¡Ni A Usted, Ni A Chavez, Ni a La Madre De Chavez!

Estas palabras fueron la respuesta de un medico del "Hospital Coromoto" de Maracaibo a una humilde mujer venezolana que fue en busca de atención urgente a ese centro hospitalario gerenciado por PDVSA y "supuestamente" ahora al servicio del pueblo venezolano.

La compatriota atropellada y con daños severos en una de sus piernas, acudió en primer lugar al Hospital Universitario de Maracaibo, allí fue atendida de emergencia y el medico de guardia le dijo que la lesión de la rodilla era "grave" y requeria una operación inmediata a" riesgo de perdida permanente de la movilidad si no se operaba rápidamente", el vía crucis de esta compatriota comienza cuando el mismo medico que le aconseja la operación inmediata le notifica que "en el hospital universitario (en manos del gobierno revolucionario) no la pueden operar porque LOS ANESTESIOLOGOS ESTÁN EN HUELGA", le coloca un yeso y le dice que se vaya a "otra parte".

Vecinas de mi comunidad acuden a mi persona buscando ayuda y me exponen el caso, le sugiero que se acerquen al consultorio de Barrio Adentro mas cercano para que allí la diagnostiquen (en el Hospital Universitario no le dieron el diagnostico por escrito ni la remitieron a ninguna parte) para que la remitan al Hospital Coromoto rescatado por PDVSA para el pueblo, para mi sorpresa ¡NO FUE ATENDIDA EN EL MODULO DE BARRIO ADENTRO DE ZIRUMA! Expongo el caso mis camaradas de Brigada Socialista y es llevada a otro modulo de Barrio Adentro, ahora en la Urbanización popular San Jacinto. Allí en un papel de propaganda (CHIMBO) la "diagnostican" y la envían al Hospital Coromoto (tómese n cuenta que esta señora no se puede mover por lo grave y dolorosa de la lesión, de paso en Maracaibo NO EXISTE UN SERVICIO DE AMBULANCIA para el traslado seguro de pacientes de las clases populares).

Al fin, llega como pudo al Hospital Coromoto llena de esperanzas. Aquí fue inmediatamente atendida por el personal de enfermería quienes la estaban preparando, quienes le estaban inyectando un antitetánica para prevenir un gangrena en la otra `pierna que ahora se mostraba, peligrosamente, hinchada y morada. En eso llegó (por fin) el Dr. Goncalvez (o algo parecido), pero la alegría fue de tísico, este personaje dijo: "Yo no voy a opera a esa señora. Tiene que irse al Universitario", "Allí que la diagnostiquen y la remitan aquí", "Luego, que venga a mi consulta y después si acaso será operada, retírenle todo y que se vaya".

La señora y los familiares insisten ante este "paladín de la salud" le dicen que esta muy adolorida, que no se puede mover mucho, que el medico anterior dijo que había que operarla inmediatamente y que YA VENIA REMITIDA DE UN "BARRIO ADENTRO", la respuesta del medico fue muy clara y contundente: "¡Ni A Usted, Ni A Chavez, Ni A La Madre De Chavez Los Voy A Atender, Porque Ya Me Voy!".

¡Solo El Pueblo Salva Al pueblo!


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4228 veces.



Rafael S Urdaneta D


Visite el perfil de Rafael Urdaneta para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Por los Derechos Humanos contra la Impunidad


Revise artículos similares en la sección:
Regionales