5 Dimensiones del Socialismo planteadas por el Comandante Hugo Chávez, como fórmulas de planificación en el contexto universitario

 

El Comandante Chávez nos dejó una gran herencia política no sabida aprovechar por la dirigencia revolucionaria, entre ellas se encuentra las cinco dimensiones del socialismo Bolivariano, el cual al igual que los objetivos del Plan de la patria de existir la voluntad para aplicarlos puede significar un gran cimiento de libertad en lo político, económico, ideológico, social, etc.

En tal sentido el contexto de la Educación Universitaria no escapa de esa realidad, en consonancia Ander Egg refiere que "el problema de la educación no puede ser considerado aisladamente del contexto político, social, económico y cultural en que se da" (p 13) Es importante destacar que este análisis busca abrir el debate, del dialogo de saberes y a su vez la construcción colectiva para la concreción del alma mater soñada y decretar en plano siglo XXI lo referido en el Manifiesto de Córdoba "Hombres de una República libre, acabarnos de romper la última cadena que, en pleno siglo XX, nos ataba a la antigua dominación monárquica y monástica."

Entrando al tema el Comandante Chávez y recapitulado recientemente por el Presidente Nicolás Maduro como fórmula de planificación del modelo socialista establecen 5 aspectos los cuales se derivan en:

  1. Ética, Moral, Espiritual
  2. Política, Ideológica, Institucional
  3. Social
  4. Económica
  5. Territorial

En virtud de ello estos 5 objetivos se llevan al contexto universitario buscando inferir en:

  • Visión Ética, Moral y Espiritual de la Universidad Venezolana

La universidad del Siglo XXI debe entender que ante la actual coyuntura, juega un papel fundamental en el resurgir de la sociedad Venezolana, ante los grandes desafíos económicos, culturales, patrimoniales, éticos, morales y espirituales, el alma mater está haciendo un papel de espectadora ante situaciones que aunque no sean del todo su responsabilidad es a través de ella que pudiera existir un espacios para la planeación y organización de alternativas para la solución de nuestros grandes problemas como sociedad.

Desde la visión ética y moral, la universidad se encuentra decayendo día a día, por un lado las universidades autónomas sintiéndose parte de una casta, se olvidan que su misión como lo establece el artículo 2 de la Ley de universidades, están para servir a la nación y corresponder a "colaborar en la orientación de la vida del país mediante su contribución doctrinaria en el esclarecimiento de los problemas nacionales" no en el fomento de guarimbas, la discriminación social con pruebas internas que impiden el ingreso de gran una gran cantidad de estudiantes provenientes de sectores populares o petitorios como la de la AVERU contra la Misión Sucre, UBV, UNEFA, sin brindar alguna alternativa al país para el mejoramiento de la convivencia y la calidad de vida de y entre los Venezolanos.

Por otro lado, las llamadas universidades oficiales o afectas a la Revolución, deben entender que cuando se habla de ser la contraparte de la universidad tradicional es en función de deslindarse del viejo, caduco y tradicional modelo universitario, el cual se enmarca en lo que Freire llamaría modelo bancario formando para obedecer y no para emprender, si comparamos ambas instituciones observaremos que no es mucha la diferencia, todas responden al mismo modelo rentista, no hay innovación y mucho menos integración para repensar la universidad, por el contrario se observa en la mayoría de las instituciones una competencia entre rectores para ver quién es el más adulante para conseguir un cargo de ministro, ministra o Diputado, desconociendo la gran responsabilidad en sus manos.

Por otro lado gran parte de la dirigencia gremial sufrió una metamorfosis convirtiéndose en lo que antes criticaban, al parecer es tema del pasado cuando la dirigencia era antipatronal y por consiguiente algunos líderes de federaciones prefieren hipotecar las luchas antes de ser mal visto por los grupos de poder, sin importar en quienes en su momento depositaron su confianza (cada quien es libre de hacer su interpretación)

En ese sentido, lo planteado incide en el aspecto Ético y Moral, observamos como las universidades Autónomas y Privadas estimulan el odio, la violencia, la discriminación social y racial, algunas de las universidades ARBOL (Asociación de Rectores Bolivarianos) todavía no dan un salto cualitativo a la construcción de un nuevo modelo universitario, sus directivos (Rectores, Directores, Coordinadores) establecieron especies de monarquías ocupándose más por conservar y aglutinar poder y no crear una nueva geometría de ella como premisa de una universidad popular y socialista, así como la alta dirigencia gremial interesada en sus grandes ambiciones deja en un estado considerable de indefensión a Sindicatos y por consiguiente al trabajador universitario.

En función de ese orden de ideas, la construcción de una nueva Visión Ética, Moral y Espiritual de la Universidad Venezolana pasa ineludiblemente por el entendimiento no solo del momento histórico sino pos los desafíos por cumplir, Fergusson-Lanz (2011) de manera clara lo manifestaron "sin reforma del pensamiento no hay reforma universitaria" (P.2) de esa manera será posible una nueva y pertinente ontología de la universidad y sus actores.

  • Visión Política, Ideológica, Institucional

Al hablar de los 19 años de la Revolución Bolivariana son muchas las conquistas que se pueden mencionar, como también los grandes desafíos por venir y los muchos de los ataques que hemos recibido no solo como revolucionarios o militantes de la esperanza sino como nación, de este último es necesario entender no solo como individuos o colectivo Revolucionario, sino como institución universitaria, sobre la posición Geográfica, Geopolítica, las reservas minerales, naturales y de talento humano con que cuenta la República Bolivariana de Venezuela.

Si se observa la formación del estudiante universitario ante la actual coyuntura y los retos por venir no se observa en su mayoría un sustento ideológico y nacionalista como alternativa a la hegemonía imperial y capitalista que día a día azota nuestros pueblos, por el contrario desde el punto de vista político se evidencia un gran dicotomía entre una formación para el siglo XXI con Pensum del siglo XX, el cual ante la necesidad de salir del modelo rentista, formamos empleados y no productores, algo que sin duda es necesario razonar que con los viejos métodos no se puede crear lo nuevo.

Desde lo ideológico se observa un gran vacío, si bien existe una ontología revolucionaria en gran parte de nuestros Profesores, Administrativos, Obreros, Estudiantes, movidos por ese gran líder como lo fue el comandante Chávez, también es cierto que dicha concepción revolucionaria es producto más del empirismo que de un proceso de formación diseñado, aplicado y evaluado en su praxis a los diversos actores que hacen vida en la comunidad universitaria, por el contrario en los distintos niveles de dirección de la universidad se denotan las viejas prácticas cuarto republicanas entre ellas la ineficiencia, corrupción, el nepotismo y la exclusión, acciones totalmente incompatibles con el legado del Hugo Chávez Frías.

En tal sentido, es interesante evaluar, que si bien hablamos de una revolución Bolivariana, muy poco o casi nada se hace referencia a nuestra cultura nuestramericana, por el contrario, se evidencia no solo universidades las cuales tienen por epónimos nombre de personajes históricos como Simón Bolívar, Antonio José de Sucre, Andrés Bello o Simón Rodríguez y no se hace referencia ni en los pensum de estudio ni en las actividades sobre su vida, obra y legado, así como jóvenes universitarios entre ellos los del estado Bolívar los cuales protestan movidos por una gran ignorancia y manipulación, con una bandera de 7 estrellas, desconociendo que la 8va estrella representa la provincia de Guayana, lo cual como plantea Zemelman (2006) "El conocimiento sin conciencia histórica está detrás de alguno de los graves problemas que hemos tenido" (p 36)

En lo institucional la carencia de una organización política, falta de preparación de cuadros para asumir los órganos de dirección de una u otra forma inciden en que la derecha progresivamente este tomando espacios de poder dentro del alma mater, lo cual merma las posibilidades de transformación universitaria ya que ideológicamente no son compatibles con las ideas de renovación universitaria. Por tal razón como lo refirieran Fergusson-Lanz, (2011)

Los abundantes diagnósticos de la crisis universitaria, en Venezuela y el mundo, dan cuenta de múltiples dimensiones en donde se constata la inviabilidad de un modelo epistemológico, pedagógico y organizacional que ya no se corresponde más con las expectativas de los nuevos actores que emergen en la escena, con las exigencias de pertinencia social y participación popular, (p. 2)

Es por ello que esa búsqueda de la nueva Visión Política, Ideológica, Institucional debe ser forjada desde una lectura multidisciplinaria como alternativa a la monarquía institucional, esa integración de diversos actores no solo propiciara el debate político, académico, administrativo, productivo y cultural, sino que permitirá transcender en un nuevo modelo epistemológico, pedagógico, organizacional y social, capaz de enrumbar a las universidades como principal aleado de la sociedad al buen vivir.

  • Visión Social de la Universidad

De acuerdo a los embates de la guerra económica, el tema social debe ser una de las grandes discusiones en los procesos de transformación universitaria, en el último año con mayor frecuencia se viene evidenciando la deserción de Profesores, Administrativos, Obrero, Estudiantes de una manera significativa, el cual esa estadística avalada por organizaciones internacionales como la UNESCO de ser el 2do país de Latinoamérica con mayor matrícula universitaria no solo corre peligro sino que también se le puede sumar una baja considerable en la calidad académica de acuerdo a que funcionarios entre ellos profesores han abandonado a mitad de semestre sus responsabilidades laborales en búsqueda de oportunidades más lucrativas, en ese sentido el señor Carlos López directivo de la FTUV planteo en un comunicado en el mes de junio de 2018:

Tenemos otro reto: recomponer las nóminas de los trabajadores del sector de la educación universitaria ante la deserción de sectores docentes, administrativos y obreros que han abandonado el país, confundidos por la crudeza de la guerra económica y las consecuencias en el salario, ingreso familiar y estabilidad económica.

En concordancia, lo planteado por López demuestra no solo un preocupante analfabetismo de la realidad política, económica, social de la situación universitaria en Venezuela, sino que sus propuestas se amoldan a posturas populistas que más que defender los derechos de los trabajadores, los cuales desertan por las insuficientes condiciones que merman la calidad de vida apela inconscientemente a la devaluación del clima organizacional en la institución universitaria producto de que en vez de resolver el problema se aumenta el riesgo de agudizarlo.

No obstante en relación a lo absurdo, imaginemos que la propuesta de López sea aplicada, ¿Qué sentido tiene recomponer una nómina de trabajadores si los que decidieron no desertar, están protestando porque no les alcanza el salario, el SISMEU es un fracaso y en la actualidad se mantiene deudas con los trabajadores? De igual manera es importante denotar que dicha medida de abultar la nómina de trabajadores, tampoco tendría sentido ya que hay una masificada y preocupante deserción de estudiantes universitarios el cual supera el 55% en todas las casas de estudios, por otro lado, también se habla de "buscar a los miles de muchachos graduados de nuestras universidades de la Revolución y prepararlos para el ingreso como personal docente y administrativo bajo el mensaje de la esperanza en la consolidación de la Universidad Popular y Productiva." Dejando una gran duda en relación al señor Carlos López sobre si ¿tendrá conocimiento cuánto gana un profesor instructor dedicación tiempo completo y cuánto cuesta un par de zapatos? Obviamente al analizar la pregunta seguramente entenderá que un profesional con el perfil para asumir la docencia universitaria no trabajara por ese salario ya que tendría las mismas necesidades de los que desertaron.

En ese orden de ideas la visión social de la universidad, tampoco puede estar adherida al cómodo planteamiento de que por tener la universidad de puertas abiertas e está garantizando el derecho a la educación ya que como planteara la Unesco (2007)

el acceso es una condición necesaria mas no suficiente para asegurar el derecho a la educación, ya que éste no garantiza por sí mismo que las personas construyan los aprendizajes relevantes esperados, ni que las experiencias educativas sean sensibles a las condiciones de las personas, lo que puede devenir en problemas serios de continuidad y conclusión de estudios, así como en limitaciones en los aprendizajes logrados. (pág. 83)

En conformidad, pasa por un repensamiento de los programas educativos enmarcados en una visión compleja sobre a quien se educa, como se educa, con que se educa y para que se educa, tal como el Manifiesto de Córdoba expresa "Las almas de los jóvenes deben ser movidas por fuerzas espirituales. Los gastados resortes de la autoridad que emana de la fuerza no se avienen con lo que reclaman el sentimiento y el concepto moderno de las universidades."

  • Visión Económica de la universidad

Las universidades en la actualidad están pasando por uno de sus peores momentos en lo económico, logístico, en su infraestructura, etc., sin embargo ante estos desafíos que superar la universidad no aprende que debe buscar la solución en sus cimientos y no desde peticiones a organismos externos, ahora bien tampoco está en la improvisación el cual viene caracterizando el fracaso de las gestiones rectorales en muchas universidades ARBOL con actividades sin planificación y mucho menos organización recayendo en un grosero despilfarro de recursos Humanos, Materiales, Financieros y de tiempo.

En ese sentido debe existir un plan tanto para la formación como para la acción basado en el emprendimiento, mucho se habla de la ejecución de proyectos socio productivo, asumiendo acciones como planes de siembra en instituciones donde se forman Ingenieros Mecánicos, Contadores, Administradores, lo cual si ben se entiende que hay una necesidad de producción de alimentos, ¿realmente hay una formación y conciencia de ello o simplemente tal ejecución es para la foto que se envía al ministerio? En ese sentido Ortega y Gasset (1939) plantea "Una institución no puede constituirse en buenos usos si no se ha acertado con todo rigor al determinar su misión" lo cual sin duda alguna debe ser la base para toda política autogestionaria de la universidad, es inconcebible como ante la carencia de repuestos para el parque automotor del estado universidades que gradúan ingenieros mecánicos sean incapaz de fabricar las autopartes que amerita el transporte público, que ante la carencia de alimentos universidades con la carrera de ingeniería de alimentos estén enclaustrada en su propia realidad y no coadyuve en el desarrollo de la sociedad Venezolana, como ante la carencia de medicina solo existan dos universidades con la carrera de farmacia y alejadas geográficamente de nuestra riqueza biodiversa. En fin la visión económica de la universidad Venezolana pasa por diseñar desde sus potencialidades las alternativas productivas para beneficios del alma mater, sus actores y el país.

  • Visión Territorial de la universidad Venezolana

Las universidades de acuerdo a la necesidad país deben responder al desarrollo integral de la nación, en consonancia uno de los aspectos fundamentales debe estar la formación y la acción investigativa y de interacción comunitaria anteriormente llamada extensión universitaria del alma mater en correspondencia tanto con el carácter demográfico, productivo, económico y social de donde haga vida, en tal sentido, como ya se hizo referencia, ante la carencia de medicamentos las escuelas de farmacia no solo que ya no pueden seguir siendo insuficientes, sino que no pueden estar únicamente en la ULA de Mérida, la UCV de Caracas o la USM en caracas y Puerto la Cruz teniendo estados ricos en biodiversidad como el estado Bolívar, Aragua y Amazonas, donde no solo se pueden realizar pertinentes estudios relacionado a la ciencias médicas y medicinales, sino establecer un centro nacional de medicinas fortalecido con nuestros propios recursos naturales, materiales, financieros y Humanos, abasteciendo no solo las necesidades de la población venezolana sino exportando parte de esa producción.

Del mismo modo ante la guerra con los alimentos bien sea por la ausencia o encarecimiento de ellos (sabiendo el porqué de esta situación) la Carrera de Ingeniería de Alimentos no solo puede estar determinada en la UNESR de Valles del Tuy y Canoabo, o en la UNESUR de santa Bárbara del Zulia, ya que la república Bolivariana de Venezuela se concibe como un territorio federal Descentralizado y partiendo de esta premisa debe explotarse al máximo los recursos y las oportunidades para la producción y el desarrollo endógeno, logrando así vencer la guerra económica y las pretensiones del imperialismo norteamericano en la apropiación indebida de nuestros recursos minerales y naturales.

Por último, ante todo lo planteado solo esto será posible mediante la invocación de un poder originario como la constituyente universitaria para crear las bases de la universidad necesaria.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2783 veces.



Marcel Doubront

Profesor UNESR Bolívar

 marceldoubront@gmail.com

Visite el perfil de Marcel Doubront para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: