SÍ a la reforma, NO al chanteje opositor

El presidente Chávez tiene una capacidad de análisis increible, por eso es que le lleva una morena impresionante no solo a todos estos inútiles de la oposición, sino también a muchísimos de los que están a su alrededor y a muchísimos de sus seguidores, ¿Se dan cuenta porque él, es el lider?. Lo que ha dicho hoy en el acto del Poliedrito, ha sido lapidario e implica un altísimo riesgo para este proceso que además nos tiene que llamar a profunda reflexión. Si por cualquier razón o circunstancia, el Presidente Chávez saliera del escenario político venezolano y la oligarquía lograra de nuevo tomar el poder, olvídense de que van a permitir el surgimiento en el futuro de otro lider socialista y nacionalista, lo asesinarían de inmediato, de manera de no correr ni el más mínimo riesgo. Vamos a estar claros en una cosa: si ellos no liquidaron a Chávez antes de las elecciones de 1998 y permitieron que llegara al gobierno, lo hicieron con la certeza de que a través de Miquilena y otros personajes oscuros lo iban a manejar a su antojo como a un títere, lo que hicieron con todos los presidentes que pasaron por este país. Seguramente si logran sus objetivos, desaparecerán las misiones, los bancos comunales, Barrio Adentro, Mercal, y todos los logros alcanzados para nuestro pueblo gracias al gobierno revolucionario y no solo eso, serán privatizadas: PDVSA, de nuevo la CANTV, la electricidad, la salud, seguramente con el remate del IVSS y chao pensiones, la educación, con la consiguiente desaparición de la Universidad Bolivariana y la UNEFA. Olvídense de programas de vivienda, aparte de que regresarán los créditos indexados y las cuotas balón con altos intereses y una inflación desenfrenada con la consabida caída de los precios del petróleo. Hoy más que nunca no podemos darnos el lujo de no tomar decisiones que van a repercutir definitiva y favorablemente en nuestras vidas por el hecho de tener miedo a lo que harán otros. No podemos seguir aceptando imposiciones con la excusa de no querer violencia, porque la paz que necesito o quiero, debe ser la paz de los cementerios; hay un dicho que reza: "Si queremos vivir en paz, deberemos estar preparados para la guerra" y debe ser así, la paz que yo necesito debe nacer del respeto, de la justicia, del reconocimiento recíproco, de la igualdad y del derecho que todos tenemos a llevar una vida digna. Si les mostramos miedo nos van a acorralar y nos van a someter, ahora más que nunca tenemos que hacerles entender que aquí hay un pueblo que decidió ser libre para siempre y que vamos a aprobar en un lapso perentorio la reforma constitucional por encima de sus amenazas y de sus fanfarronerías y que además los vamos a enfrentar en cualquier escenario, Patria, Socialismo o Muerte..."Venceremos"... "Hasta la Victoria Siempre".


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1976 veces.



Arnó Martínez


Visite el perfil de Arnó Martínez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas