Guillermo Zuloaga ¡el séptimo mandamiento!

Una vez más la oligarquía quiere salirse con la suya; no hay manera de que se encaminen por el bien, la honestidad y el sentido común. Se burlan del país, hacen los que les viene en gana, no tienen limites de acción, se aprovechan de todas las facilidades que el sistema –diseñados por ellos mismos- hasta en fugarse en la nariz de los mismos funcionarios de seguridad. Los únicos que aquí no pueden darse el lujo de fugarse a otras naciones son los presos pendejos, aquellos que lo máximo que pueden hacer es huecos en las paredes o suelo para tratar de irse a sus conchas que no pasan más allá de un barrio a otro, pero estas sabandijas no solo se van por la puerta grande sino que tienen aún la santa bola de justificar su escape con idas al médico o cualquier compromiso empresarial o personal, son sus medios los que le dicen a sus más allegados incautos que son perseguidos políticos, y así se lavan el rostro, así dejan más alimento a la polaridad política.

Este choro viola con toda claridad el séptimo mandamiento que reza así ¡No robaras!, pero que les importa, para esa chusma no hay Dios que los detenga, no hay fe que los aplaque, solo el dinero y su poder es lo que cuenta, el dios que los acobija, el ídolo que los protege de toda honestidad e integridad. Daba tristeza ver y escuchar a mujeres y hombres echándole la culpa a Chávez, porque ahora lo disfrazan con eso del Estado, de perder sus ahorros cuando la verdad auténtica es que Zuloaga les robó alrededor de 2 millardos de Bs de los viejos, y lo que hace Sudeban es salvarles el dinero que dejaron, no solo eso garantizarles el dinero que a ellos le chalaron.

Así son las cosas en esta nación donde un sector minoritario no tienen la suficiente capacidad para darse cuenta de que el gobierno socialista los está protegiendo y salen después a difamar e insultar estas políticas de protección, yo del gobierno les dejara por lo menos en este banco que se hundiera totalmente, que no entregara ningún auxilio financiero para ver qué van hacer esa gente que se dice de clase media cuando de verdad son clase sin medias porque no les llega la razón por los tobillos.

Es triste que aquí se trate de violar cada uno de los mandamientos del Señor, pero el juicio divino están sobre sus cabezas y la mayoría de esa loca oposición y burguesía quedaran secos, sin patria y sin dignidad.

juliocesar@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1691 veces.



Julio César Colmenares

Comunicador alternativo.

 juliocesar1221@gmail.com

Visite el perfil de Julio César Colmenares para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Julio César Colmenares

Julio César Colmenares

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /contraloria/a102562.htmlCd0NV CAC = Y co = US