Padre, perdona a Ubaldo, Urosa y Luckert...

Firmantes en Semana Santa de un comunicado titulado: Reencuentro con Dios y con el prójimo. Padre, perdónalos que no saben lo que hacen……

Señor, mirad como mienten, abren el supuesto llamado a reflexión de la feligresía, ensalzando con palabras cálidas y llenas de espiritualidad en una diabólica manipulación de su “sagrada” investidura y arremeten con un contenido basado en mentiras, medias verdades y politización grotesca, casi el total de lo que debería haber sido un llamado a la convivencia en estos sagrados dias en tu honor y la búsqueda del amor resucitado entre los hombres.

Padre, escuchad un pequeño extracto de ese mensaje, que aunque pareciera venir de laicos y políticos irreverentes, proviene increiblemente de tus representantes venezolanos en la tierra de Bolívar:

“La promoción de un ambiente de aguda polarización política, la exclusión por causas ideológicas, la descalificación moral de los adversarios, la eliminación de una positiva descentralización y la creciente concentración de poder en el ejecutivo, deterioran el Estado de Derecho, despojan a las instancias nacionales, regionales y municipales de su legítima autonomía y ponen en grave riesgo de colapso el sistema democrático”.

Padre, tus supuestos príncipes en la tierra, te siguen desobedeciendo, continúan sembrando el odio en vez del amor, la ira en vez del perdón, la mentira en vez de la verdad, la oscuridad en vez de la luz y ya el mundo está empezando a sentir la ausencia de un verdadero pastor de rebaños como tu, padre mío…..

Señor, hoy Ubaldo, Urosa, Luckert, Jesús González y otros utilizan la sotana y el palio como símbolos de poder político y social manchando el cáliz en los púlpitos, al desvirtuar los mensajes de tu palabra cada vez que osan seguir profanando tu divino nombre en busca de privilegios materialistas y paganos que no volverán a sus pecaminosas arcas de oro y plata.

Padre y señor redentor, en esta semana Santa, nosotros los afligidos que hemos conseguido al fin una esperanza de vida, una luz de buena nueva en Venezuela, un camino para que unidos como pueblo alcancemos prosperidad, la equidad, la igualdad, el respeto, el amor y la libertad, te pedimos que nos ilumines e ilumines los pasos del presidente Hugo Chavez que con nosotros camina en la realización de nuestros sueños y la felicidad que tu presencia inspira.

Te damos gracias finalmente por no dejarnos engañar por falsos profetas y falsos pastores, por haber aprendido a diferenciar entre el mal y el bien , por dejar al descubierto las calumnias y ser testigos de excepción, al tener el privilegio de presenciar el ocaso de imperios y poderosos que fácilmente han visto caer sus raídos velos de ignominia y santidades prosaicas que defienden a Satanás y promueven el culto a la mentira y la traición.

Padre, perdona a la Conferencia Episcopal Venezolana, que no saben lo que hacen……….Amén

Patria, Socialismo o Muerte………..venceremos

Eliasmar@cantv.net


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2055 veces.



Elías Martínez


Visite el perfil de Elías Martínez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Elías Martínez

Elías Martínez

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Por los Derechos Humanos contra la Impunidad


Revise artículos similares en la sección:
Actualidad