Socialismo

Las tendencias de la producción, extracción y acaparamiento de la burguesía impuesto al punto de vista del pueblo. Pesa en estos momentos sobre el resultado fatal de un estado permanente de guerra abierta, latente, impuesta por el régimen de explotación del hombre por el hombre y a la lucha de clases, que es la consecuencia.

El socialismo chavista del siglo XXI, en efecto, con su advenimiento asegurará al pueblo su independencia política y económica, así como el derecho a disponer de sí mismo. El socialismo, es un sistema según el cual la tierra y los medios de producción y distribucción deben ser de propiedad social de todo el pueblo, y todos debemos trabajar, “producir”, con arreglo a nuestras capacidades; los socialistas pretendemos, por tanto, echar por tierra toda la organización social de la burguesía y levantar sobre sus ruinas una nueva.

El socialismo, y sólo él, es capaz de traer al pueblo su salvación; por eso nuestro deber más sagrado es organizar nuestras fuerzas de lucha y arrancar a las masas de la influencia de la fascista burguesía, que andan buscando organizar un golpe de estado, para poder ocupar el Poder político a como dé lugar y colocarnos bajo la tiranía del dinero. El pueblo progresa a pasos agigantados, la conciencia se desarrolla en todos los pechos y con ella la apetencia de libertad. La burguesía no puede obligar al pueblo a someterse a leyes que contradicen su espíritu de lucha.

Nuestro Eterno Líder consideraba que lo importante era “ganar la oreja” del pueblo, porque así era posible explicarle el socialismo y hacerlo comprender. Y cuando el pueblo comprende que es el socialismo, se abrazan a él para siempre porque han comprendido que el socialismo son ellos mismos. Que su emancipación, que su bienestar, que el establecimiento de un orden social nuevo depende solamente de ellos y que la fuerza para implantar ese mundo radica en ellos.

Por mucho que la burguesía y los obispos de la iglesia católica se revuelvan contra nosotros, todo redunda en ventaja nuestra; ¡adelante, pues, y no cejemos! Confiados en que el pueblo, que ha sido nuestro centro de apoyo, lo siga siendo también en el futuro. Con esto creemos haber encauzado suficientemente nuestras discusiones, que en todas partes donde de señales de vida la burguesía, cuyo fin no es otro que mantener en pie bajo una forma más endulzada la esclavitud del trabajo, aboguemos vigorosamente por nuestros principios. Así mismo debemos luchar contra esa vacua filantropía sentimental que, desgraciadamente, parece haberse desatado entre algunos “socialistas”.

Los tiempos son cada vez más duros; necesitamos de revolucionarios fuertes y no de lunáticos y soñadores, de esos que, en vez de maldecir la miseria del pueblo y emplazar a la burguesía, no saben más que derramar lágrimas.

¡Gringos Go Home! ¡Libertad para los antiterroristas cubanos Héroes de la Humanidad!


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1219 veces.



Manuel Taibo


Visite el perfil de Manuel Taibo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a188166.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO