Los tres millones del No

Sobre el referendo del domingo 15F voy a referirme a tres cuestiones, la primera de ellas es reafirmar que las fuerzas del Sí obtuvieron una sólida victoria que no puede ser escamoteada. Alcanzar una superioridad de mas de un millón de votos en cualquier elección es una apreciable ventaja, y más en nuestro caso cuando significa en números relativos 10% de diferencia. Se marcó una distancia que no es nada fácil encontrar en la historia electoral venezolana, que no sea en las presidenciales ganadas por Hugo Chávez con más de 20%. Estos resultados sólo deben compararse con los de las votaciones de otro referendo constitucional, el de diciembre del 2007, cuando el No obtuvo 4.504.353 y el Sí 4.370.

392, a partir de los cuales puede observarse como el Sí subió ahora a 6.310 482 que representa 44% de incremento, mientras el No de 4. 504.353 llegó a 5.193 839, es decir 15%. Es absurdo pretender la comparación con los siete millones de Chávez en la presidenciales de 2006. Sería comparar mangos con cambures. Finalmente, hay otro aspecto a tomar en cuenta. Con toda la ventaja que pudo significar para el Sí el uso desmedido de recursos estatales, el ventajismo en los medios a favor del No es supremamente superior, como dirían los vecinos. No sólo porque ahora fue medido durante un período por el Observatorio de Medios, y ha sido estimada en una desproporcionada relación 75-25, sino porque esa no es una realidad observable durante el proceso electoral, sino que está presente desde hace años. Otras veces he escrito ("El poder de la radio", 21-sep08) sobre el tema, para concluir que ese 40% que la oposición ha mantenido durante tanto tiempo está sustentado en centenares de emisoras de radio, decenas de diarios y de televisoras. Termino esta primera cuestión con una pregunta ¿si con apreciable ventaja en la oposición han sido tan renuentes para reconocer los resultados y admitir la derrota (el jueves los hizo Ramos Allup), qué habría pasado si, como lo escribí el domingo pasado, el Sí hubiera ganado por menos de 0,5 por ciento? Para la otra cuestión les pido que observen el cuadro que ilustra esta página. Está basado en los estudios de Fundacredesa sobre la estructura socioeconómica de la población venezolana, debe tener algunas imprecisiones o inexactitudes, pero en absoluto modifican lo esencial. Por ejemplo, el sector más pobre (V) ha disminuido y ascendido al IV (o D), pero en general IV más V (D más E) siguen siendo 80% de los venezolanos. Le sumé al No todos los votos correspondientes a los niveles de más altos ingresos (I y II, o A-B), y 70% de los votos de la clase media (III o C) para totalizar 1.903.177. Significativa la cantidad de votos del No en sectores populares, de más bajos ingresos (IV-V o segmentos D-E): 3 millones 290 mil 661, que seguramente viven en los barrios pobres.

Aunque es verdad que la mayoría de los sectores populares sigue apoyando a Chávez y al proceso que dirige, no tiene una explicación razonable que esos tres millones largos, que no sólo se han beneficiado en estos 10 años y mejorado sus vidas, sino que sus intereses familiares, de grupo, de trabajo, deben estar más identificados con las políticas de este gobierno que con lo que les promete (¿) la oposición, votaran en contra. Para mí, junto a la ineficiencia administrativa, el sectarismo, la corrupción, la falta de solución a problemas como el de la inseguridad, la explicación está en la influencia de los medios, en esa "dictadura mediática" de la cual habla Roy Chaderton. Más que analizar la victoria, la dirección del Psuv debe preguntarse por qué estos tres millones están del otro lado.

La tercera cuestión tiene que ver con los compromisos de Chávez desde el balcón del pueblo. No tengo por qué repetirlos. Es de confiar que a mediados de año tengamos resultados en la lucha contra la inseguridad, la corrupción y la burocracia ineficiente, comenzando con la reducción de los índices de homicidios. También Chávez regresó a las 3R: revisión, rectificación y reimpulso, por esta razón y por lo que he escuchado en la radio, debo concluir en que poco o nada se hizo desde hace un año, cuando, a raíz de la derrota del 2D, anunció ese plan.

Nunca se supo nada de algún ministerio que se hubiese revisado, ni de la rectificación en una empresa estatal, en la FAN, en las gobernaciones ni en el Psuv. Quiero confiar en que próximamente tendremos los primeros informes de la revisión y de la rectificación.


Aunque en todos los estados
subió la votación del Sí, menos en Táchira, donde bajó un pelín a 42,64%, Delta Amacuro (73,77), Amazonas (72,21) y Portuguesa (72,08) encabezaron la votación del Sí, pero los récords lo establecieron los municipios deltanos "Antonio Díaz" (97,67%) y Pedernales (94,4%); en Amazonas, fue Río Negro (87,5) y en Portuguesa, Santa Rosalía (86,1). En el municipio Arvelo Torrealba (Sabaneta, Barinas) donde nació el presidente Chávez, el Sí obtuvo 83,37%.

En Caracas, el municipio Libertador se reivindicó ganando con 51,97% con topes en Candelaria 32,15% y en Antímano 72,28%
Me dicen que el Psuv de Carabobo
está muy entusiasmado con su triunfo del domingo, y piensan seriamente en planificar la recolección de firmas para solicitar un referendo revocatorio del gobernador Salas Feo.


Es muy fácil
para las encuestadoras que daban ganador al No decir ahora que no pudieron difundir sus últimos resultados, donde ganaba el Sí, porque la ley lo impidió. Con esa explicación, ninguna fallará nunca. Lo cierto es que debe reconocerse que acertaron Ivad (Seijas), que mostró 10 puntos de ventaja al Sí, (49.9 a 39.1). También dieron ganador al Sí 30/11 Consultores que midió 49,8 a 41,4%, Datanálisis 45,3 a 38,7 y GISXXI 52,9% a 40.

Mientras dieron ganador al No: Datos (53-47), Keller Asociados (45-40), Interlaces (49-44) y Consultores 21 (5243). Como ven, cuatro acertaron y otras tantas fallaron. Tomen nota, pero no en la Asamblea Nacional, donde creo que no debe hacerse nada.


Si quieren una muestra más
de la época de cambios que vive América Latina, basta contar los presidentes que han visitado Cuba en lo poco que va de año: Argentina, Chile, Ecuador, Guatemala y Honduras. Más que todos los presidentes latinoamericanos que la visitaron en los últimos 10 años.


La muerte de tres trabajadores
en Aragua, por disputa intersindical de cupos, es otro síntoma más de la grave crisis que vive el movimiento sindical venezolano. Situaciones como éstas, que se han producido en Bolívar, Anzoátegui y Carabobo, no ocurrieron nunca cuando hubo centrales sindicales, ni sucederían si hoy las hubiera.


Esta Fedecámaras
si es bien apretada, no sólo pide un diálogo con el Presidente, y no con sus ministros, sino que es para discutir ¡¡el cambio del modelo político-económico!! Sólo les faltó incluir en la agenda la renuncia de Chávez.

edrangel@cadena-capriles.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3932 veces.



Eleazar Díaz Rangel

Periodista egresado de la UCV. Ganador del Premio Nacional de Periodismo y menciones en diversas especialidades. Es Director del diario Últimas Noticias desde el año 2001. Profesor titular jubilado de la universidad central de Venezuela, cuya escuela de comunicación social dirigió (1983-86). Presidente de VTV 1994-1996. Presidente de la asociación venezolana de periodistas.

 edrangel@grupo-un.com

Visite el perfil de Eleazar Díaz Rangel para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Eleazar Díaz Rangel

Eleazar Díaz Rangel

Más artículos de este autor


Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a73033.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO