levantando pueblos escolares
 
que lo saludan en la lejanía.
 
 
 
Con el atardecer , Fidel regresa
 
al libro digno y a la digna mesa
 
de quien ganó su estrella cotidiana.
 
 
 
Y al volverse el crepúsculo amarillo,
 
Fidel se mete el sol en el bolsillo
 
y le dice a su pueblo: hasta mañana.
 
 
Aquiles Nazoa
 
 
Por los siglos de los siglos se seguirá diciendo en prosa o en imágenes poéticas la verdad imborrable sobre Hugo Chávez Frías y Fidel Castro, esos dos gigantes. Paralelamente a esa realidad, se abre ahora, después de la desaparición física de nuestro Comandante Eterno, una inmensa interrogante que más que dudas está dejando un saldo significativo de frustración por el viraje a la derecha de los sucesores de Chávez.
 
La situación real es de una gran confusión porque en esencia quienes se beneficiaron por la muerte de Chávez al heredar su poder político están apoyando al capitalismo en nombre del socialismo. Toda la fuerza mediática del estado está dirigida hacia ese falseamiento de la verdad. La sabiduría de la mayoría del pueblo chavista ha logrado olfatear por intuición que no sólo la oposición es capaz de mentir de la manera más descarada. Ya no hay nadie a quien creerle. Los hechos hablan por sí solos y los verdaderos herederos de Chávez, despojados del legado ideológico del Comandante, empiezan a manifestar su digna rebeldía. La asistencia de apenas un 20% a las elecciones internas del PSUV es una señal inequívoca de lo que estamos diciendo.
 
La burguesía y el imperialismo no pudieron poner a Chávez de rodillas quien tampoco pudo concretar su idea socialista antes de su asesinato. Ahora sabemos por qué no pudo hacerlo. El Comandante Chávez evolucionó radicalmente en sus concepciones ideopolíticas, desde la Tercera Vía de Tony Blair hasta el socialismo científico de Fidel Castro, pero su alto comando político militar no llegó nunca a dar el salto ideológico que el genio alcanzó. El cogollo que lo rodeaba se quedó en las concepciones de la democracia burguesa, el populismo y el reformismo.
 
Apenas la enfermedad del Comandante lo incapacitó se mostraron las verdaderas convicciones socialdemócratas y reformistas de su equipo de dirección. Era totalmente imposible, ahora se puede ver con claridad, que con aquél equipo político, ahora en el poder, hubiera podido Chávez concretar en Venezuela la idea del socialismo. Con Chávez vivo, sano y vigilante sus subalternos mantenían la apariencia de ser socialistas y lo continúan haciendo ahora pero sin tener a quien rendirle cuentas de su libertinaje.
 
El discurso del gobierno y de los dirigentes del PSUV sigue siendo socialista y antimperialista pero están muy lejos de hacer lo que hipócritamente predican.
 
El tema de la corrupción es sin duda uno de los más más repugnantes entre los vicios del capitalismo aunque todos son reprobables. El afer de los 80 mil millones de dólares escamoteados al Fondo Chino es el más escandaloso por su abultada suma sin precedentes. Aquí caben muchas interrogantes que todo el mundo se pregunta: ¿Quién designó en sus puestos a los funcionarios identificados con el defalco? ¿Es posible cobrar cheques por tan elevadas sumas sin la existencia de una cadena de complicidad con eslabones en altos cargos? Aquí hay gato encerrado.
 
El gobierno de Maduro se ha negado hasta el presente a dar los nombres de todos los empresarios, sin excepciones, con empresas fantasmas quienes estafaron a la nación con las divisas que les fueron otorgadas por una suma superior a los 20 mil millones de dólares. Se dicen muchas cosas sin respuestas del gobierno y el que calla otorga. Una mujer parida y la riqueza mal habida no se pueden esconder. La gente se da cuenta de los nuevos status de riqueza en la élite gobernante y privada por la ostentación y el lujo que exhibe esa recién instalada burguesía.
 
La corrupción es también un problema de concepción filosófica. Para la ética socialista la corrupción es un fenómeno inherente al sistema capitalista. Así lo comprendió Chávez pero este gobierno tiene otra óptica aunque pretenda negarlo. Su relación con la burguesía importadora lo delata. El modelo económico madurista , apoyado por el tercer congreso del PSUV, se sintetiza en la utilización de herramientas capitalistas para solucionar los vicios del capitalismo. Esta es la base del diálogo entre el gobierno y los organismos gremiales de la burguesía. Por esa razón los problemas de la devaluación, la inflación, el desabastecimiento, la especulación y la malversación seguirán horadando la esperanza de los venezolanos.
 
La adopción del reformismo como fundamento político del gobierno lo ubica en una tendencia de centro izquierda o progresismo moderado alejado de la utopía socialista y revolucionaria que encarnó el Comandante Chávez. Para Chávez sus reformas sociales como las misiones, las pensiones homologadas del Seguro Social, el Plan de Viviendas y otras fueron mejoras posibles dentro del orden capitalista existente pero nunca el fin último que para él siempre fue buscar la sustitución del capitalismo por el socialismo. Chávez comprendió, como todos los revolucionarios del mundo que la lucha por las reformas sociales es el medio, mientras que la lucha por la revolución es el fin.
 
El marxismo como guía para la acción, como categoría de análisis metodológica, como concepción del mundo y de la vida, y como ideología de la clase trabajadora está muy lejos de ser el fundamento filosófico del pensamiento dominante en la burocracia gobernante civil y militar. Chávez se declaró marxista y cristiano en lo personal lo cual era lógico si tomamos en cuenta que la figura política más respetada, admirada y seguida por Chávez, después de Bolívar, fue la de otro marxista, Fidel Castro. Si consideramos que Chávez era un hombre cuyo pensamiento estaba en permanente avance revolucionario no sería nada aventurado suponer que su próximo paso, después de haber declarado públicamente a la revolución bolivariana antiimperialista y socialista, hubiera sido declararla marxista además de bolivariana y cristiana.
 
El pensamiento revolucionario marxista no está en la agenda de la izquierda electoral chavista ni en el nuevo pensamiento militar bolivariano en su lugar viven y piensan, los beneficiados con la herencia del poder político de Chávez, según las ideas de la democracia burguesa abandonando la lucha por la revolución social con lo cual han creado en la política venezolana un gran vacío.
 
El gobierno y la oposición han terminado siendo dos caras de la misma moneda porque ambas opciones representan alternativas diferentes hacia el capitalismo. Esa es la clave para comprender el avance creciente de la decepción en las filas del chavismo.
 
Para terminar de comprender la tesis que sostenemos sobre la traición al legado de Chávez, por sus sucesores, recomiendo leer varios de mis artículos publicados en Aporrea y los relacionados de otros autores sobre el mismo tema. Entre más de cien artículos publicados, desde el 2010, hay una docena de ellos estrechamente vinculados con este conversatorio cuyos títulos son:
 
"Las reflexiones de Navarro y Acuña sobre la Ley de Educación Universitaria enviadas al Presidente Chávez"
 
"Una Perversa decisión Chávez, Santos y Porfirio Lobos. Honduras."
 
¡A Chávez le pusieron un peine! ¿Quién se traga ese cuento?
 
"Las Micromisiones de Chávez"
 
"Los Yukpa y la Ministra del Poder Popular para los Pueblos"
 
"El dólar imperialista se fortalece y se debilita el salario de los trabajadores"
 
"La culpa es del ciego y también de quien le da el garrote"
 
"Maduro cree que los educadores venezolanos somos pendejos"
 
"La idea socialista se defiende con más ideas socialistas"
 
"Por qué criticar a Nicolás Maduro"
 
"Maduro perdió el control"
 
"Con Maduro el destino del Chavismo será el mismo de su epónimo"
 
"El Tercer Congreso del PSUV en cuarentena"
 
Finalmente he considerado acertado cerrar mi intervención con la lectura de uno mis artículos cuyos lectores me honraron con su aprobación:
 
 
 
NUESTRAS VIDAS SON LOS RÍOS QUE VAN A DAR A LA MAR QUE ES EL MORIR (JORGE MANRIQUE)
 
Sergio Briceño García*
 
Las revoluciones son los ríos que van a dar a la mar del capitalismo que es el morir.
 
El capitalismo se conserva con la apariencia física de Dorian Gray, mientras sus vicios, su moral perversa y torcida se acumulan en su alma diabólica de maldad infinita.
 
No es hora de pesimismo pero tampoco para un optimismo panglossiano.
 
Cómo estar eufórico si el capitalismo le está mordiendo la cola al gobierno bolivariano y éste no da el salto al socialismo?
 
Las revoluciones sí mueren, pero vuelven a nacer en otro espacio y tiempo. Lo trágico es que la tierra tarda mucho en parir, como decía Neruda, cada cien años y a veces más.
 
Las conmociones históricas de la Independencia, la Guerra Federal, el 27 de febrero del 89 y el 23 de enero del 58 fueron a parar al capitalismo. Pasará igual con la revolución bolivariana paralizada hoy por un mar de reformismo? Ese es el dilema.
 
Se repetirá con la revolución bolivariana la misma historia de la revolución mexicana donde sólo quedan ahora, un siglo después, los irreductibles zapatistas con el subcomandante Marcos en la selva Lacandona. El capitalismo se devoró al PRI mexicano como lo está haciendo hoy con el PSUV por sus debilidades ideológicas y el excesivo pragmatismo.
 
En qué terminaron las leyendarias luchas de los bolcheviques rusos y cómo se derrumbó la URSS con cuyo heroico Ejército Rojo no pudieron las poderosas Divisiones Panzer de Hitler para después sucumbir, sin pena ni gloria, ante el capitalismo. Y qué pasó con la revolución China hoy imbuida en la economía de mercado. Y de los Vietnamitas ya sólo nos queda el recuerdo imborrable del camarada Ho Chi Minh.
 
Hasta ahora la Revolución Cubana sigue siendo la excepción de la regla pero, me pregunto, lograrán romper los hermanos cubanos con el destino de los seres vivos que nacen, crecen se reproducen y mueren. Todavía queda mucha agua por correr debajo de los puentes.
 
Hay que creer en algo para sobrevivir al escepticismo. Nuestro credo es la Teoría Revolucionaria del marxismo, la ética socialista y los poderes creadores del pueblo.
 
Se extinguirá la vida en el planeta Tierra bajo la dominación capitalista o vendrá una nueva civilización socialista generadora de la paz, de la igualdad social y de la felicidad que haga factible la perpetuación del ser humano y de los demás seres vivos?
 
La respuesta a esta interrogante no la tiene nadie. Lo que sí es una verdad universal, es que el socialismo se conquista peleando con las masas en la calle y no dialogando. Son necesarios los cambios estructurales y no funcionales para abrirle paso al protagonismo de los trabajadores y no a la hegemonía de la burguesía ni de la pequeña burguesía. Entonces qué están esperando nuestros dirigentes socialistas del gobierno, si cuentan con el apoyo de la mayoría del pueblo y de los militares chavistas , para empezar a construir, con decisiones revolucionarias, la nueva sociedad socialista.
 
En un proceso revolucionario la única manera de no retroceder es avanzar para no permitir que los tentáculos del capital nos atrapen, sin darnos cuentan, hasta que ya no se pueda hacer nada para salir de la trampa del reformismo.
 
Al proceso no se lo ha llevado el diablo todavía pero se lo está llevando lentamente sin necesidad de disparar un solo tiro ni de un golpe de estado. El Diablo del reformismo es quien lo viene a buscar.
 
/ Mucho gusto en conocerlo/ tengo señor Satanás / Zamuros de la Barrosa/ salgan del Arcornocal / que al Diablo lo cogió el día/ queriéndome atropellar. / Sácame de aquí con Dios/ Virgen de la Soledá. / Virgen del Carmen bendita/ Sagrada virgen del Real, / Tierna Virgen del Socorro, / Dulce Virgen de la Paz, / Virgen de la Coromoto,/ Virgen de Chiquinquirá,/ Piadosa Virgen del Valle, / Santa Virgen del Pilar, / Fiel madre de los Dolores, / Dame el fulgor que tu das. / ¡San Miguel dame tu escudo, / tu rejón y tu puñal! / ¡Niño de Atocha bendito! / ¡Santísima Trinidad! /
 
CHÁVEZ VIVE, LA LUCHA SIGUE!
 
NO A LA TRAICIÓN DEL LEGADO REVOLUCIONARIO DE CHÁVEZ!
 
(Este escrito es el texto completo expuesto por el ponente, Sergio Briceño García, del primer conversatorio realizado el 13 de agosto de 2014 en el "Salón Hugo Chávez Frías" inaugurado en la Biblioteca Nacional).


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1395 veces.



Sergio Briceño García

Profesor Universitario de Filosofía de la Educación Jubilado de la UPEL. Autor del Poemario "Porque me da la gana" y de la obra educativa "Utopía Pedagógica del Tercer Milenio". Ex Director Ejecutivo de la Casa de Nuestra América José Martí.

 sergiobricenog@yahoo.com

Visite el perfil de Sergio Briceño García para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a193350.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO